Leído

BRISA DE ESPERANZA

Italia sueña con que la curva empiece a bajar: Tras 13 días de encierro y 2 días de aumento, cae la cifra de muertos

Lun, 23/03/2020 - 12:27pm
Enviado en:
Por Urgente24

El domingo, el país contabilizó 142 fallecidos menos que el día anterior. La tendencia a la baja coincide con el casi cumplimiento de los 14 días desde que el primer ministro, Giuseppe Conte, decretara el confinamiento. Italia es ahora el epicentro de la pandemia de coronavirus pero espera haber llegado (o estar llegando) al pico de contagios, y que ahora -teniendo en cuenta el confinamiento y otras medidas tomadas- la curva de infectados empiece a bajar, así como la de fallecidos.

Italia en cuarentena por el Coronavirus.
Contenido

El domingo 22/3 hubo 651 muertos por coronavirus en Italia.

La noticia sería desgarradora si no fuera porque la cifra significa una caída con respecto a los días anteriores, en los que venía en drástico aumento.

El viernes había habido 627 muertos y el sábado, casi 800, explica el diario La Vanguardia.

"Los números de hoy son más bajos que los de ayer, espero que estos números puedan confirmarse. No debemos bajar la guardia, mantener las medidas tomadas y también cumplir con las indicaciones de la medida del gobierno", afirmó el comisionado de emergencia, Angelo Borrelli

Varios expertos en salud aún están investigando por qué el coronavirus tuvo un impacto tan fuerte en Italia, y por qué la tasa de mortalidad allí fue tan elevada en comparación con otros sitios (por encima del 8%).

Entre las explicaciones esgrimidas, está el hecho de que Italia es el país más viejo del mundo después de Japón, y tiene por lo tanto, más población en riesgo que otros países.

Recordemos que el coronavirus afecta más a los ancianos y personas con patologías previas.

"Constatamos una mortalidad considerablemente más elevada en los países que tienen poblaciones más viejas en relación con los países más jóvenes", explicó la demógrafa y profesora de Salud Pública, Jennifer Downd.

Otros expertos creen que el país estuvo entre los primeros en ser golpeados, después de China, y por lo tanto, no tuvo el mismo tiempo de reacción que sus vecinos.

Por eso, los servicios hospitalarios se vieron rápidamente saturados y los médicos tuvieron que elegir a quién tratar.

Por último, la pandemia podría haber tenido un efecto tan devastador en Italia por la política de detección del gobierno, según la cual solo se deben realizar pruebas a personas sintomáticas.

Alemania o Corea del Sur, en cambio, optaron por un sistema de detección masivo que permitió aislar a las personas infectadas pero que no presentaban síntomas. En consecuencia, la tasa de mortalidad es menor porque aumenta la contabilización de casos leves.

El domingo Italia contabilizó 142 fallecidos menos que el día anterior. También decreció el número de enfermos. El sábado había sido de más de 4800 y el domingo fue de más de 3900.

En total, ya casi 60.000 italianos han contraído el virus, de los cuales 4500 han fallecido y 7024 se han curado.

La tendencia a la baja coincide con el casi cumplimiento de los 14 días desde que el primer ministro, Giuseppe Conte, decretara el confinamiento.

"No queremos quedar atrapados en el entusiasmo banal", advirtió Franco Locatelli, presidente del Consejo Superior de Salud. "Tampoco sobreestimar una tendencia, pero es una señal que de lo que esperamos, los signos tangibles de las medidas de contención tomadas", amplió.  "Es esencial, tanto como sea posible en contextos familiares, mantener la medidas estrictas para contener a los sujetos que dieron positivo por coronavirus. Es otro sacrificio que se le pide al país pero es importante. De lo contrario, corremos el riesgo de perpetuar el mecanismo de propagación del virus", remarcó Locatelli.

Las primeras medidas de contención estrictas se adoptaron el 10/3, "por lo que esperábamos ver resultados a partir de 2-3 semanas, la próxima semana será absolutamente crucial y esperamos ver una señal de reversión tendencia", graficó.