Leído

NACIONALISMO EXTREMO

Mientras Europa lucha con la economía, Johnson define la inmigración post Brexit: por puntos y solo aptos

Mie, 19/02/2020 - 6:05pm
Enviado en:
Por Urgente24

El escenario político post Brexit no está siendo nada placentero para ninguna de las dos partes: dentro de la Unión Europea crecen las internas con respecto al presupuesto y a cómo actuar después del vacío que dejó Gran Bretaña, mientras los británicos establecen nuevas reglas para todo, incluso para la inmigración. Solo ingresarán "los brillantes y mejores del mundo", nacionalismo puro al estilo Boris Johnson.

Boris Johnson, Primer Ministro británico.
Contenido

Este miércoles 19/02, ambas partes de lo que fue el proceso del Brexit, es decir la Unión Europea y Gran Bretaña, volvieron a ser el foco en el ojo público. Aunque uno parece estar teniendo más problemas que otro, es así que mientras en el Reino Unido, Boris Johnson presenta su nuevo plan del sistema de inmigración, el cual grita nacionalismo, a Europa se le está haciendo un poco difícil luchar contra el vacío que dejaron los británicos, sobretodo en la economía y las finanzas.

Es momento de que la Unión Europea se comience a preocupar por el presupuesto de cara al año 2021-2027, es por eso que después de idas y vueltas, se convocó una reunión de los 27 miembros y respectivos representantes para el próximo 20/02. Se habló en su momento de US$ 1,08 mil millones, aunque habrá que ver quienes son los que realmente votan a favor de esa cifra, teniendo en cuenta que una de las mayores potencias ya está afuera. 

Según explicó The Associated Press, el Brexit tuvo sus consecuencias en la economía europea, y lo que quedó de ella: un déficit de financiación que se extiende a 10-12 mil millones de euros al año. Además por supuesto el desgaste político y empresarial que significó la salida del Reino Unido. Es por eso que el gran desafío es acordar un valor común entre todos los miembros, y por supuesto el Parlamento Europeo, quien tiene que confirmarlo después.

En tanto, en el Reino Unido, Boris Johnson sufrió hace unos días una gran pérdida: su canciller y el segundo hombre más importante del escenario político, Sajid Javid, quien renunció a su cargo debido a internas con el funcionario, su círculo rojo e ideas un tanto extremistas. Sin embargo, a Johnson no pareció importarle demasiado lo que su nacionalismo extremista pueda causar. En consecuencia, dio a conocer su nuevo plan de inmigración. 

"Los más brillantes y mejores del mundo", esos serán los únicos que ingresen al territorio legalmente, en otras palabras: adiós a los inmigrantes no calificados. Johsnon repitió la misma decisión con la que había coqueteado Donald Trump a mediados de 2019, cuando este dijo que se promoverá la llegada de personas que "se lo merezcan". Aquellos serán  sometidos a una prueba cívica y de inglés. Así como también se tendrá en cuenta su edad y la sus ofertas de empleo.

Pero volviendo al Reino Unido, teniendo en cuenta que uno de los grandes motores de la aparición de movimientos de extrema derecha, inclusive el Brexit, fue la inmigración ilegal en masa que recibieron los países de Europa en los últimos años desde 2015 y además los ataques terroristas que dominaban la opinión pública y el escenario político. Es por eso que tanto Boris Johnson como sus funcionarios, describieron la nueva medida como algo "histórico y revolucionario". 

Al parecer el nuevo sistema de admisión de inmigrantes será a través de puntos, al igual que ocurre en Australia y Canadá. Esto significa que se seleccionará a los inmigrantes por sueldo garantizado y profesión. Según explica The Washington Post, esto pondrá final a los trabajadores "poco calificados", que en su mayoría llegaban de países de Europa del Este. A cambio, el Secretario del Interior, Priti Patel, aseguró que esos puestos serán asignados a británicos que están inactivos. 

Esto marcó el gran comienzo del Brexit, ya que si bien el Reino Unido ya había salido formalmente el pasado 31/01, las fronteras siguen abiertas y el proceso de negociación y transición entre ambas partes se espera que dure más de un año.