Leído

¿PRO O ANTI TRUMP?

Alberto F y Washington: se endulzaron los oídos, pero la relación clave todavía es un misterio

Sab, 07/12/2019 - 1:40am
Enviado en:
Por Urgente24

A tan solo 4 días de la asunción del nuevo presidente de Argentina, Alberto Fernández, es inevitable preguntarse por cómo el mandatario entrante configurará sus relaciones internacionales. Si bien ya existieron algunos anticipos, todavía queda la gran incógnita: ¿cómo será la relación entre el equipo del futuro mandatario y la Casa Blanca? Teniendo en cuenta que la deuda con el Fondo Monetario Internacional sigue vigente como uno de los grandes problemas a resolver del gobierno de Alberto y que en Estados Unidos el próximo año habrá elecciones internas del Partido Demócrata y luego generales. Por otro lado: ¿quién será la gran figura destacada en el contacto entre los dos países?

Alberto Fernández y Donald Trump
fernandez_y_trump.jpg
Contenido

Mientras en Estados Unidos el presidente Donald Trump va camino a enfrentar un proceso de juicio político, triunfa económicamente con la economía interna y no se desconcentra de su principal objetivo que es ir por la reelección en las elecciones presidenciales de 2020, la Argentina está en vilo ante la próxima asunción del futuro presidente del país, Alberto Fernández. El mismo tendrá muchas tareas difíciles, entre las que se encuentra la construcción de una fuerte relación con la Casa Blanca, sea quien sea el que esté al frente por los próximos años. 

Es así que el equipo de Alberto ya tiene un ojo sobre lo que sucede en Argentina mientras el otro está puesto en Washington, ya que cualquier cambio que se produzca afectará directamente con la relación entre el gobierno argentino y el Fondo Monetario Internacional (FMI), el organismo con el cuál la administración Fernández tendrá que renegociar la deuda. A no ser que vayan hacia un default. Si bien todavía no se conocen con exactitud los planes de Alberto para con el FMI, el mismo ya aseguró que no pedirá los US$11.000 millones que restan del acuerdo.

"La primera regla para cumplir es decir ‘no me presten más plata y déjenme desarrollarme para poder pagarles", explicó el futuro presidente argentino el pasado 26/11 cuando le preguntaron por sus próximos movimientos. A estas declaraciones también se sumó Martín Guzmán, especializado en reestructuración de deuda externa, quien será el nuevo ministro de Economía, aunque también podría ser denominado Hacienda y Finanzas.

En consecuencia, será clave la posición que tome Estados Unidos para con Argentina, teniendo en cuenta que las ideologías de Fernández y Trump no son de lo más congruentes. Ambos futuros homólogos mantuvieron una conversación telefónica a fines de noviembre donde al parecer el mandatario republicano felicitó al argentino por el triunfó y aseguró el apoyo sobre la negociación de la deuda con el FMI: “He instruido al Fondo para trabajar con usted. No dude en llamarme”, habría dicho Trump. Aunque claro después llegaron una ola de aranceles dañinas para la economía Argentina. 

Recordemos que el pasado lunes 02/12, sin previo aviso al gobierno de Mauricio Macri, Trump decidió volver a abrir un frente de guerra comercial, a medida que va cerrando el de China, con Argentina y Brasil. En consecuencia anunció a través de su cuenta de Twiter que restablecerá "las Tarifas de todo el Acero y Aluminio que se envíe a los EE. UU. Desde esos países", explicó Trump con la excusa de que ambos países latinoamericanos habían devaluado su moneda a la fuerza. 

Por otro lado, las relaciones de ambos países están atravesadas por las próximas elecciones en Estados Unidos, primero internas del Partido Demócrata, que darán a quien será el contrincante de Trump en las generales de noviembre 2020. ¿A quién apoyará Alberto Fernández? A Donald Trump lo necesita cerca porque por lo menos hasta el próximo año seguirá siendo presidente, pero lo que suceda después de renegociar la deuda con el Fondo es una incógnita. Además teniendo en cuenta que por el momento no hay ningún candidato demócrata que haya posicionado una propuesta de gobierno lo suficiente fuerte como para vencer a Donald Trump.

Recordemos que cuando fue el turno de asumir de Mauricio Macri, en 2015, el mismo fue abrazado por el ex presidente Barack Obama, quien también estuvo presente en su ceremonia de asunción. En cambio, para la ceremonia del 10/12 de Alberto Fernández, la Casa Blanca de Trump enviará a su Ministro de Salud. Pero volviendo a Macri, el mismo apostó todas sus fichas a Hillary Clinton en las elecciones de 2016, y cómo no lo previeron ni las encuestas, llegó el triunfo de Trump. Si bien el norteamericano podría haber sido duro con el gobierno de Mauricio, siempre existió una gran relación entre ambos.

Entre todos los cuestionamientos de cara a la nueva administración que llegará a la Casa Rosada, muchos también se preguntan por quién será la figura que funcione de nexo entre Estados Unidos y Argentina. Si bien hubo una aparición del embajador del país del norte, Edward C. Prado, en las oficinas de Puerto Madero de Alberto F., no significa que el mismo vaya a tener un rol clave en las relaciones bilaterales, sobre todo teniendo en cuenta que no tuvo experiencia anteriormente en relaciones diplomáticas ni comerciales, ya que desempeñó como juez de la Corte de Apelaciones en Estados Unidos.

La otra figura sobre la cual existen expectativas es Felipe Solá, a quien Alberto Fernández nombró canciller y nunca tuvo experiencia diplomática, tanto que hasta no sabe idiomas: causa por la que ya recibió y seguirá recibiendo burlas. Aunque eso no quita que sea la figura en comandar la relación entre ambos países, ya que existen interlocutores que funcionan perfectamente como sistema. El mismo ya acompañó a Alberto por su gira en Europa y América Latina, también estuvo presente en reuniones con diplomáticos y políticos extranjeros.