MEDIOS algoritmo > Instagram > Comunidades

INSTAGRAM

Algoritmo versus Instagram: la rebelión de los mansos

Las comunidades de lectores que se arman en Instagram se enfrentan a un algoritmo que castiga a las más pequeñas.

En Instagram se ha abierto un espacio de difusión para los apasionados de la lectura desde hace bastante. Allí, los bookstagrammers tienen su propio lugar para compartir y generar una comunidad en torno a la literatura. Es el amor por las historias lo que mueve a los creadores de contenido a iniciar esa aventura que se enfrenta al algoritmo.

Ese fenómeno bookstagrammer que se ha creado a partir de la combinación del mundo de la fotografía y los libros, viene consolidándose como un nicho con muchos adeptos en el mundo digital. Sin embargo, las pequeñas comunidades que se forman en torno a los libros no tienen el mismo alcance que las más grandes.

Los usuarios encuentran un grupo de pertenencia

La interacción es lo que mueve a estas comunidades conformadas por lectores que quieren conocer más de géneros y autores, y a la vez proponer e intercambiar sus puntos de vista sobre determinados libros.

Stefanía Agoglia y Victoria Claramunt son parte de esa comunidad de literatura y además crean contenido en Somos Historias, espacio en el que comparten con sus seguidores esa pasión por los libros.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCRO0FkiF119%2F%3Futm_source%3Dig_web_copy_link&access_token=EAAGZAH4sEtVABAOfeuYPHQ1Pq0G75Y5hihb3hNrfqbFUhaIohah1Yr8ENZA7xUQol5P4GJAnxQ3UCGD71nSeBHmrfvBLJEADZAK7rX3ZBz5LBMRig8m2kW17T5HzjnOSapYgQlC5ZANysKezJn7QZBnePFJjoEiUuGSqpfGvdxOAZDZD
El mundo Bookstagram en Instagram es grande pero tiene como rival al algoritmo

Stefanía: No sirve de nada reseñar una novela y publicar una linda foto, lo interesante de la comunidad está en lo que se genera a partir de una publicación, que las recomendaciones lleven a otras recomendaciones, que los usuarios se sientan cercanos a las experiencias de lectura y compartan las suyas, que se construyan puentes.

No obstante, el algoritmo de Instagram puede jugar malas pasadas.

¿Todos los bookstagrammers se benefician en Instagram?

La respuesta está clara: la manera en la que el contenido llega a los usuarios cambia todo el tiempo dentro de la plataforma y las más perjudicadas suelen ser aquellas comunidades de lectura con menos seguidores, quienes pierden alcance e interacciones debido al algoritmo.

Victoria: Últimamente nos preguntamos si todavía le queda alguna ventaja a Instagram. Creo que se ha convertido en una red social que perjudica constantemente a las pequeñas cuentas que intentamos generar comunidad compartiendo nuestro contenido.

Las pautas publicitarias son una herramienta que beneficia al algoritmo de un sitio pero que al mismo tiempo daña el crecimiento orgánico que otros pueden tener ya que altera el orden cronológico en el cual estos se aparecen en el feed de un usuario.

Esto hace que las pequeñas comunidades de libros pierdan ante las grandes y que, más allá de los usuarios fidelizados, cueste mucho trabajo que el alcance se expanda.

Stefanía: En este caso intentamos difundir los libros que nos gustan y muchas veces Instagram nos dificulta que las publicaciones tengan visibilidad (...) No todos podemos pagar la publicidad y se genera una competencia desigual me parece.

Cómo combatir contra el algoritmo dentro de estas comunidades

Muchos dentro de la comunidad Bookstagram suelen hacer colaboraciones entre la cuentas y con editoriales independientes con las que acuerdan sorteos abiertos en la búsqueda de seguir fidelizando usuarios y forjando los cimientos de una comunidad que quiere difundir historias dentro de un engranaje complicado.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario