Leído

¿LA ERA DORADA DE LA TELEVISIÓN?

Las mejores series de una década marcada por la cultura pop y las guerras de streaming

Lun, 30/12/2019 - 8:26pm
Enviado en:
Por Urgente24

A tan solo 1 día de acabar el año 2019 y no solo eso, sino que también una década, comienzan a aparecer todos los "10 mejores de la década o del año". Sin embargo esta década si por algo fue marcada fue por el boom de las series de televisión y mismo las oriundas de servicios de streaming, por ejemplo Netflix. Es así que tanto la empresa como los distintos medios de comunicación dieron su lista de "10 mejores series". Las que no pudieron faltar fueron por supuesto: Game of Thrones, Orange is the New Black y Fleabag, todas ganadoras de premios y signos de un gran cambio en la televisión a comparación de la década anterior.

Contenido

Extensas listas de videojuegos, libros, películas y series, entre otras cosas pasan a ser parte de un ranking realizado tanto por empresas como por especialistas en el tema para dar conocimiento de cuáles fueron los mejores productos de la cultura pop en la década o en el año. Por ejemplo este lunes 30/12, el gigante Netflix, dio a conocer sus contenidos más exitosos durante el 2019, sin embargo, distintos analistas y especialistas en cine y series vieron el panorama más amplio y se enfocaron en lo mejor de la década. 

Uno de los medios que hizo eso fue Wired, la revista norteamericana especializada en tecnología que publicó un segmento llamado "La reseña de la década", donde realizó un análisis con respecto a cuáles fueron los productos de la industria cultural más significativos en términos de influencia cultural en la sociedad y en la vida diaria. 

Claro que la que no pudo faltar fue Game of Thrones, la serie que atrapó a millones de televidentes y llevó a HBO a otro nivel que tal vez le será difícil de alcanzar otra vez. Principalmente porque comenzó en 2011, los primeros años de la década y estuvo vigente y cada vez con más éxito hasta este 2019, que si bien decepcionó un poco con su final, todavía es una de las que más fanáticos reúne alrededor del mundo. 

Además las palabaras que una vez pensó el guionista ahora son parte de la cultura popular: "Winter is coming" ("El invierno está llegando") ahora es la frase de cabecera en la sociedad cuando hace un poco de frío, y pertenece a los primeros capítulos de la serie. Claro que esto también sucedió previamente con seires y películas en décadas pasadas. Sin embargo, según lo que explica Wired, la televisión fue variando durante la década, al igual que las costumbres y el núcleo de la sociedad. 

Lo que comenzó con series un tanto comunes como Grey's Anatomy, que todavía sigue vigente hasta el día de hoy y va por su temporada número 16, o Mad Men y Breaking Bad, que llegaron para comenzar con lo que sería la "era dorada" de las series de televisión y con un gran traspaso de lo que era conservador, real y sin mucha fantasía ni raras vueltas e tuerca en la trama, a un show televisivo donde los personajes reviven las veces que sean necesarias y tratan temas que tan solo años atrás eran tabú. 

Si bien muchos aseguran que la época dorada ya había comenzado con Lost en la década pasada, que es con la serie que comenzó este boom por la televisión norteamericana, dividida en episodios y con un trama tan cambiante y atrapante, no fue hasta Breaking Bad o GOT que las personas alrededor del mundo esperaban a la misma hora para ver un capítulo. Aunque al mismo tiempo este problema estaba siendo resuelto por los gigantes del entretenimiento y la tecnología como Netflix, que fue el pionero e hizo millones. La idea de dejar atrás el videoclub y el alquiler de películas y se pueda ver una serie a cualquier hora, el tiempo que quieras, desde el sillón de tu casa. 

Claro que con el éxito de Netflix llegó su primera producción auténtica y propia: Orange is the New Black, que no solamente fue un gran éxito para Netflix por ser de gran producción, sino que también por la trama: el lesbianismo y las relaciones en una cárcel de Estados Unidos. Con ella comenzaron las series que se animaron a hablar de temas tabú como la sexualidad, la comunidad LGTBQ y la variedad de personajes, algo que según Wired fue lo que más atrajo al público, ya que se podía identificar con más de uno. 
 

Mientras el gigante Netflix continuaba en la producción y la minuciosa selección de series para su plataforma, por ejemplo los riesgos que corrió con series como Black Mirror, Sense 8 y The OA, que hablaban de un mundo maravilloso y que jugaba con temas que tal vez la sociedad no estaba lista para aceptar como la existencia del alma, la vida, la muerte y otros géneros. Esto llevó a la cadena a cancelarlos, pero después hacer malabares para la comunidad de fanáticos que se quejaban frente a su cancelación. 

Pero claro, en tanto, las demás cadenas de televisión y productoras también querían aprovechar la oportunidad de las plataformas on demand, entonces fue que apareció Amazon, HBO +, Disney +, Hulu, entre otras. Si bien estas están actualmente en una guerra de derechos de emisión y de quién tiene el mayor presupuesto para producir y el mejor contenido, que también se perpetuará en 2020, las mismas lograron tener grandes éxitos.

Es el caso de HBO con GOT, Years and Years, Chernobyl o Veep, o mismo de Hulu con The Handmaid's Tale, uno de los grandes éxitos de los últimos años que traía a la pantalla chica a la gran escritora, Margaret Atwood. Esta última fue un gran cambio también en los productos culturales a los que el público estaba acostumbrado, ya que la misma planteaba un mundo distópico donde las mujeres eran sometidas y utilizadas como objetos solamente para tener hijos. Un claro grito de guerra por parte del feminismo, un movimiento que llegó con fuerza en todo el mundo en los últimos 5 años.  

Lo mismo ocurre actualmente con Disney+ y su éxito basado en Star Wars, The Mandalorian, o mismo Amazon, que en colaboración con la BBC produjo dos de las series que ganaron a mejor comedia y drama en los premios Emmy de 2019: Fleabag y Killing Eve. Ambas en las cuales está involucrada la gran Phoebe Waller-Bridge. Esto lleva a cómo cambiaron las comedias en los últimos 10 años, ya no todo es sitcom como lo podía ser Friends o mismo The Big Bang Theory. 

Durante 5 años consecutivos, la serie ganadora a mejor comedia en los premios Emmy y en los Golden Globes fue Veep, la cuál comenzó en 2012 y contaba la historia de una vicepresidenta infeliz que trabajaba en la Casa Blanca y lo único que quería era llegar al despacho Oval cueste lo que cueste. La misma terminó este 2019 con un final algo agridulce. Sin embargo, fue uno de los mayores éxitos de HBO junto con Game of Thrones y muchos otros, ya que como explicamos anteriormente, cambio la forma de hacer comedia.