1,3 AÑOS MENOS

Brasil: la pandemia reduce la esperanza de vida en un país diezmado

Desde 1945 y 2020, la esperanza de vida se había incrementado en un promedio de cinco meses por año. Pero la COVID-19 le cobró más de 516.000 muertes, convirtiéndolo la segunda nación con más muertes por la infección del mundo.

La pandemia redujo la esperanza de vida en Brasil en 1,3 años, según un estudio publicado en Nature Medicine. Después de incrementarla entre 1945 y 2020 de 45,5 años a 76,7 años, ahora ha vuelto a los niveles del 2014

Brasil es uno de los países más diezmados por el coronavirus con más de 516.000 muertes, cifra superada solo por Estados Unidos, que ha perdido a más de 604.000 personas. Aun así, USA tiene mayor población y la esperanza de vida disminuyó solo ligeramente.  

Los investigadores de la Universidad de Harvard dirigidos por la doctora Marcia Castro estimaron que la disminución para fines del 2021, será de aproximadamente 1,78 años (1,86 años para los varones y 1,64 años para las mujeres).

Como explica el informe: “con base en el número total de muertes reportadas en Brasil en 2019 y 2020, construimos tablas de vida por período y calculamos la diferencia en la esperanza de vida entre 2019 y 2020 por estado y sexo”.

Los estados de la región amazónica, incluidos Amazonas, Rondonia, Roraima y Mato Grosso, han sido los más perjudicados. A diferencia de los del noreste, han tenido en común la falta de restricciones de circulación que logren detener la propagación del virus. 

De hecho, la esperanza de vida "es equivalente a los niveles observados en Brasil desde hace 20 años o más en algunos estados”. 

El revés para la nación más grande de América Latina sucede después de décadas y miles de millones de dólares destinados a expandir el alcance y la calidad de su sistema de salud pública universal. La pandemia ha golpeado los grandes avances conquistados.

Más de 18 millones y medio de brasileños han sido infectados hasta ahora, o al menos una de cada 11 personas, y tiene un promedio de los últimos siete días de más de 65.000 nuevos casos y más de 1.600 muertes al día, según datos oficiales. 

No obstante, al igual que otros países como la India, muchos expertos dudan del alcance de los números y arrojan que podrían ser superiores

Por su parte, la vacunación llegó con demoras y actualmente el 34% de la población ha recibido al menos una dosis y el 12% completó el esquema, según Our World in Data. 

Recuperación 

Cuando ocurren conmociones intensas como una pandemia o una guerra, la esperanza de vida disminuye, pero a menudo se recupera rápidamente, explica la investigación.  

“Este fue el caso de la pandemia de influenza de 1918 en los Estados Unidos, cuando en 1919 fue más alta que en 1917, probablemente debido, en parte, a la mortalidad selectiva de las personas con tuberculosis”. 

Sin embargo, los autores argumentan que, en el caso de COVID-19 en Brasil, el repunte no ocurrirá en 2021 y que la trayectoria prepandémica de avances probablemente se desacelerará. 

Tal es así por cinco razones, detalladas en el análisis:

  1. La circulación del virus sigue siendo extremadamente alta, con alrededor de 2.000 muertes diarias. 
  2. Se interrumpieron los servicios de atención primaria de la salud, como la vacunación infantil, el diagnóstico y tratamiento del VIH, el seguimiento a diabéticos y se redujeron en un 35% los nuevos diagnósticos de cáncer. 
  3. Las secuelas posteriores al coronavirus, cuya evidencia científica está en aumento, también repercutirán en el futuro.
  4. La crisis económica desde 2014 y la profundización de las desigualdades
  5. En quinto lugar, es probable que las reducciones en el presupuesto de salud y los cambios en el modelo de financiamiento afecten los resultados de salud poblacional. 

“En resumen, la cifra de muertos por COVID-19 en Brasil ha sido catastrófica. Los avances a nivel estatal en longevidad logrados durante años o incluso décadas fueron revertidos por la pandemia. La falta de una respuesta coordinada, pronta y equitativa informada por la ciencia, así como la promoción de la desinformación, han sido el sello distintivo de la actual administración”. 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario