CAMBIO EN MONTEVIDEO

Mujica se olvida de la vieja terca: Buques de Malvinas/Falkland en Uruguay

A pesar de que en 2011, por pedido de la Argentina, José Mujica prohibió el arribo de barcos con bandera de las Malvinas, este lunes 06/05 el diario uruguayo El País informa que dos pesqueros con bandera de las Islas Malvinas entraron la semana pasada a puertos uruguayos para realizar operaciones de aprovisionamiento y trasbordo de pescado. En febrero de 2012 hubo una misión comercial uruguaya a Malvinas/Falkland que el presidente Mujica dijo apoyar, en medio de los problemas de exportación hacia la Argentina.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- Con las trabas comerciales argentinas sin salida, a fines de 2012 el ministro de Economía uruguayo, Fernando Lorenzo, le había hecho a empresarios orientales: “Olvídense de la Argentina", pero el pedido tenía otros antecedentes más desafiantes. El presidente uruguayo José Mujica dijo apoyar en febrero de ese mismo año la misión comercial uruguaya que visitó las islas Malvinas/Falkland. También en el marco de los problemas de exportación hacia la Argentina y la búsqueda de nuevos mercados.

El dato cobraba mayor relevancia porque a fines de 2011 Uruguay prohibió el arribo de barcos de Malvinas, por presión del gobierno argentino.

José ‘Pepe’ Mujica ordenó que no atraquen buques con bandera de Malvinas o con destino a las islas.

La decisión se tomó tras informes de la Cancillería argentina que fueron entregados a diplomáticos uruguayos durante el 2011 que indicaban que el puerto de Montevideo había recibido al menos tres barcos pesqueros con bandera de las Islas Malvinas.  

Esa información fue negada por la Administración Nacional de Puertos (ANP) de Uruguay pero ante la presión argentina, Mujica dio la orden y se agudizaron los controles.

La relación bilateral se vio sacudida recientemente por las declaraciones de Mujica sobre los Kichner cuando el uruguayo pensó que los micrófonos estaban cerrados: “ Esta vieja es peor el que el tuerto”. Para la prensa del vecino país fue una señal de que la relación había tocado fondo, a pesar de que Cristina Fernández luego bromeó sobre esos dichos.

Sin embargo es claro que Uruguay busca hacer negocios con socios más predecibles, y lo de la misión comercial a las islas no quedó en solo eso a juzgar por la información que publica este lunes 06/05 el diario El País de Uruguay que da cuenta que los pesqueros atracaron en puertos uruguayos: “Se trata de las naves "Argos Galicia" y "Chicha Touza", ambas como dijimos con bandera de las Islas Malvinas que operan en aquellas aguas y también en el Atlántico sur”.

Así prosigue el relato de ese medio:

El primero entró al puerto de Punta del Este para desembarcar tripulantes y embarcar provisiones tras lo cual continuó viaje para España. El segundo entró a Montevideo para una operación de mayor rédito para el puerto.

En efecto, el "Chicha Touza", amarrado en el muelle 8 transbordó al carguero frigorífico "Frigo Ionian" 1090 toneladas de calamar en bloques y 100 toneladas pescado en cajas todo con destino a España.

El pesquero luego retornó a su área de operativa.

En esta operación durante tres días participaron 420 personas/jornal entre apuntadores, guincheros, capataces, además de prácticos de puerto, remolcadores, amarradores, servicios de control de calidad de la mercadería, agencia marítima, la propia ANP que percibe dos dólares por tonelada transbordada, faros, muellaje, y suponemos despachante de Aduana.

Sin duda una excelente operación para el puerto de Montevideo por venta de servicios y para mucha gente trabajadora que obtuvo buenos estipendios; lo mismo el barco frigorífico que vino a buscar la mercadería.

 

Desde la oposición política a José Mujica, difundió algunas reflexiones Jorge Azar-Gómez, ex representante de Uruguay en la ONU, escribió:
 
 
Hoy lunes 6 de mayo se anuncia que pesqueros de las Islas Malvinas operaron en nuestros puertos.
 
Se trata de las naves "Argos Galicia" y "Chicha Touza", ambas con bandera de las Islas Malvinas/Falkland que operan en aquellas aguas y también en el Atlántico sur.
 
El primero entró al puerto de Punta del Este para desembarcar tripulantes y embarcar provisiones tras lo cual continuó viaje hacia España.
 
El segundo entró a Montevideo para una operación de mayor rédito para el puerto. En efecto, el "Chicha Touza", amarrado en el muelle 8 transbordó al carguero frigorífico "Frigo Ionian" ,1.090 toneladas de calamar en bloques y 100 toneldas pescado en cajas todo con destino a España.
 
Es lógico suponer, los sentimientos encontrados del Presidente uruguayo al analizar el tema Malvinas y tener que tomar una resolución al respecto.
[ pagebreak ]
 
Por un lado, él se siente presionado por el “abrazo” con la Presidente argentina, abrazo del cual le es difícil desprenderse.
 
Por otra parte, él se siente aún obligado con el gobierno del Reino Unido, por la simpatía que todavía conserva a causa de la ayuda diplomática y logística que él y su “barra” recibieron para concretar la fuga del penal de Punta Carretas en 1971, a cambio de la liberación del embajador británico.
 
La mayoría de los uruguayos, sentimos que no se debe sentir presionado por nada cuando tome resoluciones que al tema estén vinculadas y que se relacionen al comercio internacional y a nuestros intereses económicos.
 
El señor Presidente sabe que, desde su cargo, debe separar muy bien las relaciones personales, políticas y de estado.
 
Es por esto que no tenemos obligaciones ni con Argentina ni con el Reino Unido y que por lo tanto en materia comercial y de negocios, debemos ser libres de negociar con quien nos favorezca, por lo tanto si debemos vender al Reino Unido vendámosle, si debemos venderle bienes y servicios a las Malvinas hagámoslo , si Argentina nos pone trabas para ingresar nuestros productos, eliminemos las trabas que pusimos a ciertos buques para que no atraquen en nuestros puertos y busquemos otros mercado (Caribe, ONU, África, etc.).
 
El presidente Mujica sabe que cuando le habla la presidente Cristina de Kirchner no la debe escuchar, le debe leer los labios, pues es muy diferente lo que hace escuchar a lo que siente y dice.
 
Es así que a los empujones el gobierno argentino logró que el Mercosur votara una resolución impidiendo el atraque de los buques con bandera de las Malvinas en sus puertos, afirmando que su canciller iba a presentar una denuncia al Secretario General de ONU y en el Consejo de Seguridad por la militarización del Atlántico Sur y la presencia de armas nucleares en el mismo.
 
A su vez, en su País, la presidente afirmó: “He instruido a nuestro canciller para que presente formalmente ante el Consejo de Seguridad y ante la Asamblea de Naciones Unidas esta militarización del Atlántico Sur, que implica un grave riesgo para la seguridad internacional.”
 
El presidente Mujica, antes de tomar posición por el tema Malvinas debería confirmar si es real que, hasta el momento, no se ha realizado ninguna presentación formal argentina ante el Consejo de Seguridad,  pues en los registros de ese organismo ni siquiera se hizo mención sobre el reclamo.
 
El señor Presidente debería confirmar si es real que Timerman, además de tomar un café y sacarse la foto protocolar con el Secretario General de O.N.U., realizó “la entrega formal de la presentación argentina” a Kodjo Menan, presidente del Consejo de Seguridad, además de entrevistarse con el presidente de la Asamblea General, Nassir Abdulaziz Al-Nasser, ya que desde el Consejo de Seguridad sólo se aclara que Timerman “conversó” con esas autoridades, pero no se brindan precisiones sobre la presentación escrita ya que no está dirigida al Consejo de Seguridad ni a su presidente, algo indispensable en este tipo de procedimientos.
 
Tampoco quedó claro cuál es el objetivo de Argentina ante el Consejo, es decir, qué resolución se pedirá tratar en el organismo, dado que en el escrito ni siquiera se solicita que se informe a los Estados miembros sobre la postura argentina.
 
Seguramente el presidente Mujica, por medio de su sumiso canciller Almagro, podrá verificar que Argentina solo pudo haber llamado la atención, pero su acción no tendrá ningún seguimiento en la ONU, pues no hay ningún documento oficial ingresado en el organismo, o sea que a los gobiernos de la región, y a otros, se les está induciendo al error ya que Argentina sólo entregó una carta e  hizo una conferencia de prensa.
 
El presidente Mujica, debería verificar, si el tema es tan importante en ONU para Argentina, el por qué no ha designado embajador en dicho organismo, que haga un seguimiento serio del asunto.
 
También la Presidente argentina, alertó sobre la presencia de armamento nuclear en la zona, ingresado por el Reino Unido, si esa declaración de la mandataria argentina es seria, concreta y responsable, rebasa lo que es sus derechos sobre las Islas y la militarización del Atlántico Sur y la obligaría a denunciar la violación de la Zona Libre de Armas Nucleares, acuerdo reconocido por la Asamblea General de la ONU y presentar el tema en el Mercosur para su urgente tratamiento.
 
Señor Presidente Mujica, todos estos puntos, de ser verificados y confirmados por Ud. y su sumiso Canciller, le permitirían a Ud. a actuar con las manos libres,  dejando a un lado los abrazos y  los agradecimientos, liberar nuestros puertos, nuestro comercio internacional, olvidarse del intercambio de información tributaria y otros tantos compromisos que en su buena fe refrendó, Ud. Presidente Mujica no puede ser mas papista que el Papa y mas ahora que quiere que lo reciba..., en definitiva nada nos impide invertir en las Malvinas dentro y fuera de ellas.
 
Finalmente Presidente le reitero, en el futuro cuando hable con la Presidente de Argentina, no la debe escuchar, le debe leer los labios, pues es muy diferente lo que hace escuchar a lo que siente y dice , de esa manera se ahorrará muchos dolores de cabeza y nuestros empresarios conocerán las reales reglas del juego.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario