Leído

EL CASO AUSTRALIA

Por qué la resolución final de la OMS sobre el origen del COVID-19 no menciona a China

Mar, 19/05/2020 - 1:41pm
Enviado en:
Por Urgente24

La resolución inicial propuesta por Australia pedía contundentemente una investigación sobre el origen del coronavirus y explicaciones al régimen chino, pero la que finalmente fue aprobada, redactada por la UE, llama a una "investigación imparcial, independiente y exhaustiva" para evaluar la respuesta internacional al COVID-19, incluyendo las acciones de la propia OMS. No menciona expresamente a China. Desde que en abril Australia se convirtiera en el país que más fuerte clama por la revisión de las acciones del Partido Comunista Chino en los comienzos del COVID-19, Beijing lo ha estado castigando con aranceles o directamente bloqueando productos de ese país.

Tedros Adhanom, director de la Organización Mundial de la Salud.
Contenido

En una carta posteada en Twitter el lunes 18/5 por la noche, el presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó con cortar los fondos de manera permanente a la Organización Mundial de la Salud y "reconsiderar" la membrecía de Estados Unidos al organismo si este no ofrecr cambios dentro de los próximos 30 días.

Trump acusa a la OMS de no ser independiente del gobierno chino, y de haber fracasado en alertar tempranamente sobre la pandemia del coronavirus. La OMS, según el presidente estadounidense, falló en investigar de manera independiente reportes creíbles que venían de Wuhan, que ponían en duda lo planteado por el Partido Comunista Chino.

Para el 30/12, apunta la carta, la oficina de la OMS en Beijing sabía que había un tema muy preocupante de salud pública en Wuhan. Al otro día, supieron que había contagio interhumano por medio de Taiwán (la OMS negó esto pero Taiwán lo corroboró). Sin embargo, apunta Trump, la organización no compartió esta información con el resto del mundo "probablemente por razones política".

Las reglas de la organización, plantea, dictan que un país debe informar sobre una emergencia de salud dentro de las 24 horas, pero Beijing no informó a la OMS por días, o quizás hasta semanas, de los casos de neumonía de origen desconocido que estaba teniendo.

Según el Dr. Zhang Yongzhen, del Centro Clínico de Salud Pública de Shanghai, él avisó a las autoridades chinas el 5/1 que había desentrañado el genoma del virus. Esta información no fue publicada hasta 6 días después, el 11/5, cuando el Dr. Zhang la posteó online. Al día siguiente, las autoridades chinas cerraron su laboratorio.

La carta enumera una serie de otras presuntas fallas de la OMS ante la pandemia, que le fueron "muy costosas al mundo".

En abril, el presidente estadounidense suspendió pagos a la organización por 60 días. Ahora solicita "mejoras sustanciales" en 30 días o la medida podría ser definitiva, aunque no especificó de qué cambios está hablando. Sin embargo dijo que representantes estadounidenses y líderes de la agencia están teniendo contactos.

Ayer, el presidente chino, Xi Jinping, dijo que aceptaría que la OMS lleve a cabo una investigación independiente sobre el origen de la pandemia, una vez que el brote esté controlado. "China es sincera, China es responsable, China está contribuyendo", enfatizó Xi.

"La única manera de que la Organización Mundial de la Salud avance es que pueda demostrar independencia de China", escribió Trump.

Hacia el final de la asamblea virtual que los reunió, los países miembro de la OMS han acordado una investigación independiente de la respuesta de la OMS ante la pandemia del COVID-19.

El texto aprobado por los 194 países miembro prevé lanzar "lo más pronto posible un proceso de evaluación imparcial, independiente y completa" de la acción internacional coordinada por la OMS ante la pandemia, incluyendo las decisiones de la organización durante el desarrollo de la crisis. Esto cambia el foco de China hacia la OMS.

La resolución, redactada por la Unión Europea, no menciona expresamente a China.

En cambio, pide una "investigación imparcial, independiente y exhaustiva" para evaluar la respuesta internacional.

El director general de la organización, Tedros Adhanom, dijo que tal revisión empezará cuando el tiempo sea adecuado.

El primer país en pedir una investigación independiente sobre el origen del virus y explicaciones al régimen chino sobre el manejo inicial de la pandemia fue Australia.

Una primera resolución borrador de Australia había conseguido el apoyo de 116 países, incluso un aliado natural de China como Rusia.

Sin embargo, la resolución que finalmente fue aprobada por los 194, redactada por la Unión Europea, no menciona directamente a China.

Aún así, Australia cree que por la manera en que está redactada, la resolución abre la puerta a una investigación a China.

Según un tuit de Descifrando la Guerra, "Australia ha reclamado este hecho como una victoria de su petición a una investigación independiente" pero "China dice que está moción es 'totalmente diferente'".

Existe otro trasfondo en esta historia: desde que Australia pidió una investigación internacional sobre el origen del COVID-19 en abril, China ha estado imponiendo aranceles o directamente bloqueando productos de ese país.

Uno, por ejemplo, fue la cebada, a cuya importación China ha impuesto un arancel del 80% durante los próximos 5 años. China también ha vetado la importación de carne de las 4 mayores empresas australianas. Estas y otras medidas han sido leídas como un "castigo" contra Sidney por pretender investigar el origen del COVID-19.