Leído

CARTA SIN FIRMAR

Johnson insiste con el Brexit ya, a pesar de haber pedido una prórroga a Europa

Lun, 21/10/2019 - 10:45am
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Este lunes 21/10, el primer ministro intentará someter a votación su acuerdo de Brexit tras el revés que sufrió el sábado 19/10, cuando tuvo que retirar la iniciativa luego de que la oposición aprobara una enmienda forzándolo a pedir una extensión a Europa para el divorcio. Johnson mandó 2 cartas al bloque: una, como la ley manda, solicitando la extensión (aunque sin firmar), y otra (sí firmada) en la que aclara que él no quiere pedir la extensión. La iniciativa está ahora en manos del presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow, quien decidirá si somete a votación o no el pacto cerrado por el primer ministro con la UE, mientras la oposición laborista intentará nuevamente frustrar la sesión con una batería de enmiendas.

Contenido

Tras la derrota parlamentaria que sufrió el sábado 19/10, el primer ministro británico envió 2 cartas a Europa: una solicitando una prórroga del Brexit y otra en la que manifiesta que él no pide un retraso de la salida de la Unión Europea.

Johnson ha marcado siempre la voluntad de concretar el Brexit antes de la fecha límite (31/10), haya o no acuerdo. Logró negociar un trato con Europa pero el sábado, tuvo que dar marcha atrás, retirando la votación de su acuerdo por el temor a una derrota, luego de que la oposición lograra aprobar una enmienda forzándolo a pedir una extensión del Brexit.  La enmienda Letwin, adicionalmente, condicionó a cualquier aprobación del acuerdo de Brexit a la tramitación de la Ley del Acuerdo de Retirada.

Mientras sucedía la votación, masivas manifestaciones tenían lugar fuera del Parlamento solicitando un nuevo referéndum sobre el Brexit.

Es ante esta disyuntiva que el primer ministro decidió mandar 2 cartas a Europa, específicamente al presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk: una pidiendo la extensión, obligado por la ley que lo fuerza a hacerlo, pero sin firmarla.

En la 2da carta, que sí está firmada, el líder conservador afirma que él no desea la extensión, advirtiendo que esta "lastimaría los intereses de Gran Bretaña y de nuestros socios de la UE".

Una 3ra carta, escrita por el representante permanente del Reino Unido ante la UE, Tim Barrow, explica burocráticamente el origen de las 2 cartas.

Un juez escocés está evaluando la legalidad de las cartas de Johnson a Bruselas.

"Sí. Vamos a irnos el 31/10. Tenemos los medios y la habilidad de hacerlo", dijo Michael Gove, negociador del gobierno para el Brexit a Sky News.

Johnson también envió una carta a los diputados para decirles que una prórroga no es la solución a la crisis.

"La próxima semana, este Gobierno va a introducir la legislación que necesitamos para salir de la Unión Europea con nuestro gran nuevo acuerdo el 31 de octubre”, escribió el sábado a los parlamentarios. “Es bien posible que nuestros amigos en la UE rechacen la petición del Parlamento de otro retraso. En estas circunstancias, espero que mis colegas de todos los sectores de la cámara (baja) se enfrenten con la opción de (apoyar) nuestro gran acuerdo o no tener acuerdo”, apunta la misiva.

La opción de prorrogar el Brexit está en las manos de los restantes estados europeos. El ministro de Finanzas alemán, Peter Altmaier, dijo que Europa aprobaría el pedido de prórroga, independientemente de las extrañas formas de Johnson.

Tras el fracaso del sábado, este lunes 21/10 Johnson intentará por 2da vez conseguir que se apruebe su acuerdo de Brexit en el Parlamento.

La iniciativa está ahora en manos del presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow. Es él quien decidirá si somete a votación o no el pacto cerrado por el primer ministro con la UE, mientras la oposición laborista intentará nuevamente frustrar la sesión con una batería de enmiendas.

"Una negativa por parte del speaker, sin embargo, supondría un revés para el Número 10, pero no un veto, ya que su estrategia está centrada ya en el espacio de mañana, cuando prevé presentar el acuerdo con Bruselas en forma de proyecto de ley. El Ejecutivo considera que, aunque extremadamente ajustados, los números están a su favor, por lo que su propósito pasa por acelerar la tramitación al máximo, con el viernes como fecha límite para dejarla zanjada en la cámara baja del Parlamento", explica El Economista. "A partir de ahí, y siempre según los cálculos del círculo más próximo a Johnson, la idea sería proceder a una apertura extraordinaria de la Cámara de los Lores durante el fin de semana para que esta asuma su cometido institucional y garantice la consecución de la legislación a tiempo para una potencial cumbre de la Unión Europea el lunes 28 de octubre."