Leído

NO MUESTRA LOS NÚMEROS

La BCR intima al grupo Vicentín a que informe el total de sus deudas

Vie, 13/12/2019 - 9:20am
Enviado en:
Por Urgente24

La Bolsa de Comercio le dio un plazo de 24 horas a Vicentín para informar a quién y cuánto debe. Mientras, la empresa asegura que trabaja en un plan de reestructuración serio, viable y posible que requerirá de la mayor flexibilidad, y que la propuesta a presentar no privilegiará a ningún acreedor. Pero la gran pregunta por estas horas es si Vicentín logrará la reestructuración por sí misma sin dañar la economía provincial y regional o si requerirá de la espalda financiera del Estado nacional.

Vicentín entró en cesación de pagos y temen por el efecto cascada.
Contenido


Hace poco más de una semana, la alimenticia Vicentín, una de las mayores exportadoras del país, suspendió los pagos de sus deudas e inició un proceso de reestructuración.

En ese contexto de incertidumbre, la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) intimó a la empresa a que informe de inmediato sobre la dimensión de su endeudamiento y de los contratos de compraventa de granos que empezó a incumplir. 

La entidad bursátil le exigió a la empresa que "en 24 horas presente un informe sobre el total de las deudas vencidas por contratos de compraventa de granos recibidos a precio firme o a fijar precio, y los términos generales de una propuesta de regularización de la misma".

Para traer algo de calma, Vicentín lanzó un comunicado en donde asegura que "estamos trabajando con un equipo de profesionales altamente calificados en la elaboración de un plan de negocios y de reestructuración serio, viable y posible que requerirá de la mayor flexibilidad y predisposición de todas las partes. La propuesta a presentar no privilegiará a ningún acreedor en perjuicio de otros".

La compañía pidió disculpas por los inconvenientes que ocasionó la medida y aseguró que "somos conscientes de su gravedad y de las implicancias de la misma. Entendemos que el tiempo es un factor determinante para todos los actores involucrados. En ese sentido estamos abocados a encontrar una alternativa en el plazo más corto posible, que cuente con el apoyo de todas las partes y que nos permita retomar la normalidad de la operación".

Vicentín lleva invertidos más de US$900 millones en la actividad productiva en el país en los últimos diez años.

La otra novedad de las últimas horas es que el hombre fuerte de Vicentín, Alberto Padoán, renunció al directorio de la Bolsa de Comercio, entidad que presidió hasta fines de noviembre. 

Padoán entregó la conducción a Daniel Nasini, pero se guardó una silla en el directorio, situación que se volvió insostenible teniendo en cuenta que el mercado granario es central en la institución y Padoán estaba de ambos lados del mostrador.

La cesación de pagos de Vicentín generó un tembladeral en la economía regional. No sólo quedaron enganchados productores y acopiadores, sino también, empresas pymes, transportistas y demás proveedores.

Como la empresa no informa números concretos, extraoficialmente se estima al menos en el equivalente a unos 350 millones de dólares las deudas en el mercado interno y llegaría hasta 1.000 millones de la misma moneda si se suman los acreedores externos.

La caja de resonancia es la Bolsa de Comercio, donde los ánimos de los distintos actores que participan de la cadena agrícola y sus derivados vienen caldeados. Tras una semana de esperar alguna señal de parte de Vicentín, el directorio recurrió al reglamento interno y ayer emitió la intimación a nombre del responsable legal de la cerealera, que es el yerno de Alberto Padoán.

La situación es tan grave que en la Bolsa rosarina estaban esperando la llegada de la nueva gestión provincial para pedirle al gobernador Omar Perotti que se ponga al frente de gestiones ante el gobierno nacional para atender una situación que para muchos corre riesgo de derivar en un efecto dominó. Entre los grandes acreedores se encuentran el Banco Nación. 

La gran pregunta es si Vicentín logrará la reestructuración por sí misma sin dañar la economía provincial y regional o si requerirá de la espalda financiera del Estado nacional.