ARCHIVO >

Irlanda propone subir el IVA, bajar las pensiones y recortar 25 mil puestos

El plan de reducción del gasto público pretende ahorrar cerca de €15 mil millones, el 10% del PBI, en los próximos 4 años. Los impuestos para las empresas quedarán inamovibles, mientras que se crearán nuevas tasas para otros rubros. El presupuesto debe ser aprobado por el parlamento.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). El Gobierno irlandés anunció este miércoles (24/11) el plan de ajuste con el que prevé ahorrar €15.000 millones hasta 2014 con drásticas medidas de recorte que afectarán negativamente a su nivel de vida a corto plazo para recibir el rescate de sus socios.

Entre las medida más duras, reducirá la plantilla de funcionarios en 24.750 personas, lo que supone un 7% del total. También bajará las pensiones mientras, sobre los ingresos, subirá el IVA hasta el 23% de aquí a 2014 y aumentará los impuestos sobre la renta. Sin embargo, no tocará el de sociedades, muy por debajo del resto de sus socios de la zona euro con un 12,5% y criticado por la dirección de la Comisión Europea, informa el diario español El País.

La cifra de funcionarios que finalmente dejarán su puesto supera las previsiones, ya que se esperaba que fueran 20.000. Pese a la envergadura del recorte, hay que recordar el destacado incremento en la contratación de personal público que ha tenido lugar durante los últimos años. Con datos a cierre de septiembre, había 361.000 empleados a cargo de la Administración en un país de 4,5 millones de habitantes.

En un documento de 140 páginas, el Ejecutivo de Brian Cowen, que está presentando las medidas en una comparecencia en la sede del Gobierno, explica cómo espera reducir el abultado déficit del Gobierno durante los próximos 4 años hasta el límite del 3% para acceder a la multimillonaria ayuda de la UE y el FMI. En este periodo, calcula que ahorrará €15.000 millones, el equivalente al 10% del PIB. De ellos, 10.000 millones corresponden a actuaciones por el lado del gasto y los 5.000 restantes al aumento de los ingresos que espera tras realizar algunos cambios en el sistema impositivo.

A cambio, según explico en la mañana de este miércoles el primer ministro, recibirá unos €85.000 millones para sanear al debilitado sistema financiero irlandés y garantizar la solvencia de su deuda frente a la presión de los mercados. Aunque esta cifra aún no está cerrada, significa que los bancos necesitan €35.000 millones más de lo esperado.

El paquete de medidas recorta radicalmente los subsidios al desempleo, lo que el Ejecutivo irlandés presentó como una vía para crear incentivos para buscar trabajo. Además, en la búsqueda de crear nuevos puestos laborales, el Gobierno recortó en un euro el salario mínimo por hora, hasta los €7,65 euros, señala el español Público.

Jubilados. Otro de los recortes sociales de mayor alcance está en el acceso a las jubilaciones. El Ejecutivo refuerza el plan que ya había presentado en primavera en el que quiere incrementar la edad de jubilación hasta los 66 años para 2014 y seguir con un ascenso progresivo que lleve a los 67 años en 2021 y a los 68 años para 2028 como edades mínimas para tener acceso a las prestaciones por retiro. La pirámide poblacional irlandesa es fundamentalmente joven a diferencia de sus vecinos continentales, y la subida de la edad de jubilación se explica en mayor medida en clave de ahorro presupuestario.

Empresas. El Ejecutivo irlandes defendió mantener en el nivel actual el impuesto de sociedades (12,5%), ya que entienden que es la principal seña de identidad económica del país. Pero a cambio, ha tenido que renunció a subir o crear impuestos nuevos. Se eliminan las deducciones o exenciones a la tributación de los ingresos personales y se bajará el mínimo exento de declarar. Según el Gobierno, en 2010 el 45% de los contribuyentes no pagaron este impuesto.

Nuevos impuestos. Además, se sube el IVA de forma gradual desde el actual 21% hasta el 22% para 2013 y el 23% en 2014. Se crean impuestos nuevos sobre el agua y se traza el camino para una suerte de fiscalidad verde, una concesión del Gobierno de Cowen a sus aliados en el Gobierno, el Green Party. En este sentido también se sube el precio del carbón. Además, se crean nuevos impuestos sobre la propiedad y se limitan las deducciones como las de los planes de pensiones privados. También se comenzará a cobrar la educación universitaria, hasta ahora prácticamente grauita.

El Ejecutivo irlandés tiene previsto aprobar este nuevo presupuesto el 7/12 y una vez que finalice su tramitación parlamentaria, disolver el parlamento y convocar elecciones.



Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario