CONGRESO

DNU's: Macri-Peña intentan tirar a todo el peronismo a la Grieta

El Gobierno nacional tuvo una previsible derrota este martes (19/2) en la Comisión Bicameral Permanente de Trámite Legislativo donde el peronismo se juntó y sacó dictamen de mayoría para rechazar tres decretos, entre ellos el de extinción de dominio. La cuestión ahora pasará a ambas cámaras, que deben expedirse de la misma manera para voltearlos. Pero en la Casa Rosada la cuestión no apremia, la estrategia es electoral y consiste en poner al peronismo en aprietos. Ya se vio una muestra en el debate en comisión, donde algunos legisladores de Cambiemos acusaron a sus pares del kirchnerismo de intentar protegerse de la retroactividad de la extinción de dominio. El resto del PJ quedó de su lado y eso esperan potenciar Macri y Marcos Peña, más allá de lo que ocurra con el DNU, intentan arrojar a todo el peronismo en la grieta y mostrarlos como la 'máquina de impedir'.

El Gobierno nacional tuvo una primera derrota parlamentaria en la comisión de  Bicameral Permanente de Trámite Legislativo que emitió dictamen en contra de los tres decretos de Mauricio Macri. Así, parece que el Presidente arranca a la defensiva en el Congreso, intentando que no le rechacen sus tres DNU’s, aunque el resultado en la bicameral era previsible por la correlación de fuerzas en contra del oficialismo y que el que desempataba era el camporista Marcos Cleri, la cuestión no está cerrada y para el oficialismo lo principal es meter en la grieta a todo el peronismo.

Sobre los decretos, el gobierno ya acordó con el Comité Olímpico enviar una ley en el caso del DNU de la agencia del deporte.

En cuanto a las frecuencias de ARSAT, la oposición misma recordó que la modificación está contemplada en la “ley corta” de telecomunicaciones que debate Diputados y que tuvo media sanción en Senado, sería sólo cuestión de apurar esa discusión.

Por último, en cuanto a la extinción de dominio, el decreto que más le interesa a la Administración Macri, también está demorado en Diputados después de que el Senado la aprobara con modificaciones en las que coincidieron Pichetto y Cristina Kirchner. Pero el ministro Rogelio Frigerio ya avisó que podría enviarse un nuevo proyecto al Congreso. Luego se reunió con Pichetto y acordaron no llamar a extraordinarias y continuar el carril parlamentario, también estuvo en esa reunión Emilio Monzó.

En resumen, Macri repite una estrategia que ya le funcionó antes: decretar primero y luego conseguir las leyes después, sabiendo que los DNU no pasarían la prueba de las cámaras parlamentarias, pero ganando tiempo para negociar y conseguir lo mismo mientras siguen vigentes los decretos.

Pero en este año electoral, llevar la extinción de dominio a la pantalla grande del recinto es bien distinto que una comisión. Significa para Cambiemos la oportunidad de mostrar la unión de los K y el peronismo alternativo contra una ley que se supone ataca a la corrupción. Ya hubo una muestra de esto en la bicameral cuando el radical Luis Petri le gritó al kirchnerismo: “¡Quieren atar el decreto al proceso penal porque no quieren investigar los bienes de corrupción del pasado! ¡Hay más de 250 mil millones de pesos que dependen de una acción de extinción de dominio para ser recuperados por el Estado!”. De eso se trata, de la campaña electoral con la corrupción, el tema que necesita instalar el Gobierno para que no se hable de la corrupción.

Pero también es un problema para el peronismo alternativo, que en encuestas recientes mostró una mejora en la percepción del público. Marcos Peña y Durán Barba quieren meter a todo el PJ en la Grieta y polarizar, no pueden permitir un peronismo en ascenso, la candidata a vencer debe ser Cristina y ellos deben estar de un lado de la grieta.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario