CARLOS HERMANN GÜTTNER

"La degradación institucional y los gestos de intolerancia se han vuelto frecuentes a partir del retroceso moral de la dirigencia argentina y constituye una afrenta a la ética pública."

Datos imprescindibles para cesar toda polémica sobre el 10/12

Contenido

El Presidente electo por el pueblo debe recibir los atributos de su investidura en la Casa Rosada, después de jurar ante el Congreso, y de manos del Presidente saliente.

Así lo marcan la tradición y la lógica porque la Casa Rosada es la sede del ejercicio del poder presidencial.

Además, ese traspaso de mando constituye un gesto notable de civismo y democracia que honra la voluntad popular expresada en las urnas.