Leído

CUIDAR LA SALUD MENTAL

Aprender a decir no: claves para establecer límites

Mie, 20/05/2020 - 7:47pm
Enviado en:
Por Urgente24

A veces, decir que no es una tarea compleja, pero muy necesaria. Para ayudar al otro, primero hay que tener una buena salud mental, sin estar tan abrumado. "Cuando tenemos límites insalubres, terminamos sintiendo que tenemos que mantener los sentimientos de todos los demás, excepto los nuestros, y eso lleva al resentimiento, la ira, la ansiedad, la depresión y el estrés", explicó la psicóloga Stephanie Roth Goldberg a The Healthy.

Así se establecen los límites.
Contenido

¿Qué pasa cuando amigos o familia nos piden ayuda y nosotros no podemos ni siquiera encontrar una solución para nuestros problemas? Muchos hacen el esfuerzo y ponen el hombro a la situación, corriendo el riesgo de terminar completamente abrumados por la mezcla de dificultades ajenas y propias. Otros establecen límites para proteger su propia salud mental y sentir menos presión cuando, simplemente, no están una situación adecuada para ayudar al prójimo. 

En épocas de pandemia, todos están estresados, abrumados e inseguros sobre lo que traerá el futuro. Sin duda que muchos tienen la intención de ayudar a los otros, pero simplemente deben resolver sus problemas primero. 

El establecimiento de límites es una parte importante del cuidado de su salud mental. "Si no establece límites, termina haciendo muchas cosas que no quiere hacer y otras personas terminan drenando mucha energía y tiempo", explicó a The Healthy Stephanie Roth Goldberg, psicóloga licenciada en psicoterapia social. y fundadora de Intuitive Psychotherapy NYC .

"Cuando tenemos límites insalubres, terminamos sintiendo que tenemos que mantener los sentimientos de todos los demás, excepto los nuestros, y eso lleva al resentimiento, la ira, la ansiedad, la depresión y el estrés", agregó.

Por otro lado, "establecer límites y no permitir que otros tomen decisiones por nosotros o dicten cómo nos sentimos es alentador", aseguró. 

Cómo establecer límites

"La forma en que pienso en establecer límites es que primero debes establecerlos contigo mismo, de lo contrario, son realmente difíciles de aplicar", recomendó Goldberg.

Si se sabe que uno no está en el espacio mental para ayudar emocionalmente a otro, se debe comunicar. "De lo contrario, es realmente difícil renunciar a ese límite, por lo que uno se sentirá agotado cuando sabía que no tenía la capacidad emocional", explicó la psicóloga. 

Por eso, la próxima vez que alguien se acerque a pedir ayuda, hay que hacer una introspección y decidir qué límite implementar. Hacer una pausa, respirar y ponerse en contacto con lo que uno necesita.

Babita Spinelli, psicoterapeuta y psicoanalista de Nueva York, recomendó: "Recuerda que tienes derecho a cuidarte a ti mismo. Mucha gente piensa que están siendo egoístas al establecer límites. Pero no es egoísta darse tiempo para respirar y tener en mente su salud mental cuando interactúa con otras personas. Además, un amigo o familiar debe respetar eso".

"Debes darte cuenta de que tus sentimientos son importantes y si vas a tener relaciones, lo que es saludable es que ellos también lo reconozcan. Si no lo hacen, entonces realmente tienes que ver de qué se trata esa relación", agregó. 

La honestidad es todo

Si alguien llama o envía un mensaje de texto y uno decidió que no tiene la capacidad emocional de hablar con el otro, simplemente hay que decirlo. 

"Estoy teniendo un día difícil y solo necesito un poco de espacio para aclarar mi mente": este puede ser un ejemplo. El remitente se muestra comprensivo, pero al mismo tiempo pide que el destinatario del mensaje también lo sea.

Nunca hay que mentir, ya que esto empeora las relaciones

Conocer los límites de los demás y respetarlos

Simplemente hay que tratar a los demás como a uno le gustaría que lo traten. Es decir, si usted desea que sus amigos y familiares le respeten sus límites, asegúrese de hacer lo mismo con ellos. 

Es una buena idea pensar si uno le está pidiendo demasiada ayuda emocional a otra persona. "Si es así,¿por qué podría ser eso? Pregúntese: '¿Debería encontrar otro mecanismo de afrontamiento o salida? ¿Estoy escribiendo lo suficiente? ¿Necesito unirme a un grupo de apoyo o diversificar de otra manera con quién estoy teniendo estas conversaciones? '”, sugirió Spinelli.

Verificarse a uno mismo ayuda a respetar los límites de otras personas y a mantener relaciones saludables desde los dos extremos.