EL CANTANTE DE COLDPLAY

Chris Martin compró un teatro para que sus hijos canten

El líder de la banda británica adquirió, por 4 millones de dólares, un teatro en Malibú, California. ¿El motivo? que sus hijos preadolescentes desarrollen sus habilidades artísticas.

Los hijos del artista crecieron en un hogar donde la música y el arte en general ocuparon un lugar central. Sus progenitores son la actriz Gwyneth Paltrow y el cantante de Coldplay, Chris Martin, que se separaron en 2015. Los niños vieron y escucharon a su padre en conciertos y grabaciones, y no es una sorpresa que hayan desarrollado un gusto por el canto.

El establecimiento también funcionó, en el pasado, como una iglesia y como un estudio de grabación. Se trata de un recinto de 26 mil metros cuadrados que tiene una capacidad de 99 espectadores y vista al mar desde las oficinas y la terraza.

Según algunos medios estadounidenses, el teatrro comprado por Martin estaba a punto de quebrar a causa de su desuso.