SIGUE SIN RENDIR PERO...

9na., ¿y última vez?: El blanqueo de capitales llegará hasta fin de año

El Gobierno de Cristina Fernández extendió el blanqueo de capitales por novena y ¿última vez? Lo hizo a través del decreto 2008/2015, en el que la mandataria prorrogó hasta fin de año los certificados Cedin y Baade, que son utilizados para ingresar dólares a la economía. El mismo entrará en vigencia a partir del 1 de octubre.

El Poder Ejecutivo volvió a prorrogar el régimen de exteriorización de capitales, pese a que sigue sin rendir lo que se esperaba. La medida se publicó hoy a través del 'Boletín Oficial' y cuenta con las firmas de la presidente de la Nación, Cristina Fernández, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, y el ministro de Economía, Axel Kicillof.
 
De acuerdo a la normativa, el blanqueo se extenderá a partir del 1 de octubre y por un plazo de tres meses, en coincidencia con la finalización del mandato de Cristina'.
 
El decreto 2008/2015 se trata de la novena y última extensión del dispositivo financiero que creó en 2013 para atraer las divisas de argentinos que se fugaron al exterior o salieron del circuito formal de la economía.
 
Por lo tanto, todavía se podrán utilizar los instrumentos financieros creados por el régimen especial de exteriorización: el Certificado de Depósito para Inversión (Cedin) y el Bono Argentino de Ahorro para el Desarrollo Económico (Baade). El primero está pensando para aquellas operaciones del rubro de la construcción, mientras que el segundo se utiliza en el segmento del mercado energético.
 
Al igual que en las oportunidades anteriores, el decreto subraya que la prórroga se adoptó "por razones operativas y con la finalidad de permitir que una mayor cantidad de sujetos interesados puedan exteriorizar sus tenencias y acogerse a los beneficios dispuestos".
 
Asimismo, en el decreto se recuerda que "la referida exteriorización comprende la tenencia de moneda extranjera en el país y en el exterior al 30 de abril de 2013, inclusive", además de aquella tenencia "que resulte del producido de bienes existentes" a la misma fecha.
 
"La exteriorización de capitales permite emplear recursos líquidos ociosos para financiar inversiones productivas y sociales que apuntalen el proceso de crecimiento, profundicen la reindustrialización iniciada en 2003 y permitan la inclusión de vastos sectores de la sociedad", justificó el Poder Ejecutivo en el texto de la norma.
 
Los cedines y bonos Baade salieron al mercado en 2013 como respuesta a un contexto de aceleración de la caída de las reservas del Banco Central y de desplome del mercado inmobiliario.