Leído

CIFRAS DRAMÁTICAS

El drama de las PYMES: Cierres, por cientos, y despidos, por miles

Mie, 05/06/2019 - 11:38am
Enviado en:
Por Urgente24

Desde IPA (Industriales Pymes Argentinos) informan que en el último año, quebraron 1.500 pymes industriales y se perdieron 50.000 empleos, desde la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (Apyme) y la Asociación de Empresarios Nacionales (CEEN) contaron "50 cierres por día" y mes a mes, la pérdida de "miles de empleos".

"El gobierno nos dijo que iba a venir una lluvia de inversiones pero nunca llegaron y nosotros tenemos que pagar los sueldos ahora".
Contenido

Unas 50 pequeñas y medianas compañías están cerrando por día en la  Argentina debido a la crisis económica, advirtieron en la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (APYME) y en la agrupación Empresarios Nacionales para el Desarrollo Argentino (ENAC).

Durante los últimos tres años estas dos entidades y otras que representan a las pymes y al empresariado nacional han venido señalando que "las políticas en curso llevarían a inevitablemente una crisis económica, productiva y social como la que actualmente padece el país".

Según señalaron las entidades, esto "ocurre cuando se privilegia la especulación, el endeudamiento, la concentración, la extranjerización económica por sobre el desarrollo de aparato productivo nacional, el trabajo y el bienestar del conjunto los argentinos".

En este escenario hay una coyuntura en la que, según las entidades APYME y ENAC, "cierran 50 empresas por día y se pierden, mes a mes, miles de empleos".

La Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios y la Asociación de Empresarios Nacionales se propusieron realizar acciones conjuntas de cara a un próximo período de gobierno y proponer una agenda de "políticas de Estado para la reconstrucción de una Argentina productiva".

"Nos mueve el convencimiento de que éste es el camino para superar la devastación generada, una vez más, por un modelo económico excluyente y anti industrial como el que promueve el actual Gobierno, cuyo único objetivo es la transferencia de recursos desde las fuerzas del trabajo y la producción hacia los sectores concentrados y especulativos, locales y globales", manifestaron las entidades.

Los dirigentes del sector pyme consideraron que su desafío como empresarios y ciudadanos comprometidos con el país es realizar "un aporte para el indispensable debate por la recuperación de un proyecto productivo nacional con equidad social, en el que confluyan el empresariado pyme, urbano y rural, trabajadores, cooperativistas, científicos, estudiantes, profesionales y resto de los sectores perjudicados por el actual modelo".

También las pymes industriales advirtieron ayer por la pérdida de empleo en el sector. Hubo un almuerzo organizado por los Industriales Pymes Argentinos (IPA), cuyo titular Daniel Rosato cuestionó el decreto 361 que eximió de la tasa estadística a las importaciones de bienes de capital usados para Vaca Muerta.

"Queremos que se revea el arancel. Tenemos que lograr que Vaca Muerta derrame. Esta medida deja en crisis al sector metalúrgico y si no se revierte se va a profundizar más, con una posible pérdida de 10.000 puestos", planteó Rosato.

"En los últimos 5 años más de 3.000 pymes cerraron sus puertas o se vieron forzadas a pasar a la informalidad. Ello representa una caída del -6% en el número de empleadores industriales pymes", puntualizó IPA en el informe, según publicó el sitio 'iProfesional'.

"Los últimos 12 meses fueron particularmente crudos: cerca de 1.500 pymes quebraron o redujeron a 0 su plantilla de trabajadores", detallaron, y aclararon que "este último año da cuenta de la mitad de la mortandad de pymes industriales de los últimos 5 años". "La industria del juicio es responsable buena parte de este desastre", planteó la entidad.

Las empresas empleadoras industriales pequeñas y medianas alcanzaron su pico en el 2008, cuando sumaban 58.539. Hoy son 52.427. En tanto, el máximo de puestos de trabajo fabriles se observó en 2013 y 2015 pero desde ese entonces retrocedió un 8%. Sólo durante 2018 las bajas sumaron 50.000.

Desde IPA estimaron que la industria se contrajo un 13% desde el 2011, el último año en el que hubo un crecimiento "franco", a partir del cual se alternaron años de baja seguidos de otros con recuperaciones parciales.

En ese sentido, la industria metalmecánica aparece como la segunda con mayor capacidad ociosa, ya que hasta marzo se utilizaba sólo el 43% de su maquinaria. Y podría ser una de las que más se beneficie de la mano de Vaca Muerta.

Asimismo, la entidad apuntó contra el regreso de las retenciones, lo cual se vio reflejado en que "las exportaciones no crecen al ritmo que se esperaba con la devaluación que tuvimos". De hecho, en diez años se perdieron unas 3.300 empresas industriales exportadoras.