MÚSICA Y DROGAS

Demi Lovato: Sobredosis de heroína y una lucha perdida

La cantante de 25 años fue llevada de emergencia a un hospital en Los Ángeles por una sobredosis de la droga durante la tarde de hoy, de acuerdo con el portal estadounidense TMZ. Tras una historia larga en la lucha contra la adicción y varios años de sobriedad, volvió a consumir y se encuentra hospitalizada. En sus 25 años de vida, atravesó trastornos alimenticios, psicológicos y adicciones.

Los paramédicos la encontraron inconciente en su casa en Hollywood Hills. Aparentemente, cuando aún seguía en su casa, antes de trasladarla al establecimiento médico, la aplicaron naloxona, un fármaco que puede revertir los efectos de la sobredosis y salvar vidas. Luego, una ambulancia la llevó hasta el hospital en el mediodía de hoy (24/07), donde estaría internada en este momento. Hasta ahora, no se conocen más detalles de su estado de salud.

Se trata de una artista que ya lleva varios años de lucha contra la adicción a las drogas. Estuvo en centros de rehabilitación y, según lo contó ella misma en varias entrevistas, llegó a estar sesi años sobria (sin consumir alcohol, cocaína y narcóticos).

Luego de haber contado una historia de superación durante los últimos años, el mes pasado lanzó al público una nueva cancion, "Sober" (Sobria). A través de la letra de la misma, contó que se encontraba "perdiendo" la lucha contra las adicciones otra vez: "Mamá, te pido perdón. Ya no estoy sobria. Papá, por favor perdoname por las bebidas derramadas en el suelo. A aquellos que nunca me dejaron, ya estuvimos en este camino. Lo siento mucho, ya no estoy sobria". También dicía que buscaría ayuda para poder volver a recuperarse.

Su verdadero nombre es Demetria Devonne Lovato, nació en Albuquerque, Nuevo México en 1992 y creció en Texas. Comenzó a trabajar como actriz cuando tenía 10 años, en el programa infantil Barney y sus amigos. Como adolescente, protagonizó la película de Disney "Camp Rock", apareció en algunas series y se lanzó como cantante solista.

Su padre es bipolar, esquizofrénico y batalló con problemas de abuso de drogas y alcohol, y su mamá sufría de desórdenes alimenticios. Ella, desde los 8 años, comenzó a padecer estos últimos: comía mucho y en la escuela sufrió bullying por ser considerada "gorda". Con 15 años, comenzó a vivir "como adulta" y a abusar del dinero que ganaba con su trabajo. Su madre no podía contolarla porque ella decía que su trabajo era el que "pagaba las cuentas".

Aún siendo menor de edad, el consumo de sustancias la hizo sufrir depresión y autolesionarse. En 2010, cuando tenía 17 años, tuvo que cancelar shows que eran parte de una gira por América Latina junto a los Jonas Brothers (sus compañeros en la película "Camp Rock"). En ese momento, se dijo que tenía "problemas de salud", pero después se conocieron los detalles: la joven estaba atravesando una crisis y se autolesionaba, por lo que fue enviada de regreso a su casa en Estados Unidos. En esta época también tuvo episodios de bulimia.

Luego de esos acontecimientos, hizo rehabilitación y le diagnosticaron bipolaridad. Sin embargo, el año siguiente volvió a caer una vez más. Estuvo internada en una unidad psiquiátrica, pero mentía en los test (utilizando muestras de otras personas) y se escapaba para poder seguir consumiendo. Luego de algunos altibajos, se recuperó en 2013 y, según dijo, logró dejar las drogas y el alcohol durante los 6 años siguientes.

En el documental Demi Lovato: Simply Complicated, estrenado el año pasado, la joven contó en primera persona muchos detalles de la lucha que llevó adelante contra las adicciones (y que parecía haber ganado). Cuando tenía solo 20 años, ya estaba atravesando una adicción de la que sus fans no tenían conocimiento alguno.

Entre otras cosas, narra lo siguiente: "Tuve una racha en la que consumí a diario durante dos meses. Hubo una noche en la que me metí un montón de coca y unas pastillas de Xanax y me empecé a ahogar un poco. Me comenzó a latir el corazón a mil por hora y pensé: 'Oh, por Dios, puede que esté sufriendo una sobredosis justo ahora". También confesó en una entrevista que, durante la Gala del Met de 2016 estuvo a punto de beber alcohol, pero no lo hizo y fue a una reunión de Alcohólicos Anónimos esa misma noche.


Según la historia narrada en el documental, Lovato decidió cambiar su vida cuando se dio cuenta de que sus relaciones con sus afectos estaban en peligro. Sus compañeros, su familia y su manager la presionaron para que deje las drogas porque, de lo contrario, se alejarían de ella (sus padres le dijeron que le prohibirían ver a su hermana menor). La joven dijo que sentía "vergüenza" al recordar la persona que una vez fue. Con su relato, se convirtió en una celebridad que levantaba la bandera de la lucha contra las drogas, contando una historia de superación, en la que parecía ser la ganadora.

Pasé por momentos difíciles y me sometí a tratamiento para superar algunos problemas, pero ahora que estoy en el otro lado quiero que mi historia sirva para ayudar a otros y convencerlos de que busquen la ayuda que necesitan”, había dicho la artista en una entrevista el año pasado.

El domingo pasado (22/7), dio un concierto en California. Esta semana se esperaba que realice un show en Atlantic city.

En las redes sociales, sus seguidores le dan apoyo. El hashtag #PrayForDemi se convirtió en Trending Topic en Twitter.