Leído

HONG KONG

Choques muy extraños (2): Bachelet vs. Xi Jinping

Dom, 01/12/2019 - 11:07am
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Gran visibilidad de Michelle Bachelet como Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU: Venezuela, Ecuador, Chile, Brasil y Bolivia estuvieron bajo su lupa, polémica para muchos. Ahora, Bachelet reclamó a Beijing una investigación independiente sobre el uso excesivo de la fuerza por la Policía contra manifestantes en Hong Kong. Enorme enojo de China que viene quejándose de la violencia de los manifestantes en Hong Kong y de las interferencias de Donald Trump. China ha acusado a la alta comisionada de la ONU para los derechos Humanos de interferencia "inapropiada" en los asuntos internos de la república popular. La Misión china en Ginebra (Suiza, sede del Alto Comisionado) mostró su oposición a la opinión de Bachelet publicada por la edición hongkonesa de South China Morning Post, que incluye "comentarios inapropiados sobre la situación en la Región Administrativa Especial de Hong Kong de la República Popular China e interfiere en los asuntos internos de China y viola los propósitos y principios de la carta de las Naciones Unidas".

Contenido

China ha respondido al alto comisionado de la ONU para los derechos humanos por respaldar una investigación independiente sobre la presunta brutalidad policial durante las recientes protestas antigubernamentales de Hong Kong, acusándola de inflamar la "violencia radical".

En un comunicado emitido el domingo, Chen Yaou, portavoz de la misión permanente de China ante la ONU, lanzó un ataque mordaz contra lo que llamó un "artículo erróneo" de Michelle Bachelet, quien escribió en un artículo de opinión en el Post del sábado 30/11.

En el artículo, Bachelet instó al gobierno de Hong Kong a realizar una "investigación independiente e imparcial dirigida por un juez" sobre la conducta de la policía en las protestas como parte de las medidas de fomento de la confianza. Dijo que la administración dirigida por Carrie Lam Cheng Yuet-ngor necesitaba priorizar el diálogo "significativo e inclusivo" para resolver los disturbios sociales, ahora en su 6to. mes.

“Ahora es el momento de escuchar directamente a las personas de todos los ámbitos de la vida, trabajar juntos con una resolución sincera para abordar sus inquietudes y quejas. Los jóvenes, especialmente, necesitan ser escuchados ”, escribió el ex presidente chileno.

Bachelet ha pedido al Gobierno que priorice el diálogo constructivo y que toma medidas, incluso "la investigación adecuada, independiente e imparcial por parte de los jueces, sobre los informes acerca de un uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía".

Sin embargo, Chen enfatizó que China "se opuso firmemente" al artículo de Bachelet, diciendo que había interferido en los asuntos internos de China y que solo alentaría a los manifestantes a usar más violencia radical.

"El artículo del alto comisionado, que interfiere en los asuntos internos de China y ejerce presión sobre el gobierno y la policía de la RAE de Hong Kong, solo envalentonará a los manifestantes para que lleven a cabo una violencia radical más severa", dijo.

Según el comunicado chino, este artículo ejerce presión sobre el Gobierno y la Policía de Hong Kong y "sólo animará a los alborotadores a llevar a cabo una violencia radical más severa". "Frente a los crímenes violentos radicales, la Policía de Hong Kong ha cumplido con su deber y ha ejercido la máxima moderación con profesionalidad durante el aseguramiento del orden público", añade el texto.

Asimismo, el comunicado apunta que "el Gobierno de China está decidido a salvaguardar la soberanía nacional, la seguridad y los intereses de desarrollo, así como a aplicar el principio de 'un país, dos sistemas' y a oponerse a toda injerencia extranjera en los asuntos de Hong Kong".

"Instamos a la Alta Comisionada y a su Oficina a que cumplen estrictamente los propósitos y principios de la carta de las Naciones Unidas, vean los verdaderos colores de los alborotadores violentos en Hong Kong, dejen de hacer comentarios irresponsables y se abstengan de injerir por cualquier medio en los asuntos internos de la Región Administrativa Especial de Hong Kong de la República Popular China", concluye la Misión china.