GUERRA COMERCIAL

China e India estrechan alianza y van a Afganistán

China busca limitar conflictos, considerando el enfrentamiento con USA. El presidente chino, Xi Jinping, y el 1er. ministro indio, Narendra Modi, finalizaron 2 días de cumbre informal en la ciudad central china de Wuhan, para dar una imagen de acercamiento entre 2 potencias a menudo enfrentadas pero que integran BRICS (Brasil Rusia India China Sudáfrica). Afganistán (donde USA no puede con los talibanes), China e India probarán su alianza.

"Tenemos la responsabilidad de trabajar para el 40% de la población mundial, lo que significa librar al planeta de muchos problemas, y trabajar juntos hacia ello es una gran oportunidad para ambos”, destacó el mandatario indio Narendra Modi.

La cumbre fue el 2do. encuentro entre Xi Jinping y Narendra Modi en los meses recientes: se habían encontrado en septiembre de 2017 en Xiamen (sureste de China) en ocasión de la cumbre de países emergentes BRICS, pero esta vez el encuentro fue más personal y alejado de los encorsetados formalismos propios del protocolo chino.

Beijing y Nueva Delhi (capitales de 2 países nucleares) buscan reducir los recelos mutuos que han surgido por asuntos como el conflicto en Doklam (territorio reclamado a China por el pequeño reino de Bután, protegido por India) y por las ambiciones chinas en las llamadas “Nuevas Rutas de la Seda”, programa chino de inversión en infraestructuras y telecomunicaciones que incluye proyectos de cooperación en transportes chino-paquistaníes, especialmente en Cachemira, zona de conflicto entre India y Pakistán.

Al mismo tiempo, China abriga sospechas sobre la participación india en planes similares que USA ha sugerido iniciar con Australia y Japón a modo de contrapeso a las Nuevas Rutas de la Seda.

Además, China reclama el Arunachal Pradesh controlado por India, y ésta exige el Aksai Chin administrado por China. También existe el viejo contencioso tibetano, dado que el Dalai Lama está refugiado en la ciudad india de Dharamsala desde 1959.

En 2017, tropas chinas e indias se enfrentaron en la meseta de Doklam, una zona elevada en el Himalaya reclamada por China y el aliado indio Bután.

La disputa comenzó en junio cuando tropas chinas empezaron a construir una carretera en la meseta e India desplegó tropas para bloquear el proyecto.

Se evitó una crisis en agosto cuando las 2 naciones nucleares retrocedieron.

El paseo de los 2 líderes junto a las aguas del Lago del Este -un bucólico lugar en Wuhan- y la asistencia al imponente Museo Provincial de Hubei dieron al encuentro un carácter que en China solo se había visto con la visita en noviembre de Donald y Melania Trump, quienes fueron invitados a tomar el té con Xi y su esposa en el Palacio Imperial de Pekín.

En la 2da. jornada de conversaciones en Wuhan, una ciudad de 8 millones de habitantes a orillas del río Yangtsé poco acostumbrada a ser el centro de la diplomacia china, Modi y Xi acordaron aprobar la colaboración en un “proyecto conjunto” en la vecina Afganistán. Esta información la proporcionó la prensa india pero sin brindar detalles. Ambos países tienen presencia económica en Afganistán.

Xi Jinping, declaró que la confianza mutua es el fundamento para un desarrollo estable de las relaciones entre China y India.

"Hemos realizado visitas recíprocas, nos reunimos en múltiples ocasiones, y alcanzamos importantes consensos en los últimos tres años, lo cual se ha convertido en una directriz del positivo impulso para el desarrollo de las relaciones bilaterales", dijo Xi.

China y India, los 2 mayores países en desarrollo del mundo y 2 economías emergentes, cada uno con una población superior a 1.000 millones de personas, son "motores del crecimiento económico global", una "fuerza vertebral en la promoción de la multipolarización y de la globalización económica", recordó Xi.

"Unas relaciones sólidas entre China y India son algo importante, un factor positivo para salvaguardar la estabilidad mundial, y significan mucho para el desarrollo y el progreso de todos los seres humanos", dijo Xi.

Él deslizó la agenda estratégica bilateral que imagina:

> lograr la revitalización nacional,
> crear una estabilidad característica de Asia, y
> hacer una contribución positiva a la paz y al desarrollo globales.

"China y India tienen muchas ideas similares respecto a asuntos internacionales", opinó Xi.

Indicó que China mantiene una autonomía estratégica así como una política de no conflicto y no confrontación, e insiste en construir un nuevo tipo de relaciones internacionales caracterizadas por el mutuo respeto, la equidad y justicia, y una cooperación ganar-ganar, lo cual es coherente con los 5 Principios de Coexistencia Pacífica, apoyados en conjunto por China y India en la década de 1950.

Xi subrayó que en la siguiente etapa, China y India deben planificar en conjunto la cooperación, mantener una estrecha comunicación estratégica, y conducir oportunamente consultas sobre importantes asuntos de interés común.

"Las 2 partes deben mantener el concepto de gobernanza global, con amplias consultas, contribución conjunta y beneficio compartido para promover la construcción de una economía abierta, apoyar el sistema de comercio multilateral, mantener activamente la cooperación internacional y hacer frente en conjunto a los desafíos globales", expresó Xi.

Modi agradeció al presidente Xi por su invitación, diciendo que tuvo intercambios sinceros y profundos con el presidente Xi y aprendió sobre la profunda cultura local Jing-Chu durante su visita.

India y China son países con ancestrales civilizaciones y son importantes vecinos, recordó.

Modi señaló que prestó mucha atención al anuncio hecho en el XIX Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh) de que el socialismo con peculiaridades chinas ha entrado en una nueva era, mientras India tiene su propio objetivo de una "nueva India".

Coincidió con Xi en que los 2 mayores países en desarrollo con una población combinada de 2.600 millones de habitantes y 2 grandes economías emergentes, son factores estabilizadores del mundo.

India sigue con firmeza una política exterior independiente y apoya la globalización, el sistema multilateral y las relaciones internacionales democráticas, comentó.

Modi mencionó que India está lista para trabajar con China para promover los intereses comunes de todos los países en desarrollo.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario