Leído

COMO SI FUERAN PERROS

Erdogan amenaza a Europa: Me apoyan o "suelto 3 millones de refugiados", el continente obedece

Jue, 10/10/2019 - 8:41pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

En Medio Oriente ya hay una nueva guerra desatada por las decisiones de Estados Unidos, que como muchas otras veces funcionaba como contenedor en una tensión entre Turquía y Siria, y claro los distintos poderes existentes en el territorio. Las consecuencias ya se sienten en todo el mundo, sobre todo en Europa cuyas autoridades están más que preocupados por la situación de los refugiados que resulten de estos enfrentamientos. Claro que esto es sabido por el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, quien amenazó abrirle las puertas de su país a los refugiados sirios para que estos pasen a Europa, si la Unión Europea y la OTAN retiraban su apoyo. A esto se le suma que el supuesto plan del ISIS de soltar casi 70.000 prisioneros.

Contenido

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, avanzó con toda la artillería sobre el pueblo kurdo, al que Estados Unidos decidió abandonar a principios de la semana, teniendo en cuenta que retiro las tropas norteamericanas del norte de Siria porque "estaba siendo peligroso". Esto por supuesto le dio luz verde a los turcos para ir por los 20 kilómetros de largo por 30 de ancho de territorio sirio que hace tanto tiempo buscan, pero al que no ingresaban por Estados Unidos. Claro que esto impactó sobre los distintos países del mundo ya que es un gran cambio en el escenario sirio en donde la mayoría de las naciones tienen participación e intereses, de alguna u otra forma.

En Estados Unidos, como ya explicó Urgente 24, el Partido Republicano condenó el accionar del presidente. Sin embargo quien también reaccionó fue la Unión Europea, que hasta ahora apoyó al gobierno turco teniendo en cuenta que estos refugian a miles de migrantes sirios, y de alguna forma los "contienen de ingresar a Europa". Recordemos que Europa también recibe miles de refugiados desde el norte de África y Asia. Según lo que explican las autoridades europeas, el financiamiento económico que otorga la entidad a Turquía, es dirigido a los sirios, pero claro que también es una forma de contener la inmigración.

En consecuencia, luego del avance de Turquía sobre la frontera con Siria, que hasta ahora se reportaron aproximadamente 174 abatidos, entre heridos y muertos, Erdogan amenazó a los europeos con "abrir las puertas" de su país y dejar a casi 3 millones de refugiados sirios para que estos avancen hacia Europa, si desde la Unión Europea decidían declarar la operación turca como "ocupación". Claro que desde Europa, la representante de Política Exterior de la Unión Europea, Federica Mogherini, aseguró que la ayuda seguirá intacta, pero también condeno el avance.

"Hemos estado muy unidos y ya advertimos de que cualquier acción militar en el norte de Siria provocaría consecuencias muy negativas desde el punto de vista humanitario y se podría socavar los avances que se han hecho contra el Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés)", agregó la funcionaria. A estas declaraciones en cuanto a la posible crisis humanitaria, pero no relacionada al terrorismo, se sumaron los dichos de casi 14 agencias de ayuda que reclamaron "ayuda urgente" porque la situación podría acabar en casi 450.000 personas desplazadas.

Claro que Erdogan no es ningún estúpido, teniendo cuenta que el traslado de esta cantidad de personas podría ser una catástrofe para Europa. Aunque sí se lo podría considerar un cerdo que trata a personas en situación de crisis y de sufrimiento, como mercadería y como objeto de amenaza para conseguir beneficios diplomáticos y políticos. Claro que Europa no se queda atrás porque apoya la guerra antes de tener que recibir más refugiados.

A esto se suma el plan que encabezan Alemania y Francia con respecto a una redistribución de refugiados que llegan y quedan varados en el Mar Mediterráneo porque no los barcos no tienen puertos habilitados para que ingresen al país. El plan consiste principalmente en repartir la cantidad de migrantes que llegan a los países, a la vez que solamente se enfocan en quienes solicitan asilo y fueron rescatados por cualquier embarcación en alta mar. Aunque esto demuestra la gran crisis migratoria que empezó en 2014 y sigue golpenado a Europa. 

A esto se sumaría un plan que supuestamente tienen las fuerzas del ISIS, quienes según explicó el medio Business Insider esperan liberar al menos 70.000 seguidores del grupo presos en prisiones kurdas. De acuerdo a lo que las Fuerzas Democráticas Sirias habían advertido que sus recursos para contener a los presos estaban al límite previamente a la invasión, por lo que se cree que ahora la situación es crítica. Con esto también aparecieron otra vez las preocupaciones europeas con respecto a la lucha contra el terrorismo.

Pero volviendo a Europa, España amenazó con retirar la batería de misiles antiaéreos Patriot que forman parte de la milicia turca y que están desplegados en la frontera con Turquía aproximadamente desde enero de 2015. Entonces las autoridades españolas de la OTAN es retirar la protección de Turquía en un posible ataque desde Siria. Ahora ese fue el objetivo puesto en 2015, hoy la situación en Siria es diferente, las fuerzas son más débiles y tal vez no serían capaces de montar semejante ataque. Aunque sí sería un movimiento de desconfianza por parte de España. 

En tanto, en Turquía, la moneda nacional (la lira turca) tocó uno de sus niveles más bajo en lo que va desde agosto. Mientras también, debido a la inestabilidad de la región, la desconfianza hacia el accionar del gobierno,  las acciones y las amenazas de sanciones económicas provenientes del gobierno y Congreso de Estados Unidos, los bonos del gobierno cayeron. Al parecer los inversores corren de las sanciones del gobierno de Trump, ya aprendieron la lección con la guerra comercial.