UEFA CHAMPIONS LEAGUE

Sin lugar en la Roma, Salah (con el Liverpool) va a la conquista de Europa

El estelar despliegue del delantero del Liverpool, Mohamed Salah, en la victoria por 5-2 frente al AS Roma el martes llevó a su equipo a las puertas de la final de Liga de Campeones y plantea una seria amenaza para Lionel Messi y Cristiano Ronaldo de cara a la obtención del Balón de Oro. El delantero egipcio Mohamed Salah se transformó este martes (24/04) en la gran figura del fútbol mundial luego de anotar dos goles en la victoria de su equipo, el Liverpool de Inglaterra, frente a la Roma 5-2 por el partido que correspondió a la semifinal de ida de la UEFA Champions League. Salah tuvo su revancha en el equipo inglés que paga con goles luego de no ser tenido en cuenta justo en la Roma, club en el que jugó dos años, en el que disputó 83 partidos y metió 34 goles. Su brillo en la capital italiana fue premiado con un traspaso histórico al Liverpool, que pagó 42 millones de euros para quedárselo en 2017.

Tras su gran actuación en el Liverpool, Mohamed Salah, ocupa las portadas de todos los periódicos del mundo y se encamina a su sueño de conquistar Europa. Lo cierto es que Salah paga con goles y buenas actuaciones este buen pasar en la Champions League pero él tiene una historia poco conocida y es que, antes de su llegada al Liverpool, fue rechazado por el Chelsea de José Mourinho y por la misma Roma de Italia que este mismo martes se transformó en su víctima.

Por otro lado, el sorteo de las semifinales de la Champions League generó suspicacias debido a que, al parecer, la Roma ya se veía venir un cruce ante Liverpool. Pero, por si era necesario sumarle un poco más de efervescencia al cruce, Mohamed Salah confesó en una entrevista que concedió a la CNN que sus compañeros de la Roma, no querían enfrentarlo.

En esa misma charla -previa al sorteo- con la periodista Becky Anderson, el egipcio -que no para de batir records en Anfield- contó que “después de la victoria de la Roma ante Barcelona les envié saludos a mis ex compañeros”. Con cruces de WhatsApp de un lado y de otro, los jugadores del equipo italiano le contaron un secreto que “me dijeron que no quieren enfrentarse a Liverpool, ja” y analizó en ese momento que “va a ser una gran experiencia”.

El pasado domingo, la Asociación de Futbolistas Profesionales (PFA) de Inglaterra eligió a los mejores jugadores de la Premier League de esta temporada. El delantero egipcio fue nombrado el mejor jugador del año, mientras que en segunda posición resultó elegido el belga Kevin De Bruyne (Mancheter City).

El último sábado, Mohamed Salah igualó el récord del número de goles anotados en una misma temporada del fútbol inglés, al marcar el tanto número 31 frente al West Bromwich. Esta marca ahora la comparte con Alan Shearer, Cristiano Ronaldo y Luis Suárez, aunque seguramente la superará. “Uno está comparando su nombre con algunos grandes y es algo muy importante en Inglaterra y en todo el mundo”, declaró respecto a la posibilidad de romper el récord.

Además, Salah ocupa hoy el primer lugar en la lucha por la Bota de Oro (trofeo entregado al máximo goleador de la temporada de las ligas de Europa), superando por dos goles a Lionel Messi del Barcelona, tres a Robert Lewandowski del Bayern Múnich y por siete a Ronaldo del Real Madrid, que ocupa el noveno lugar de la clasificación.

Mohamed Salah - Jugadas Magicas

Salah, el Messi egipcio

10 curiosidades de Salah

El delantero, de 25 años, fue un pedido especial del director técnico del Liverpool, Jürgen Klopp, y le costó al club de Anfield 39 millones de euros. “Estoy muy emocionado y muy contento de estar aquí. Voy a dar el ciento por ciento por este club”, expresó el egipcio en unas declaraciones al club recién iniciada su aventura.

Por otra parte, Salah, de 25 años, y De Bruyne, de 26 años, tienen una historia en común: fueron rechazados por Mourinho cuando el entrenador portugués tuvo a ambos bajo sus órdenes en el Chelsea. El valor de Salah y De Bruyne se multiplicó por tres hasta el día de hoy. Un caso similar es el de Romelu Lukaku, a quien Mourinho tampoco supo sacarle provecho y ahora es de los mejores de la Premier, según publicó este mismo martes el diario español AS.

Cuando Mourinho regresó al Chelsea en junio de 2013, De Bruyne y Lukaku ya estaban en el club. Seis meses después ficharon a Salah procedente del Basilea. El atacante egipcio apenas contó para Mourinho, llegando a jugar sólo 13 partidos entre todas las competiciones. Al finalizar la temporada europea, Salah fue cedido a la Fiorentina y, posteriormente, vendido al Roma por 12,5 millones de euros. Un año después, el Liverpool pagaría por Salah 50 millones de euros, reveló As de España.

Mourinho dijo al llegar que De Bruyne formaba parte de los planes del Chelsea. Seis meses más tarde lo vendió al Wolfsburgo por 20 millones de euros. El negocio fue redondo para el club alemán, pues al poco tiempo el Manchesetr City pagó por él 62 millones.

El Chelsea tuvo que vender a Romelu Lukaku al Everton por 30 millones al poco de llegar Mourinho. El pasado verano europeo, el Manchester United que precisamente entrena Mourinho desembolsó por el delantero belga 103 millones, según lo publicado en As.

Salah, que el día del partido entre Egipto y Uruguay en el Mundial de Rusia cumplirá 26 años, (15 de junio) sigue demostrando que entregarse por una camiseta, cada tanto, trae recompensa.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario