Leído

USA

Mitt Romney apoya a Trump: El camino luce libre para nombrar juez de la Corte antes de las elecciones

Mar, 22/09/2020 - 12:34pm
Enviado en:
Por Urgente24

La muerte de una jueza de la Corte Suprema cayó como una bomba en Estados Unidos a poco más de 1 mes de unas elecciones que ya han suscitado actos de violencia política, en un clima inmensamente tenso. Trump quiere nombrar una nueva jueza y que esta se aprobada por el Senado antes del 3/11, los demócratas insisten en que debería ser el próximo presidente quien lo haga. 2 senadoras republicanas ya han dicho que no favorecen tener una votación ahora. Se esperaban más defecciones pero no están llegando. Mitt Romney, otro de los posibles defectores, apoya a Trump.

Corte Suprema de USA. /Foto:SAUL LOEB / AFP
Corte Suprema de USA. /Foto:SAUL LOEB / AFP
Contenido

La muerte de la jueza de la Corte Suprema de Estados Unidos, Ruth Bader Ginsburg, generó un terremoto político en Estados Unidos.

Sucede que, a poco más de un mes de las elecciones, el presidente Donald Trump podría tomar una decisión (nombrar un nuevo juez, aunque ya ha dicho que será una mujer así que una nueva jueza) que podría torcer el equilibrio ideológico de la Corte en favor de los conservadores durante décadas.

El nombramiento de Trump (ya ha dicho que comunicará su decisión el viernes o sábado, luego de que Bader Ginsburg haya sido despedida) debe ser aprobado por el Senado.

Los demócratas creen que, faltando tan poco para la próxima elección, debería ser el próximo presidente quien haga el nombramiento.

Ayer trascendió que 2 senadoras republicanas (Susan Collins y Lisa Murkowski) favorecían esperar a después de las elecciones.

Dado que el Senado tiene mayoría republicana por 53 contra 49, si las "defecciones" continúan, Trump no podría nombrar y lograr la aprobación de su candidato, dado que no le darían los números. Pero ese escenario luce improbable hoy.

El otro senador que se creía que podría no querer votar para aprobar un candidato de Trump era Mitt Romney, cuyo desagrado por el presidente es manifiesto. Sin embargo, Romney afirmó en la mañana de este martes 22/9 que favorece el nombramiento.

Sin un senador republicano más decidiera ponerse contra Trump, algo que parece improbable a esta altura, la votación quedaría en empate, y quien desempataría sería el vicepresidente Mike Pence.

Sin embargo, ya si fueran 4 los senadores republicanos que se oponen, los planes de Trump se verían frustrados.

Los demócratas esperaban conseguir que Cory Gardner y Chuck Grassley, ambos senadores republicanos que buscan la reelección, quitaran el apoyo a la votación. Pero ambos han dicho que votarán para aprobar la elección de Trump.

El tema es muy trascendente dado que los fallos de la Corte Suprema -que no debería tener una inclinación ideológica en ninguno de ambos sentidos- pueden cambiar el rumbo del país. 

Los demócratas, mientras tanto, están desesperados ante el panorama de tener una nueva Corte con 6 jueces conservadores contra 3 considerados de izquierda.

La líder de la Cámara Baja, Nancy Pelosi, hasta deslizó la posibilidad de iniciar un nuevo juicio político a Trump si este nomina y confirma un nuevo juez, explicó el especialista en política de USA, Sebastián Maril, en el newsletter Cuarenta y Cinco de Finguru.