ANÁLISIS Mujeres del Muro > Torá > Jerusalén

DIFÍCIL JERUSALÉN

Muy mal los ultraortodoxos judíos con las Mujeres del Muro

Gracias que no se encuentra en el poder Benjamín Netanyahu. Esto que ocurrió en el Muro de Jerusalén no hubiese ocurrido con él. Mujeres del Muro siguen firmes.

El Muro de los Lamentos (Kotel) es uno de los lugares sagrados judíos, un fragmento de la pared de contención del Monte del Templo, sobre el cual fue construido el 2do. Templo de Jerusalén (antes de su destrucción por los romanos el año 70 d.C.). La asociación Women of the Wall (WoW o Mujeres del Muro) fue fundada en diciembre de 1988, y ellas creen que un rollo de la Torá (el Pentateuco para los cristianos, 5 de los 6 libros atribuidos a Moisés, el otro es Job) no puede volverse impuro si una mujer lo toca.

El Muro es jurisdicción del Gran Rabinato de Israel y la seguridad del Muro está a cargo de la Policía del Muro.

Los jaredíes (judíos ultraortodoxos), en especial seguidores de rabinos tales como Zvi (Herschel) Schachter, Joseph B. Soloveitchik o bien los hermanos Dov Frimer y Aryeh Frimer, entre otros, decidieron que las oraciones en grupo de las mujeres no eran compatibles con la ley judía.

Además, la comunidad ultraortodoxa está en contra de que

  • las mujeres canten en presencia de los hombres,
  • lean la Torá en público y
  • puedan llevar el 'talit' y las 'filacterias', ya que son prendas tradicionalmente usadas por los hombres judíos ortodoxos.
mujeres del muro 2.jpg
Mujeres del Muro: Una de ellas abraza la cubierta de un rollo de la Torá, rodeada por las fuerzas de seguridad israelíes que frenan a los ultraortodoxos en el Muro Occidental, el viernes 05/11/2021. Ellas realizan oraciones mensuales en una campaña de larga duración (desde 1988) por la igualdad de género en el Muro.

Mujeres del Muro: Una de ellas abraza la cubierta de un rollo de la Torá, rodeada por las fuerzas de seguridad israelíes que frenan a los ultraortodoxos en el Muro Occidental, el viernes 05/11/2021. Ellas realizan oraciones mensuales en una campaña de larga duración (desde 1988) por la igualdad de género en el Muro.

El reclamo

Después de la 1ra. conferencia feminista judía internacional, en 1988 en Jerusalén, un grupo de 100 participantes se reunieron en el Muro para orar dentro de la sección reservada para las mujeres. Aquel día, a causa de que llevaban el manto de oración (talit), las filacterias (tefilín) y la kipá (para cubrir la cabeza), y cantaban y leían la Torá en voz alta, el grupo fue asaltado verbal y físicamente por hombres ultraortodoxos (llamados 'jaredíes' o 'haredíes').

Desde entonces, un grupo de mujeres de Jerusalén siguió yendo a orar al Muro, a pesar de que, a menudo, ellas volvieron a ser atacadas por los jaredíes. Después de un incidente bastante violento, en el que los haredíes agredieron con sillas a las mujeres, la Asociación le pidió protección al Gobierno israelí.

Pero el por entonces gobierno israelí se negó y aprobó una lista de prohibiciones a las mujeres, tales como orar en grupo, tocar un rollo de la Torá y llevar el manto de oración.

El Gobierno israelí minimizó el reclamo afirmando que Mujeres del Muro tiene motivaciones políticas y no religiosas, es decir que le negó el deseo de orar.

El rabino Moshé Feinstein decidió que los grupos de oración de mujeres deberían estar permitidos solamente cuando su motivación fuese considerada honesta por los rabinos y no influenciadas por el feminismo.

Según el rabino Avi Shafran, la Asociación de Mujeres del Muro desobedeció las instrucciones del Rabinato del Muro.

Y la policía le permitió a los manifestantes haredíes atacar verbalmente y, a veces, físicamente, tanto a los grupos de oración de Mujeres del Muro como a no ortodoxos.

Pero en medio de la pandemia ocurrieron cambios políticos en Israel. Cesó Benjamin Netanyahu. ¡Qué buena noticia!

Benjamin Netanyahu y Yaakov Litzman.jpg
Benjamin Netanyahu y el ultraortodoxo Yaakov Litzman, quien fue su ministro de Salud.

Benjamin Netanyahu y el ultraortodoxo Yaakov Litzman, quien fue su ministro de Salud.

Las noticias

relató lo nuevo en Religion News Service:

En un evento histórico, cientos de policías israelíes protegieron a Mujeres del Muro contra miles de manifestantes haredíes (ultraortodoxos) cuando el grupo de oración de mujeres judías multiconfesional rezó en el Muro Occidental el viernes 05/11 por la mañana. En un evento histórico, cientos de policías israelíes protegieron a Mujeres del Muro contra miles de manifestantes haredíes (ultraortodoxos) cuando el grupo de oración de mujeres judías multiconfesional rezó en el Muro Occidental el viernes 05/11 por la mañana.

Hasta ahora, las fuerzas de seguridad israelíes nunca se habían esforzado por mantener el control de la multitud ultraortodoxa durante los servicios mensuales de Mujeres del Muro. Pero en la vida siempre hay una primera vez.

Anat Hoffman, presidenta de WOW o Mujeres del Muro, atribuyó el cambio en el comportamiento de la policía a las políticas del gobierno del primer ministro Naftali Bennett, quien asumió en junio.

Bennett, cuyos padres emigraron a Israel desde Estados Unidos, ha prometido promover el pluralismo religioso dentro del judaísmo.

La alianza que gobierna Israel, a diferencia de cuando gestionaba Benjamin Netanyahu, incluye a Gilad Kariv, parlamentario y rabino reformista, y no tiene a ningún partido político de los ultraortodoxos.

Anat Hoffman.jpg
Anat Hoffman, presidenta de Mujeres del Muro (izq).

Anat Hoffman, presidenta de Mujeres del Muro (izq).

Hoffman:

Sentimos una diferencia en el gobierno, un compromiso de que no habrá derramamiento de sangre en el Muro. En el pasado, la policía no nos protegía. El nivel de protección que tuvimos hoy no tiene precedentes. Sentimos una diferencia en el gobierno, un compromiso de que no habrá derramamiento de sangre en el Muro. En el pasado, la policía no nos protegía. El nivel de protección que tuvimos hoy no tiene precedentes.

El viernes 05/11, la policía custodió a 300 integrantes de Mujeres del Muro hasta la plaza del Muro Occidental, ingresando por una entrada paralela pero separada físicamente de la multitud de ultraortodoxos, en su mayoría jóvenes haredíes, que gritaban insultos y hasta llamaron "nazis" a las mujeres.

Varios de los activistas de WOW llevaban coloridos tejidos de terciopelo que cubren los rollos de la Torá, enviados por sinagogas de todo el mundo en señal de solidaridad.

Es una información clave. Esos tejidos protectores de los rollos pero sin los rollos, tenían una explicación: las autoridades del Muro Occidental prohíben a las personas llevar una Torá al muro. Por lo tanto, la Western Wall Heritage Foundation (Fundación de la Herencia del Mundo Occidental) proporciona rollos de la Torá a los hombres, incluidos los niños 'bar mitzva', pero están prohibidos para las mujeres.

"Las mujeres en el Muro Occidental no pueden sostener un rollo de la Torá o leer la Torá en público y en voz alta", explicó Yochi Rapaport, directora de WOW. “Somos discriminadas y excluidas en el lugar más sagrado para los judíos. Todo lo que nos queda por hacer es sostener las cubiertas de los pergaminos de la Torá vacías para protestar por la terrible injusticia".

En el control de seguridad que conduce a la plaza, las autoridades del Muro Occidental advirtieron a WOW que no mostraran los nombres de las sinagogas que estaban en los tejidos porque dijeron que era una forma de protesta.

Luego, la policía llevó a las mujeres hacia la sección de Mujeres junto al Muro, que los agentes habían acordonado con barreras metálicas. Mujeres policías montaron guardia frente a las barreras, y los guardias de la Western Wall Heritage Foundation no pudieron impedir que WOW orase en el Muro.

Antes de la vigilia policial, Aryeh Deri, miembro ultraortodoxo de la Knesset (Parlamento) reclamó desde Twitter a los ultraortodoxos que fuesen al Muro a "evitar la profanación de un remanente del sagrado Templo", a causa de la presencia de WOW.

El ex primer ministro Benjamin Netanyahu retuiteó la convocatoria de Deri a impedir orar a WOW.

Aryeh Deri.jpg
Aryeh Deri, quien intentó bloquear a las Mujeres del Muro.

Aryeh Deri, quien intentó bloquear a las Mujeres del Muro.

Pero el presidente israelí, Isaac Herzog, pidió a todos los parlamentarios, incluido el rabino Gilad Kariv, que se quedaran en sus casas para evitar la violencia en el Muro.

Sin embargo, miles de judíos ultraortodoxos acudieron a la convocatoria de Deri / Netanyahu.

mujeres del muro3.jpg
Mujeres del Muro sostiene mantos o cubiertas de la Torá enviadas por las sinagogas de todo el mundo, el viernes 5 de noviembre de 2021 en la Ciudad Vieja de Jerusalén.

Mujeres del Muro sostiene mantos o cubiertas de la Torá enviadas por las sinagogas de todo el mundo, el viernes 5 de noviembre de 2021 en la Ciudad Vieja de Jerusalén.

Entre los partidarios de WOW, Joe Brophy, estudiante del Instituto Pardes, dijo haberse unido al grupo "para pedir por un espacio de oración para todos los judíos. Es fundamental que todos los judíos se sientan cómodos aquí".

Brophy dijo que cuando enseñaba hebreo en los Estados Unidos, les dijo a sus estudiantes que los judíos habían estado orando en dirección al Muro Occidental y los templos judíos destruidos durante milenios.

Cuando los de WOW se estaban preparando para leer una pequeña Torá que alguien había ingresado 'de contrabando' a la sección de Mujeres, los guardias de Western Wall Heritage Foundation intentaron quitárselo de las manos.

“Una turba rodeó al grupo y nos expulsó físicamente de la plaza. No pudimos leer la Torá”, informó el comunicado.

Hoffman dijo que su grupo continuará reuniéndose en la sección Mujeres y tratará de orar hasta que el gobierno cumpla su promesa realizada en 2016 de financiar y reconocer un espacio de oración para la oración no ortodoxa.

Quien lo prometió fue Netanyahu, pero se desdijo después de que el diputado Deri y otros ultraortodoxos amenazaran con derrocar a su gobierno a menos que se impidiera la oración de las mujeres.

Hoffman:

Tenemos grandes esperanzas de que este gobierno tenga el valor de seguir adelante. Será un reconocimiento de que hay más de una forma de ser judío, incluso en Israel. Tenemos grandes esperanzas de que este gobierno tenga el valor de seguir adelante. Será un reconocimiento de que hay más de una forma de ser judío, incluso en Israel.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario