Leído

EL DÍA DESPUÉS

Guzmán en Diputados: Esperando a los mercados tras el guiño y el aviso de frustración

Jue, 13/02/2020 - 12:59pm
Enviado en:
Por Urgente24

No queda claro a qué fue el ministro de Economía, Martín Guzmán, el Congreso de la Nación. No explicó qué plan económico tiene y dijo que no podía dar detalles sobre la estrategia de negociación de la deuda para no perjudicar a país. Tampoco contestó todas las preguntas que la oposición le envió por escrito previamente. En la previa, los bonos se recuperaron por un supuesto guiño oficial a los acreedores del bono dual, después de que el Gobierno no dispusiera que podrá utilizarse para nuevas licitaciones de deuda. Habrá que ver si la recupración se repite este jueves (13/2) porque el ministro también adelantó ayer que la reestructuración “provocará frustraciones” en los bonistas.

Contenido

Resulta inexplicable a esta altura la presencia del ministro de Economía Martín Guzmán en el Congreso de la Nación, en el marco de una sesión especial informativa que bien podría haber sido a nivel de comisiones porque no se clarificó casi nada de las principales dudas que hay entorno al programa económico del gobierno y cómo encara la negociación de la deuda. Incluso el funcionario no contestó todas las preguntas que la oposición le envió por escrito previamente, alguna de las cuales eludió argumentando que llevaría mucho tiempo y muchos números contestarlas. Sobre otras argumentó que responder sería develar la estrategia oficial perjudicando a los argentinos.

En ese contexto, el ministro llegó al palacio legislativo en el marco de un rebote en la cotización de los bonos después de derrumbe del martes (12/2) cuando había fracaso el canje del bono dual y se decidió el reperfilamiento compulsivo para domesticar a los acreedores.

Pero en su exposición ante los diputados, adelantó que la reestructuración “provocará frustraciones” en los bonistas.

Aquí empiezan las divergencia sobre cómo tomarán los acreedores las palabras del ministro y los hechos.

Sobre el rebote de bonos, el diario BAE explica lo siguiente: “Después de la piña, los títulos en pesos recuperaron parte de lo perdido en la jornada durante la que se anunció el reperfilamiento del AF20. Este bono dual, emitido durante la gestión de Luis Caputo en Finanzas, se había derrumbado más de 30% el martes, pero el miércoles rebotó 18%, después de que el Gobierno dispusiera que podrá utilizarse para nuevas licitaciones de deuda en moneda local”.

“Todo como consecuencia de la letra chica del diferimiento del pago a septiembre de más de $90.000 millones, que incluyó una zanahoria para los tenedores del papel. De acuerdo al decreto 141/2020, el bono dual será tomado a valor técnico y no de mercado, es decir sin quita, a diferencia del canje ofrecido la semana pasada y que obtuvo una adhesión de apenas el 10%”, prosigue el matutino económico.

Y concluye: “De ahí la reacción positiva que hubo de la norma entre los operadores, que se entusiasmaron con esta novedad y lo reflejaron con mejoras en los títulos en pesos y moneda extranjera”.

En resumen: los tenedores de bono dual podrían participar de nuevas licitaciones sin que se cumplan las condiciones de esa norma, por más que no favorezcan al Ejecutivo en la relación, ya que se utilizará el valor técnico y no el de mercado, lo que implica una mejora para los inversores.

La pregunta es si se mantendrá el efecto de este “guiño” o tras la exposición de Guzmán en el Congreso todo cambiará este jueves. El diario Cronista cree que sí: “Tras el desplome del martes, los bonos y acciones locales ensayaron una recuperación parcial que podría verse cercenada por el discurso que brindó el ministro de Economía, Martín Guzmán, ante la Cámara de Diputados, tras el cierre del mercado. Guzmán dijo que el país se encamina a "una reestructuración profunda" de la deuda y admitió que esa negociación "provocará frustraciones" entre los acreedores”.

Y anticipa: “Las palabras de Guzmán, coinciden analistas y operadores del mercado, podrían marcar un escenario de nuevas caídas para la jornada de hoy”.

Y cita a Gabriel Caamaño, economista de Consultora Ledesma, que opinó que se trató de "un discurso duro para los bonos". Y argumentó que "puso la mayor parte de los esfuerzos para recuperarla sostenibilidad de la deuda en los recortes de capital, los recortes de cupón y el plazo de gracia" más que en un ajuste fiscal.

Coincidió Diego Martínez Burzaco, economista de Inversor Global, que expresó: "No fue la mejor señal y seguramente los bonos y todo el mercado local estarán bajo presión mañana (por hoy). Pero esto recién empieza, es una negociación y habrá que ver en definitiva los números concretos de la propuesta y cuál es el valor de quita. Pero volvió a ser una presentación sin precisiones y lógicamente habrá presión sobre los activos locales".

El Cronista explica así el rebote de los bonos el miércoles: Se dio luego de que el Gobierno prometiera que el AF20 sería el único bono reperfilado y que se publicará en el Boletín Oficial que podrá ser canjeado por futuras licitaciones en pesos a su valor técnico. Pese a ello, Martínez Burzaco indicó: "No hay certezas de que los vencimientos futuros de bonos en pesos se paguen en tiempo y forma. Por lo tanto, el mercado de bonos en pesos de corto plazo se trasformó en mercado de alto riesgo".

En el portal Infobae, Pablo Wende acota: “Según el ministro, el ajuste de las cuentas públicas está contraindicado en un contexto recesivo. Pero la falta de ahorro impediría empezar a pagar la deuda, por lo que se impondría la idea de un extenso “período de gracia”. La reacción de los títulos argentinos podría reflejar hoy estos temores”

Y amplía: “Sin ahorro fiscal neto y crecimiento mínimo es casi imposible conseguir recursos para afrontar el pago de deuda una vez que culmine la renegociación. Pero un “período de gracia” de tres o cuatro años no sería fácil de digerir para los bonistas”.