MENOR MATA MENOR

Los padres de Brian Aguinaco piden por la ley de imputabilidad

Los padres de Brian Aguinaco, joven de 14 años asesinado por motochorros en Flores, reclamaron que el adolescente de 15 años que permanece detenido acusado de haber disparado contra su hijo no quede en libertad . También pidieron que "se baje la edad de la imputabilidad" y denunciaron que la presencia policial sólo aumentó luego de la toma de la comisaria 38, pero duró una semana.

"El juez [Enrique Gustavo Velázquez, Juzgado de Menores N° 7] no puede liberar al menor que mató a mi hijo. Él será el único responsable si el asesino queda libre. Por lo menos para que otras familias no pasen por lo que estamos pasando nosotros", dijo Eliana, madre de Brian Aguinaco, en diálogo con el canal de noticias TN. Ella indicó que le gustaría encontrarse con el magistrado para explicarle su punto de vista. 

El padre de Brian, Fernando Aguinaco, sostuvo: "Queremos que el menor [Brian, 15 años] pague lo que tenga que pagar", dijo el hombre. Sin vacilar, opinó que "si tienen que bajar la edad de la imputabilidad para ciertos casos, como este tipo de delitos, que lo hagan", para que los delincuentes sean juzgados con un régimen penal especial.

El menor, llamado Brian Joel, fue detenido en Chile días después del asesinato. Con la ayuda de sus padres, el joven llegó en avión al país transandino, pero fue descubierto por efectivos de la Interpol que lo detuvieron y lo remitieron a la Argentina. Por ser menor de 16 años, para la ley penal nacional es inimputable, aunque sí queda sujeto a la tutela de la Justicia. La Policía Federal detuvo a su cómplice, de 26, en la villa 1-11-14.

Luego del homicidio de Brian, cientos de vecinos del barrio de Flores se manifestaron frente a la comisaría de la zona, la 38a, para reclamar mayores medidas de seguridad en una zona azotada por los ladrones, especialmente motochorros. El clima de tensión fue tal que obligó a las autoridades del Ministerio de Justicia y Seguridad porteño a renovar a parte de los titulares de la seccional y, tras una reunión con familiares de la víctima y con habitantes del barrio, a prometer refuerzos.

"Lo único que cambió en Flores es la presencia policial. Hay mayores controles, pero nada más", contó Aguinaco, que advirtió que cuando un par de ladrones asesinó a Pascual Mollo, un vecino del barrio que evitó que los delincuentes ingresaran en su domicilio, "la presencia policial apareció una semana, pero luego volvió a la normalidad".

Imputabilidad, después de las elecciones. El subsecretario de Política Criminal del Ministerio de Justicia de la Nación, Martín Casares, habló de postergar el tratamiento del proyecto parlamentario -no el estudio de la iniciativa- hasta después de las elecciones de renovación parlamentaria, para evitar el uso político de esta problemática.

"No está mal que los políticos tomen posiciones y digan 'mis planes son estos o aquellos'. Lo que queremos evitar es que el debate de la aprobación de la ley y el tratamiento en particular se haga en una época electoral porque sino es muy contradictorio", sostuvo Casares.

La iniciativa produjo el rechazo de gran parte de la oposición y de la Iglesia. En ese marco, el funcionario explicó que una comisión de expertos integrada por especialistas de distintas áreas realizará diversas reuniones con el objetivo final de entregar al ministro de Justicia "un proyecto de ley con un nuevo sistema penal juvenil".