MUNDO Donald Trump > Letitia James > Organización Trump

FORO DE PRECANDIDATOS

Miércoles 23/02, día clave para Donald Trump 2022

Mientras la Fiscalía de Nueva York apunta contra Ivanka y Donald Trump Jr., su padre, Donald Trump Sr., define la estrategia 2022: quiere un rol central.

Hace aproximadamente 1 mes, el público se enteró de que la fiscal general de Nueva York, Letitia James, quiere convocar a Donald Trump como parte de su investigación de fraude fiscal civil contra la Organización Trump. Tal como informó NBC News, la oficina de James quiere que el exPresidente responda preguntas bajo juramento como parte de la investigación en curso sobre si la empresa de Trump cometió fraude al informar el valor de ciertas propiedades a los bancos y las autoridades fiscales.

No es sorprendente que el republicano haya rechazado la solicitud.

Pero resulta que la oficina de la fiscal general de Nueva York no solo está interesada en hablar con Trump; también quiere hablar con 2 de sus hijos adultos.

La procuradora general de Nueva York, Letitia James, citó a 2 de los hijos del ex presidente Donald Trump, Ivanka y Donald Trump Jr., así como al propio Trump, en una investigación de fraude financiero en curso, según una orden presentada en los tribunales de Nueva York.

La citación busca "testimonios y documentos 'en relación con una investigación sobre la valoración de propiedades que son propiedad o están controladas por Donald J. Trump o la Organización Trump, o cualquier asunto que el Fiscal General considere pertinente'".

Letitia James.jpeg
Letitia James, la fiscal que va por los Trump.

Letitia James, la fiscal que va por los Trump.

Un portavoz de la Oficina del Fiscal General de Nueva York dijo: "Mientras continúa su investigación sobre las transacciones financieras de la Organización Trump, la Fiscal General James busca entrevistas bajo juramento de Donald Trump, Donald Trump Jr. e Ivanka Trump. A pesar de los numerosos intentos de demora nuestra investigación por parte de la Organización Trump, estamos seguros de que nuestras preguntas serán respondidas y se descubrirá la verdad porque nadie está por encima de la ley".

Trump demandó a James el 21/12/2021, acusando a su oficina de tener motivaciones políticas para investigar al expresidente. En una llamada telefónica con CBS News ese día, se llamó a sí mismo una "parte agraviada e inocente" y calificó la investigación de James como "un engaño".

Ronald Fischetti, quien representa a Donald Trump, apunta a demostrar que la oficina de James, en forma irregular, quiere involucrarlo en otra investigación, la del fiscal de distrito de Manhattan, que ya presentó cargos contra la Organización Trump y su director financiero, Allen Weisselberg.

"Ella ha puesto a su propia gente, al menos 4 de ellos, en la oficina del fiscal de distrito. Y están hablando en el gran jurado. Entraron en el gran jurado cuando se informaba a los testigos", dijo Fischetti.

Donald Trump

En tanto, Donald J. Trump y sus aliados están programando eventos y recaudando fondos para iniciativas destinadas a convertir al exPresidente en un actor central en las elecciones de mitad de período y, posiblemente, preparar el escenario para otra candidatura a la Casa Blanca.

Ivanka Trump, un bastión de Donald Trump (pero eso tiene costos hoy día).
Ivanka Trump, la sombra de su padre Donald Trump.

Ivanka Trump, la sombra de su padre Donald Trump.

Él y los grupos aliados con él están planeando cumbres de políticas, más manifestaciones y un foro elaborado el próximo mes en su resort de Mar-a-Lago para los candidatos que ha respaldado y los donantes que contribuciones de hasta US$ 125.000 por persona a un súper PAC pro-Trump (los PAC son una suerte de fideicomisos para recaudación específica, habilitados por la legislación vigente).

Los esfuerzos parecen tener la intención de reforzar el control del expresidente sobre el Partido Republicano y sus aportantes, en medio de preguntas sobre si Trump buscará nuevamente la nominación del partido o se conformará con un papel de 'hacedor de reyes'.

En conjunto, los grupos pro-Trump forman una especie de partido político en las sombras que podría ayudar a iniciar otra campaña presidencial y, si tuviera éxito, dar forma a su administración. Incluyen los propios PAC de Trump, que acumularon más de US$ 100 millones el verano pasado, emplean una lista superpuesta de ex altos funcionarios de su administración y han señalado que tienen la intención de adoptar políticas y candidatos apoyados por Trump.

Los grupos también han ayudado a reforzar sus propiedades como centro del poder republicano, celebrando eventos en su resort privado Mar-a-Lago en Palm Beach, Florida, y en el Trump National Golf Club en Bedminster, Nueva Jersey. Representan a una corriente de republicanos que buscan su bendición política, emitiendo casi 100 respaldos a precandidatos alineados, incluidos los rivales en el Partido Republicano de quienes votaron por el juicio político de Trump o apoyaron la certificación de su derrota ante el presidente Joe Biden en las elecciones de 2020.

El foro de PREcandidatos en Mar-a-Lago está siendo planificado para el 23/02 por un súper PAC dirigido por algunos de los aliados más cercanos de Trump llamado Make America Great Again, Again! Inc., según un correo electrónico a los donantes, enviado por Roy W. Bailey, un empresario de Texas y recaudador de fondos republicano.

Roy W. Bailey.webp
Roy Bailey, de Waco, Texas, fue copresidente del Comité Nacional de Finanzas de Donald Trump, y ahora -junto al financiero internacional Thomas J. Barrack, Jr.- prepara la nueva etapa de Trump.

Roy Bailey, de Waco, Texas, fue copresidente del Comité Nacional de Finanzas de Donald Trump, y ahora -junto al financiero internacional Thomas J. Barrack, Jr.- prepara la nueva etapa de Trump.

El Capitolio

Liz Cheney, la vicepresidenta del comité parlamentario que investiga el asalto sufrido en los días finales de Donald Trump en la Casa Blanca, señaló en una entrevista que los investigadores tienen testimonios críticos que prueban que Donald Trump conocía la sangrienta insurrección pero que, sin embargo, no hizo nada para detenerla, e involucró a su hija Ivanka.

En declaraciones a ABC News, Cheney dijo que el panel tiene "testimonio de primera mano" de que durante el ataque, Ivanka Trump al menos 2 veces le pidió a su padre que interviniera para detener el desarrollo de la escena en el Capitolio. “Conocemos a su hija, tenemos testimonio de primera mano de que su hija Ivanka fue al menos dos veces para pedirle que 'por favor, detenga esta violencia'”, dijo Cheney.

El presidente del comité parlamentario, Bennie Thompson, le dijo a Dana Bash de CNN: “Tenemos un testimonio significativo que nos lleva a creer que se le había dicho a la Casa Blanca que hiciera algo. Queremos verificarlo todo para que cuando produzcamos nuestro informe y cuando tengamos las audiencias, el público tenga la oportunidad de verlo por sí mismo”.

Él añadió: "Es muy inusual que cualquier persona a cargo de algo observe lo que está sucediendo y no haga nada".

Es importante señalar que, a pesar de que aparentemente quería que la violencia se detuviera, inicialmente Ivanka se dirigió a las personas que habían irrumpido en el Capitolio en un intento de detener la democracia como "patriotas estadounidenses", antes de darse cuenta de que mimar a los insurrectos podría no verse muy bien para la marca.

Además, a pesar de su preocupación, ella aparentemente superó toda la escena en un tiempo récord, organizando una cena al día siguiente con su marido Jared en la que minimizó lo sucedido en el Capitolio.

Cheney apuntó al futuro:

Cualquier hombre que no lo hiciera, cualquier hombre que provocara un asalto violento al Capitolio para detener el escrutinio de los votos electorales, cualquier hombre que mirara por televisión cómo policías estaban siendo golpeados mientras sus partidarios estaban invadiendo el Capitolio de Estados Unidos, claramente no es apto para un cargo futuro. Claramente, nunca más podría estar cerca de la Oficina Oval. Cualquier hombre que no lo hiciera, cualquier hombre que provocara un asalto violento al Capitolio para detener el escrutinio de los votos electorales, cualquier hombre que mirara por televisión cómo policías estaban siendo golpeados mientras sus partidarios estaban invadiendo el Capitolio de Estados Unidos, claramente no es apto para un cargo futuro. Claramente, nunca más podría estar cerca de la Oficina Oval.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario