Leído

DEUDA

La hora de las provincias: Los gobernadores pisan el acelerador tras el acuerdo de Nación

Lun, 10/08/2020 - 12:37pm
Enviado en:
Por Urgente24

Son muchas las provincias que están negociando un reperfilamiento de sus deudas que esperaban el acuerdo de Nación para poder avanzar más velozmente. La intención era no arriesgarse a generar "ruidos" en las conversaciones de Martín Guzmán con los acreedores. Pero ahora, con un "piso" desde el cual partir, aceleran sus propias conversaciones. Esta mañana, por caso, fue el gobierno de Neuquén el que oficializó su oferta a los tenedores de bonos Ticade y Tideneu.

Cafiero arengó el aplauso a Guzmán, al que se sumaron los ministros presentes en la reunión (Foto: captura de video).
guzman-cafiero-aplausos.jpg
Guzmán afirmó que "fue muy importante el respaldo de las provincias a la propuesta que presentamos". Pero ahora es el turno de las provincias...
Contenido


Tras el acuerdo de Nación con los bonistas de un nuevo esquema de pagos por sus acreencias externas, las gobernaciones aceleran con sus negociaciones por sus títulos emitidos bajo legislación extranjera, que en conjunto superan los US$11.000 millones, más de la quinta parte que reestructuró Nación.  

Si bien algunas ya comenzaron sus intercambios con bonistas, otras dan recién sus primeros pasos. Buenos Aires y Mendoza ya extendieron sus ofertas, Salta evitó un default y Chubut convirtió en ley la oferta de reestructuración.

En el caso de las provincias petroleras que incluyen tanto a Chubut como a Neuquén, que deben renegociar títulos por US$1.600 millones entre ambas: US$700 millones en la primera y US$900 millones en la segunda, además de Tierra del Fuego, es que a diferencia de Nación y de otras provincias, sus bonos tienen como garantía las regalías petroleras y, por lo tanto, los pagos se hacen de forma automática.

"Nosotros tenemos un vehículo que es diferente; las regalías que ingresan van a un fideicomiso y se repaga a los acreedores de manera automática", explicó el ministro de Economía de Chubut, Oscar Antonena al diario 'Clarín'. "El default para nosotros no existe", diferenció.

Describió que lo que buscan reestructurar en Chubut son dos títulos, uno por US$ 650 millones (el Bocade, Bono de Cancelación de Deudas) y el otro por US$ 50 millones (el Bopro, Bono Programa de Obra Pública). Por esta razón, presentaron en la legislatura provincial un proyecto de ley para renegociar esta deuda externa, que el viernes pasado fue aprobado por 25 votos a favor y solo uno en contra.

El gobernador del Chubut, Mariano Arcioni, advirtió en diálogo con la prensa local que la renegociación de la deuda llevará un proceso de entre 60 y 90 días con los acreedores, es decir, para octubre o noviembre estima que podría estar cerrado. "El contexto nacional de acuerdo nos ayuda mucho", reconoció Arcioni.

Por su parte, Neuquén oficializó esta mañana la oferta a los tenedores de bonos Ticade y Tideneu para reestructurar sus condiciones y obtener un alivio financiero por los vencimientos de la deuda en dólares. Se trata de una propuesta de enmienda a los contratos actuales y no de canje por un nuevo título.

A través de un comunicado de prensa, la provincia informó que solicitará consentimientos de los tenedores de sus bonos Ticade (2028) y Tideneu (2025) "para ajustar los términos de dichos títulos a la capacidad de pago de la provincia". El tiempo para que los acreedores presten consentimiento vencerá el 28 de agosto a las 18 horas de Argentina y las 17 de Nueva York.

Si bien no se hicieron públicos los detalles de la oferta, según publicó el diario 'Río Negro' hace instantes, se indicó que el objetivo es aliviar la carga de los servicios de la deuda, principalmente en los próximos dos años; extender los vencimientos de capital; lograr una distribución de servicios de deuda (perfil) alineada a la sustentabilidad fiscal; y lograr condiciones financieras de pagos que hagan que la deuda "sea sostenible en el largo plazo".

Las autoridades del gobierno nacional deberán dar su aprobación a la operatoria. Según anticipó esta mañana el ministro de Economía, Guillermo Pons, no incluirá una quita de capital, sino de cupones de interés.

El remanente de capital de los Ticade es de casi 328 millones de dólares y pagan una tasa de interés es de 8,625% fija, De los Tideneu queda la totalidad de 366 millones de dólares, que pagan una tasa también fija del 7,5%. Estos últimos aún no se comenzaron a amortizar porque están en período de gracia.

La provincia también inició negociaciones con el Credit Suisse para renegociar los términos del crédito que obtuvo en 2015 y que amplió en 2019. Este crédito paga una tasa de interés variable Libor a 30 días más un margen que va del 7,25% al 8,25% según el tramo, y tiene un remanente de capital de más de 190 millones de dólares.

El gobernador Omar Gutiérrez aseguró la semana pasada que la expectativa es "llevar adelante un diálogo respetuoso, constructivo y racional que permita llegar a un acuerdo sobre el total de deuda que asciende a US$900 millones bajo ley extranjera".

Por su parte, Tierra del Fuego, la otra provincia que tiene "“atados" sus pagos a las regalías petroleras, comenzó semanas atrás un las negociaciones para reperfilar su deuda por unos US$ 200 millones. Avanza con la intención de conseguir mejores condiciones para sus títulos. El gobernador Gustavo Melella mencionó que la tasa que se paga, de 9% anual, era muy elevada.

Cabe destacar que en medio de la pandemia, la caída del precio internacional del petróleo y la cuarentena implicaron para estas provincias una reducción en sus ingresos fiscales. El regreso del "barril criollo", que pone un precio mínimo de 45 dólares, ayudó en parte a paliar los efectos negativos en sus cuentas, pero no es suficiente, alegan desde estos distritos. 

Por otra parte, la provincia de Buenos Aires extendió su período de negociación hasta el próximo 14 de agosto, y Mendoza, que hace meses entabló negociaciones con los bonistas para reestructurar el pago del bono PMY24, extendió los plazos de su oferta hasta el 29 de agosto.

Se trata de un título emitido en 2016 bajo ley neoyorquina, que tiene un stock de US$590 millones, una tasa de interés de 8,375% y vencimiento el 19 de mayo de 2024.

En el comunicado, el gobierno mendocino señaló que hasta el miércoles habían ingresado los tenedores de casi el 60% del volumen de los títulos (US$317.287.000), por lo que con la extensión buscarán sumar más adhesiones.

En julio, el gobierno mendocino mejoró su oferta, con un incremento de la tasa de los cupones y de la cantidad de los pagos semestrales de amortización de capital de 11 a 13.

La Provincia que gobierna Axel Kicillof extendió dos semanas, hasta el 14 de agosto, su oferta de canje de deuda lanzado en abril por el que busca reestructurar unos US$7150 millones, lo que constituye el monto a negociar más abultado de todas las jurisdicciones.

Son 11 los bonos que busca rediscutir el gobierno bonaerense, para los cuales propone un canje por seis nuevos títulos con vencimiento hasta 2040 y cupones de interés adicional, que signicarían un ahorro de US$5000 millones para los próximos cuatro años.

Según detalla esta mañana el diario financiero 'El Cronista', los títulos a canjear son:

- PBM24, de un stock remanente de u$s 1250 millones, emitido en 2016 a una tasa de 9,125% y vencimiento en 2024.
- BPMD, de un stock remanente de u$s 10,6 millones, tasa de interés de 4% y vencido en mayo. Originalmente se emitieron u$s 63,7 millones.
- BP21, de stock remanente de u$s 247,4 millones, tasa de interés de 10,875% y vencimiento en 2021.
- BP28, de stock remanente de u$s 400 millones, una tasa de interés de 9,625% y vencimiento en 2028.
- BPLDD, de stock remanente de u$s 480,4 millones, una tasa de interés de 4% y vencimiento en 2035.
- BPME, de stock remanente de 95,37 millones de euros, vencido en mayo. Originalmente se emitieron 572 millones de euros.
- BPLE, de stock remanente de 577,3 millones de euros, a tasa de interés de 4% anual y vencimiento en 2035.
- PBJ21, de stock remanente de u$s 898 millones, tasa de interés de 9,95% anual y vencimiento en 2021.
- PBF23, de stock remanente de u$s 746 millones, tasa de interés de 6,5% anual y vencimiento en 2023.
- BPLD, de stock remanente de u$s 1749 millones, tasa de interés de 7,875% anual y vencimiento en 2027.
- PBE23, de stock remanente de 500 millones de euros, tasa de interés anual de 5,375% y vencimiento en 2023.

Otra de las provincias en cuestión es Salta, que tiene en negociación deuda extranjera por US$380 millones, luego de que ambas cámaras de la Legislatura de la provincia habilitara a la gobernación a ofrecer nuevas condiciones por dos títulos emitidos bajo legislación extranjera.

Además, hoy el gobierno de la provincia norteña ejecutó un pago por casi US$16 millones y logró evitar un default, al abonar dentro de los 30 días posteriores al vencimiento del 7 de julio.

Se trataba de un vencimiento del bono SA24D con vencimiento en 2024, que tiene un stock de US$350 millones a una tasa de anual de 9,125%,según Bolsar. Fue emitido originalmente en 2016 para ejecutar el Plan Bicentenario bajo legislación de Nueva York y tiene una amortización de capital en los últimos tres años.

También la provincia de Córdoba debe afrontar pagos de capital de deuda de ley extranjera por US$1685 millones hasta 2027, con un abultado vencimiento el 10 de junio año que viene de US$725 millones, el CO21D.

El resto son el CO24D, con plazo el 1° de septiembre de 2024 y de un volumen de US$510 millones, y el CO27D, que expira el 1° de agosto de 2027 y de un stock de US$450 millones. Además, intentará renegociar US$243 millones emitidos bajo ley local, del CO26D, con plazo del 27 de octubre de 2026.

La oferta de reestructuración fue aprobada por la Legislatura de Córdoba a comienzos de junio y desde entonces siguieron cumpliendo con sus obligaciones de pago de intereses.

Río Negro entró en default y sigue en conversaciones para tratar de llegar a un acuerdo por U$S300 millones que tienen vencimiento 2025, mientras en la provincia esperan que en las próximas semanas se facilite el diálogo por el acuerdo de Nación.

La Rioja contrató al Bank of America para el asesoramiento en el canje; desde febrero viene postergando el pago de US$14 millones.