Leído

ENRIQUE LEW

“Los anuncios no sirven si sigue el principal enemigo del país: la ley de contrato de trabajo”

Dom, 04/10/2020 - 7:44pm
Enviado en:
Por Urgente24

El empresario textil Enrique Lew es autor del libro Pleno Empleo donde analiza la importancia del trabajo en el desarrollo del país. Con 88 años y 50 al frente de una empresa, además de haber estudiado el mercado laboral argentino también padeció las principales crisis económicas del país. Tras los anuncios del Gobierno nacional para apuntalar las reservas del Banco Central, Lew advirtió que no hubo medidas para el sector laboral: “Los anuncios no valen nada si no cambian al principal enemigo del país: la Ley de Contrato de Trabajo”.

Enrique Lew
enriquelew1de3.jpg
El empresario textil Herman (Enrique) Lew, autor de libro Pleno Empleo.
Contenido

A fin de año, Enrique Lew cumplirá 89 años pero aclara: “hago todo como si tuviera 100 años por delante”. Empezó a trabajar a los 14 años y lleva 50 como empresario textil, siendo testigo de las principales crisis económicas que atravesó el país.

Su experiencia como fundador de Tintorería Industrial Modelo, en 1967 y como uno de los principales fabricante de tejidos, se volcó en el libro “Pleno Empleo: La riqueza de las naciones y desarrollo económico”, cuya principal motivación es que “decenas de miles de argentinos excluidos puedan vivir en un país de oportunidades”.

Con su experiencia y sus estudios sobre el mercado laboral, Lew concluyó en declaraciones a Urgente24 que “desde hace décadas Argentina está en decadencia. De uno de los países más ricos y desarrollados del mundo hoy tenemos más de 50% de nuestros compatriotas entre la pobreza y la indigencia”.

“Pasamos de 1970, en que Argentina tenía 5% de pobres a hoy que tenemos 50%. Y en el medio pasaron un montón de gobiernos y planes económicos que no arreglaron nada”, agregó.

Y dando ese contexto, apunta al tema laboral: “El país no se arregla porque la legislación argentina está en contra de los emprendedores. La ley de Contrato de Trabajo penaliza a los empleadores que son los emprendedores que generan la riqueza de los países. Si se desalienta el empleo, hay esto que tenemos: subdesarrollo”.

“De todos los países desarrollados ninguno protege a los trabajadores con leyes como las nuestras, la única excepción que tenemos es la del sector de la Construcción donde está el Fondo de Cese Laboral que Roberto Lavagna propuso que rija para todos los trabajadores y para que los que están sin empleo puedan conseguir trabajo”, propuso.

Sin cambios en la legislación laboral, Lew concluye que “entre las medidas que anunció ayer (1/10) el Gobierno nacional no se habló nada del empleo, y el empleo es lo más importante de la economía de los países y los que promueven el empleado son los empleados”.

“Todo esto que hicieron no vale nada si no cambian al principal enemigo del país: la ley de contrato de trabajo que castiga a los empleadores”, sentenció.

Sobre por qué no se implementan los cambios en el empleo que incluso promueve Lavagna, Lew opinó: “por la ignorancia de nuestra dirigencia política y porque en general los economistas aprenden la economía en las universidades donde se desconoce la economía diaria, la economía de la calle, e ignoran también la importancia del empleo”.

“Y esto incluye a los sindicalistas que no deberían estar en desacuerdo porque tendrían más trabajadores con mejores sueldos y les ingresaría más dinero a sus obras sociales y sindicatos, pero ignoran todo esto, yo no sé por qué”, argumentó.

“Yo ya planteé en varios escritos el caso de Puerto Rico, cuando cambió sus leyes en 1917 por el seguro de desempleo y dejó atrás la ley de contrato de trabajo como la nuestra. Eso logró que en seguida el desempleo que estaba en el 16% bajó al 8%”, recordó.

“Hoy nadie pide empleados, entre la doble indemnización y la prohibición de los despidos. Por eso las medidas anunciadas no sirven para nada. Si hay empleo y crecimiento, sobra los dólares”, insistió.

Sobre la situación de la industria. Lew ejemplificó: “La Cámara de Autopartistas informó que en los últimos 18 meses se fueron del país 17 autopartisas importantes, muchas se fueron a Brasil”.

Y acerca de la situación actual del sector textil, graficó: “estamos reducidos por los protocolos. La gente de más de 60 años está eximida de trabajar, los que viven lejos de las fábricas no pueden concurrir si no son industria esencial y estamos trabajamos prácticamente con la mitad de la dotación”.

Por último y sobre la utilidad del impuesto a la riqueza, Lew reflexionó: “Piensan recaudar 300 mil millones de pesos. Pero el Estado tiene un montón de riquezas, por ejemplo, la participación en las empresas tiene una valuación de 38.000 millones de dólares, es 10 veces más de lo que piensan recaudar por el impuesto a la riqueza ¿Por qué no venden esas acciones?”.