GLOBAL

Blackwater implicada en abusos financieros

Los mercenarios de USA, Blackwater (empresa devenida en Xe Services) están siendo investigados por abusos financieros. La empresa, cuya imagen fue gravemente afectada por realizar matanzas a civiles en Irak (por lo cuál, de hecho, cambió de nombre), habría destinado fondos públicos de USA en operaciones fraudulentas.

 

Un nuevo escándalo pasa a formar parte de la lista que ha sabido teñir la historia de Blackwater, la empresa de seguridad privada de USA (mercenarios) que el gobierno estadounidense usa para realizar tareas alternativas en territorios invadidos.
 
El mayor ejército privado del mundo, la compañía de seguridad Blackwater, tristemente famosa por las matanzas de civiles en Irak, se transformó en epicentro de un nuevo escándalo, esta vez por abusos financieros. Blackwater Worldwide que cambió su nombre desde 2009 por el de Xe Services, ya que tuvo que hacer un ‘lavado de imagen’ después de que se revelara que había matado civiles en Irak y Afganistán, apareció de nuevo en las primeras líneas de noticias, a raíz de un informe del Departamento de Estado de USA y de la oficina del inspector general  de Broadcasting Board of Governors (BBG). 
 
Según el citado documento, los estadounidenses pagaron durante años decenas de millones de dólares a la fundación privada de la compañía para ejecutar en Irak la misión 'construyendo democracia'. Los investigadores señalan que hubo un uso indebido de fondos estatales.  
 
En el documento se indica que el dinero de los contribuyentes fue administrado por el Instituto Republicano Internacional (IRI), una organización no comercial bipartidista, encabezada por el actual senador y ex candidato presidencial republicano John McCain. 
 
En los años 2000, el IRI entregó a Blackwater, responsable por la masacre de civiles iraquíes en 2007, enormes sumas de dinero para que la compañía pudiera enviar de sus paramilitares a Irak. Entre los años 2004 y 2010, el IRI usó unos US$ 103,7 millones para realizar los mandatos para la ‘construcción de la democracia’ en Irak, señaló el dicho informe, fechado por el junio pasado. En algunas páginas del documento se detallaron las decenas de millones de dólares pagados a Blackwater, que gastó de manera irrazonable.
 
 “Los gastos de cuatro subvenciones de un total de ocho superaron los presupuestos adjudicados en US$ 4.589.952”, puntualizó el informe. En total, los gastos para la seguridad de 64.285.818 de dólares superaron los US$ 49.472.461 de costos directos para llevar a cabo el programa de 'construcción de la democracia' en Irak”, concluyó. 
 
Además, indicó el documento que “otras compañías de seguridad estaban calificadas para acceder a la competición por los contratos en Irak”, pero el IRI no hizo extensiva la oferta a ninguna otra empresa aparte de Blackwater y no permitió que ninguna compañía participara en el concurso.
 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario