Leído

JUAN ANTONIO GUERRERO

El Vaticano tiene nuevo Secretario financiero: español, jesuita, economista y filósofo

Jue, 14/11/2019 - 7:15pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

La Santa Sede fue la reina de los escándalos durante todo el año 2019, lo que comenzó con las acusaciones a cardenales y sacerdotes por abusos sexuales a menores, y concluyó algunos meses atrás con otro escándalo financiero que golpeó a la administración de la región a cargo del Papa, Francisco I. Si bien el Sumo Pontífice asumió con el objetivo de acabar con los casos de corrupción en el Vaticano y reordenar las finanzas de la ciudad-estado, no lo logró todavía, por eso ahora nombró a uno de los hombres más poderosos de los jesuitas, el español, Juan Antonio Guerrero, quien será el nuevo Secretario de Economía en reemplazo del ahora detenido, George Pell.

Juan Antonio Guerrero, el nuevo Secretario de Finanzas del Vaticano
Contenido

Los jesuitas siguen tomando poder en el Vaticano, al parecer son los grandes aliados del Papa Francisco I. Ahora es el turno del español y 2° de los jesuitas, después del líder venezolano máximo de la comunidad religiosa, Juan Antonio Guerrero, quien fue elegido por el Sumo Pontífice para ocupar el "ministerio" de finanzas de la Santa Sede, en reemplazo del cardenal acusado de abusar sexualmente a niños y en consecuencia ahora detenido, George Pell. Aunque la llegada de Guerrero no solo significa ir a fondo con una reforma económica, sino que la presencia de un jesuita más en la Santa Sede, algo que enoja a otras comunidades religiosas.

El nuevo Minsitro de Finanzas tiene 60 años y no es ni Cardenal, ni Obispo, solamente es uno de los líderes jesuitas alrededor del mundo, y no solo eso ya que habla 5 idiomas:  italiano, inglés, francés, portugués y español, y es licenciado en Economía, Filosofía y Teología. Un gran partido para el Papa Francisco, quien desde comienzos de su mandato no logra hacer una de todas las reformas que había prometido. Claro que obtuvo triunfos, como el fortalecimiento de las relaciones con China y la extensión de tolerancia hacia la comunidad LGTB.

La figura del nuevo funcionario es especial por varias razones, entre ellas que formará parte del gobierno del Vaticano mientras la ciudad-estado está hundida en un agujero negro de escándalos financieros como el que se dio a conocer el pasado 02/10 en cuanto a la suspensión de 5 funcionarios de alto cargo del Vaticano por estar involucrados en supuestas operaciones millonarias e irregulares en la casa del Sumo Pontífice. Este escándalo se cobró el puesto de a nada más y nada menos que Tommaso Di Ruzza, el director y "número dos" de la Autoridad de Información Financiera (AIF), el organismo encargado de velar por la transparencia de las cuentas vaticanas.

Este hecho es solo otro problema financiero en el que se ve envuelto el Vaticano, teniendo en cuenta que controlar las finanzas de la ciudad no es nada fácil así fracasaron reiteradas veces los líderes anteriores. Esta última situación en torno a las finanzas se basó en la compra y venta de inmuebles en el extranjero, mayormente en Londres, por cifras millonarias que a primera vista parecían irregulares. Y además se cobró el puesto del jefe de Seguridad del Papa.

Pero ahora volviendo a Guerrero, el mismo explicó: "Como jesuita es una alegría recibir una misión directamente del Papa. Es un modo privilegiado de realizar mi vocación”. “La obediencia que profeso me ha llevado siempre por caminos inesperados, ha ido sacando de mí lo que yo nunca habría osado intentar y estoy agradecido. La obediencia es, para mí, un lugar privilegiado de encuentro con el Señor”, dijo en cuanto a su nombramiento al puesto que comenzará a ejercer en enero de 2020. 

El mismo se encontraba en Mozambique hasta 2017, ejerciendo su vocación cuando le llegó el llamado del Vaticano para hacer lo que hace actualmente al desempeñarse como delegado del Padre General, así lo explica Vatican News, el sitio de noticias oficial de la Santa Sede. De acuerdo a lo que plantea la publicación, una vez que termine con sus funciones como asistente gubernamental de Francisco, podrá volver sin restricciones a sus labores como jesuita. Esto por supuesto no es tan común en los ministros del Vaticano, ya que siempre suelen ser arzobispos o cardenales.

Como explicamos el mismo llega como reemplazo de George Pell, el cardenal que fue hallado culpable de haber abusado de 2 monaguillos en la Catedral de San Patricio, en Melbourne (Australia), en la década de los '90. El mismo luego fue sentenciado en doble instancia a 6 años de cárcel que hoy está cumpliendo en su país.