Leído

100 DÍAS DE GOBIERNO Y 900 INFECTADOS

Ya no todo es Brexit: los planes de Johnson fueron interrumpidos por el Coronavirus

Vie, 20/03/2020 - 6:17pm
Enviado en:
Por Urgente24

Mientras Italia ya superó la cantidad de casos de Coronavirus detectados en China y España evalúa extender la cuarentena hasta por lo menos 15 días más, es el turno de que Gran Bretaña tome decisiones también ya que solamente en Londres se confirmaron 950 casos. Es así que Boris Johnson, quien tenía la esperanza de que 2020 sería su año para brillar anunció que cerrarán todos los negocios, restaurantes y bares en el Reino Unido y que además se le dará a cada ciudadano una parte de su salario.

Primer Ministro británico, Boris Johnson.
Contenido

Este viernes 20/03 el Primer Ministro británico, Boris Johnson informó que a partir de esta noche cerrarán los restaurantes, bares y gimnasios como una medida avanzada para combatir el brote de COVID-19 a nivel internacional. Si bien en un principio Johnson se mostraba reticente a creer en las consecuencias del virus y cómo este podría arruinar los planes de cara a 2020, se vio obligado a tomar decisiones, como le ocurrió al fin y al cabo a todos los mandatarios nacionalistas alrededor del mundo. 

Al igual que Donald Trump y Jair Bolsonaro, Johnson no estaba dispuesto a dejar de lado su plan de Brexit, las conversaciones con la Unión Europea y el triunfo político y económico que tanto está esperando desde que el Parlamento aprobó el divorcio con Bruselas. Lo mismo le ocurrió  Trump con su campaña de reelección y a Bolsonaro con su intento de despegue económico en Brasil.

Pero volviendo a Londres, el gobierno se vio obligado a accionar teniendo en cuenta que entre el martes y el jueves de esta semana la cantidad de fallecidos aumentó más del doble: ya son 144 muertos y 950 infectados aproximadamente. Es que claro, como en todos los gobiernos, el mayor temor es que se produzca un colapso en el sistema de salud que ya no es lo suficientemente fuerte en muchos casos.

"Es perfectamente obvio cuando se observa el gradiente de la enfermedad que ahora tenemos una amenaza real para nuestro país, para la capacidad de nuestro NHS de manejarlo, y a menos que lo hagamos bien, veremos miles de vidas perdidas", explicó Johnson este viernes para después agregar que el objetivo principal es detener la propagación de la enfermedad, al igual que lo hizo el presidente argentino, Alberto Fernández el jueves 19/03 por la noche. 

Aunque Johnson fue un poco más allá con sus medidas y el canciller, Rishi Sunak, reveló que el contribuyente cubriría el 80% de los costos salariales de los trabajadores, para que no se sientan las pérdidas. Si bien en un principio Johnson se negaba basándose en el hecho un tanto iluso de que el cierre de los bares atenta contra "el derecho inalienable de los nacidos en Inglaterra de ir al pub". Pero claro la presión y la realidad fue más fuerte que sus fantasías nacionalistas. Claro que esta medida fue vista como algo extremo teniendo en cuenta que ya se habían cancelado espectáculos y eventos deportivos.  

Es así que después de sus comentarios parece haber entrado en razón y le pidió a todos los londinenses que no sean inconscientes y que se queden en sus casas. "No hay garantía de que tenga síntomas leves", explicó el mandatario. 

Por otro lado, el Coronavirus llegó en un momento clave para el futuro de Johnson porque cuando su único objetivo era llevar adelante el Brexit y finalizarlo de una vez por todas a través de un acuerdo con la Unión Europea, todos los planes fueron interrumpidos por el COVID-19. Es así que las reuniones en Bruselas quedaron suspendidas hasta nuevo aviso, y las grandes empresas y sindicatos comenzaron a presionar al gobierno para que tome decisiones en cuanto al escenario actual, sobretodo teniendo en cuenta que las la Unión Europea decidió cerrar las fronteras al ser la región mas afectada hasta el momento. 

Y todo esto a horas de que se cumplan los primeros 100 días de gobierno del conservador.  Aunque todavía no hizo historia como el quería.