Leído

NO HAY MARGEN PARA IR CONTRA CHINA

Interna entre populistas de derecha: "Boris quiere que Trump pierda contra Joe Biden"

Lun, 27/07/2020 - 3:19pm
Enviado en:
Por Urgente24

El primer ministro Boris Johnson marcó distancia del presidente estadounidense Donald Trump. Según la prensa local, él quiere que pierda contra el candidato demócrata Joe Biden y esto incluye también un cambio en su perfil de gobierno. La nueva embestida de Trump contra China, bloqueando a Huawei, fue la gota que rebalsó el vaso.

Boris Johnson en un encuentro con la Reina Isabel.
Boris Johnson en un encuentro con la Reina Isabel.
Todos contra Trump.
Contenido

El gobierno británico dejó trascender a la prensa local que el primer ministro Boris Johnson apuesta a una derrota electoral del presidente estadounidense Donald Trump el martes 3 de noviembre contra el demócrata Joe Biden, una filtración que rápidamente dio la vuelta al mundo.

La filtración fue de The Sunday Times ayer (26/07): "el gobierno de Johnson había estado tratando de distanciarse de la administración Trump en previsión de una victoria de Biden".

Según los informes, el gobierno de Johnson abandonó los planes para firmar un acuerdo comercial con Trump este año. Un alto diplomático del Reino Unido dijo previamente a Business Insider que una victoria de Biden pondría fin a lo que la persona describió como la "corrupción venal" de la era Trump.

"Ni siquiera lo oirás susurrar pero están desesperados por que Joe Biden venza a Donald Trump", disparó el tentador título de Tim Shipman, editor político de The Sunday Times

Cuando Mike Pompeo, el secretario de Estado de EE. UU., elogió la postura recientemente endurecida de Gran Bretaña sobre la firma china de telecomunicaciones Huawei, lo hizo de una manera que descubrió una de las verdades secretas en el corazón del gobierno de Boris Johnson.

"Bien hecho", dijo Pompeo, a la manera de un maestro que planta una estrella de oro en el trabajo de un alumno favorito cuyas fallas disciplinarias recientes han sido rectificadas después de una detención. Esta exhibición fue demasiado para un ministro. "Haría las cosas mucho más fáciles", dijo, "si Trump no gana la reelección". En privado, muchos están de acuerdo.

Según los informes, el presidente cerró el teléfono en Johnson en un momento de furia "apopléctica" en enero, cuando Johnson inicialmente se negó a retirarse del acuerdo del Reino Unido con Huawei para ayudar a desarrollar la red 5G de Gran Bretaña.

El Reino Unido finalmente cedió luego de la imposición de sanciones estadounidenses a la empresa. Sin embargo, la disputa ayudó a frenar el apetito de la administración Johnson por un nuevo acuerdo comercial con Trump.

Durante su reciente viaje a Washington, se le dijo a la secretaria de Comercio Internacional del Reino Unido, Liz Truss, que minimizara las perspectivas de un acuerdo.

"Boris estaba tratando de distanciarse de Trump", dijo el consejero del gobierno del Reino Unido al Sunday Times

Según los informes, los temores entre los votantes británicos sobre el impacto potencial de un acuerdo comercial de Estados Unidos sobre las normas alimentarias en Gran Bretaña han obligado al gobierno de Johnson a frenar la información previa sobre un acuerdo potencialmente rápido.

En Gran Bretaña comenzaron a circular ciertos artículos periodísticos que alimentan las sospechas de este distanciamiento que Johnson quiere contruir respecto a Trump.

The Print publicó: Deja de comparar a Johnson con Trump. De Brexit a Covid, mucho ha cambiado.

"La pandemia de coronavirus comenzó una carrera hacia el fondo entre los líderes populistas del mundo. Un poco más de seis meses después de esa carrera, los resultados parciales están a la vista. Y a Johnson le ha ido mejor que a la mayoría de sus compañeros populistas. Después de los errores iniciales, Johnson actuó y, a diferencia de Trump en los EE.UU., logró controlar la pandemia en el Reino Unido.

Pero el cambio político de Johnson no se limita solo a controlar la propagación de Covid-19. En los últimos meses, su gobierno ha gastado miles de millones para revivir la economía del país, una desviación sustancial de las políticas habituales del Partido Conservador. Del mismo modo, Johnson ha decidido aumentar el gasto en salud y educación. Y el hombre que a menudo se considera el arquitecto de la campaña Brexit profundamente xenófoba y antiinmigrante, ha arrojado esa imagen y ha dado paso a los residentes de Hong Kong para obtener la ciudadanía británica".

Si bien el medio británico lo destroza por sus ridículas posturas frente a ciertos temas, peinado desordenado y las polémicas que genera, dice que nació un nuevo Boris, quien "está reescribiendo en silencio las reglas sobre cómo organizar partidos de centroderecha en 2020".

"A lo largo de la pandemia, se ha hecho evidente que, a diferencia del presidente de Estados Unidos, Trump, Johnson realmente sabe una o dos cosas sobre la gobernanza. Fue más visible cuando él mismo fue trasladado de urgencia a un hospital después de dar positivo por Covid-19. Pero la lección más importante que Johnson parece haber aprendido es que puede saber cuándo está equivocado, y luego cambiar su política y poner fin a las pérdidas", destacó.

Con esto, Johnson intenta ir al centro para estar preparado en términos diplomáticos en caso de que Trump sea expulsado de la Casa Blanca. Es que las encuestas han ido de mal en peor en los últimos 3 meses, incluso en estados que históricamente fueron republicanos. Falta mucho hasta noviembre pero la geopolítica ya se está preparando para lo que podría ser el final de Trump.