Leído

TRIPLE FUGA

13 años de prisión para los hermanos Lanatta, y 7 para Schillaci: "No pasamos por Ranchos"

Lun, 17/02/2020 - 3:54pm
Enviado en:
Por Urgente24

Los hermanos Cristian y Martín Lanatta fueron condenados a 13 años de prisión, mientras que Víctor Schillaci recibió una sentencia de siete años, por el tiroteo en el que hirieron a dos policías ocurrido cerca de la localidad de Ranchos, luego que se fugaran de la cárcel de General Alvear. "Nosotros no pasamos por Ranchos y tampoco utilizamos el vehículo que figura en el expediente. Se ha acordado un juicio abreviado que no implica culpabilidad, simplemente por una cuestión técnica", aseguró Cristian Lanatta tras la sentencia.

Contenido

Los hermanos Cristian y Martín Lanatta fueron condenados este lunes (17/02) a 13 años de prisión, mientras que Víctor Schillaci recibió una sentencia de siete años, por el tiroteo en el que hirieron a dos policías ocurrido cerca de la localidad de Ranchos, luego que se fugaran de la cárcel de General Alvear.

La condena por "tentativa de homicidio agravada" fue emitida por el Tribunal Oral y Criminal Nº 1 del Departamento Judicial de La Plata en el marco de un juicio abreviado.

Pese a el fallo, Martín Lanatta aseguró que no participaron del hecho.

"Nosotros no pasamos por Ranchos y tampoco utilizamos el vehículo que figura en el expediente. Se ha acordado un juicio abreviado que no implica culpabilidad, simplemente por una cuestión técnica, para continuar con la progresividad de las otras penas", sostuvo en declaraciones a la prensa con esposas colocadas en sus manos.

"Solicitamos la unificación de las penas. Nosotros no tuvimos participación en le hecho, esta es una cuestión técnica. Un juicio oral nos demoraría unos meses y por cuestión técnica nos sirve para seguir con la progresividad de la pena. La justicia es muy técnica, un juicio abreviado no habla de culpabilidad. Jamás pasamos por Ranchos", aseguró a la prensa. "Hemos enfrentado todos los juicios diciendo la verdad", agregó.

En este caso, se preveía una pena de entre 10 y 13 años de prisión para los hermanos Lanatta y de entre 7 y 8 para Schillaci, por no haber disparado. Este lunes se formalizó el acuerdo entre la defensa y la fiscalía, a cargo de Silvina Langone.

"Estoy conforme con la decisión. Me daba mucha bronca verlos. Hablan de humanidad y conmigo no tuvieron ninguna", dijo Lucrecia, la policía baleada, tras la audiencia. "Con 55 operaciones, a la fecha sigo con el pie que empecé de nuevo una rehabilitación, tratando de llevarla lo mejor posible. Sabía que iba a llegar este momento. Jamás me voy a olvidar, pero quiero saber que se hizo justicia. Me quedó una incapacidad en el pie izquierdo y no pude continuar con la carrera de policía. Sólo quería justicia", expresó.

# La fuga

 

Los hermanos Lanatta y Schillaci fueron condenados a perpetua por los crímenes de Sebastián ForzaDiego Ferrón Leopoldo Bina, cuyos cuerpos fueron encontrados en General Rodríguez el 13 de agosto de 2008. Los tres habían sido condenados en diciembre de 2012 a cadena perpetua por el Tribunal Oral Criminal Nº 2 de Mercedes. “Nos condenaron sin pruebas, y hubo muchas irregularidades que ya se sabrán”, aseguró Lanatta en ese momento. Mientras cumplían su pena en el sector Sanidad de la Unidad Penitenciaria 30, consiguieron escaparse la madrugada del 27 de diciembre de 2015.

El trío aprovechó el momento en que ingresó un guardia para hacer el recuento habitual. Lo golpearon, lo ataron de pies y manos, lo amordazaron y le robaron las llaves de un Fiat 128, en el que escaparon del penal. En la calle los esperaba una 4x4 y con la ayuda de terceros, dieron inicio a la triple fuga. Fueron 13 días de persecución hasta que cayeron en la provincia de Santa Fe, en enero de 2016.

En diciembre de 2015, los ahora condenados atacaron a balazos a dos policías en un control vial de la ciudad bonaerense de Ranchos y el momento quedó registrado en imágenes obtenidas de una cámara de seguridad del puesto.

A fines de febrero, después de ser recapturados, Cristian Lanatta habló con la prensa desde el penal de Ezeiza y aseguró que les "hicieron una cama" y que les abrieron las puertas de la cárcel para matarlos. "No planeamos nada. Nos abrieron las puertas y salimos. Y vivimos una situación horrible y volvimos a escapar", relató.

"Nos llevaron a un lugar donde había un sicario. Y nos fugamos de ahí porque sino éramos boleta", aseguró.

"Fue todo improvisado. Los 14 días de la fuga fueron una película de lo que aún no logro salir. Estábamos sin protección, sin un peso, no pensábamos ver a ningún narco. Involucraron a mucha gente que no tenía nada que ver y no quiero nombrar. Sólo queríamos fugar de una emboscada que nos hicieron cuando nos sacaron de la cárcel. Luchamos por nuestra vida porque estábamos en peligro. Nos querían matar, había un plan para matarnos a sangre fría. No íbamos a entregarnos, pensábamos resistir. Pero el hambre y la sed nos debilitaron", relató en ese momento.