TRAS LA MUERTE DEL NENE DE 3 AÑOS

Vecinos indignados salen a pedir seguridad en Lomas

Tras el asesinato de Agustín Bustamante,el nene de 3 años baleado por un motochorro cuando iba con su papá a una pizzería, los vecinos de Lomas de Zamora se reunieron para pedir justicia y protestar contra la inseguridad. "Sentimos que estamos solos, nadie nos escucha" , relató una de las residentes de la localidad. Además, aseguró que tienen "la zona liberada". Este jueves 8/6 el papá reconoció a uno de los implicados.

Un nene de 3 años que caminaba de la mano de su padre rumbo a una pizzería fue asesinado de un balazo en la espalda por dos delincuentes en Lomas de Zamora. Este jueves 8/6, el papá de la víctima, Martín Bustamante, logró identificar al sospechoso en una rueda de reconocimiento.

"Papá, me duele", fueron las últimas palabras que le dijo Agustín Bustamante, a su padre Martín antes de desvanecerse, luego de haber recibido un balazo en la espalda disparado por un adolescente que, aparentemente, concretó el crimen junto a su hermano en el marco de un asalto. Fuentes policiales y judiciales aseguraron que el hecho ocurrió cerca de las 21 en la calle Mayor Olivero al 1300 de la localidad de Villa Centenario al sur del conurbano bonaerense, y que el niño falleció mientras era atendido en la Clínica Boedo, hasta donde fue trasladado por su propio padre.

Por el hecho, horas después, la policía logró la detención de un adolescente de 16 años, quien fue apresado cuando caminaba a unas tres cuadras del lugar del crimen, mientras que aún permanece prófugo el segundo sospechoso que, de acuerdo a los investigadores, se trataría de un hermano del muchacho ya detenido. Los investigadores llegaron a él porque varios vecinos aportaron datos sobre un grupo de jóvenes que se junta todas las noches en esa zona y que viven en unos monoblocks ubicados a pocas cuadras de allí. "Íbamos caminando de la mano y me los encuentro. Estaban escondidos y uno de ellos tenía un arma. Me robaron, me sacaron la plata y cuando se van, uno se da vuelta y me tiran. El que tenía el arma se sonrió. Me quisieron apuntar a mí, con tanta mala suerte que le pegaron a mi hijo", contó esta mañana entre lágrimas el padre de Agustín, un hombre que trabaja como empleado en una empresa de seguridad privada.

Según las fuentes policiales y judiciales, los delincuentes se apoderaron de unos 200 pesos que el hombre llevaba para comprar la pizza y su teléfono celular, tras lo cual huyeron caminando, se dieron vuelta a pocos metros y le dispararon un único balazo. En ese momento, el hombre alzó a su hijo en brazos y salió corriendo para pedir ayuda, pero el niño le dijo "papá, me duele". Al ver que estaba con una herida en la espalda, decidió llevarlo de inmediato a un centro asistencial con la ayuda de un vecino, donde el niño finalmente murió como consecuencia de las heridas El hecho comenzó a ser investigado por la Unidad Funcional de Instrucción 4 de Lomas de Zamora, a cargo del fiscal Lorenzo Latorre, pero con la detención del adolescente, el expediente pasó a manos de la fiscal Isabel Lanfranchi, titular de la Fiscalía Penal Juvenil 4 del departamento Judicial de Lomas de Zamora. Tras el asesinato de Agustín Bustamante, los vecinos de Lomas de Zamora se reunieron para pedir justicia y protestar contra la inseguridad.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario