CONTRAPUNTOS

Se complica el caso de mala praxis a Débora Pérez Volpin

Isaac Roberto Churba, abogado del endoscopista Diego Bialolenkier, dijo que "la muerte de Débora (Pérez Volpin) no significa que haya un delito" mientras que Diego Pirota, abogado de la familia de la periodista y legisladora porteña, salió al cruce de una versión atribuida al Sanatorio de la Trinidad (Grupo Galeno que por motivos desconocidos algunos relacionan con Armando Cavalieri, el sindicalista del Comercio) a la que calificó como "un acto de enorme irresponsabilidad" (que la periodista habría arribado con "un cuadro de hepatitis, líquido en la cavidad abdominal y alrededor del hígado").

Isaac Roberto Churba, abogado del endoscopista Diego Bialolenkier, aseguró que su cliente "está angustiado" por la muerte de Débora Pérez Volpin tras someterse el martes a un estudio en el Sanatorio de la Trinidad.

"Mi cliente estuvo en estado de shock, pero la muerte de Débora no significa que haya un delito", consideró el defensor del médico en A24. Bialolenkier le realizó a Pérez Volpin ese examen porque era el "endoscopista que estaba de guardia".

En tanto, Diego Pirota, abogado de la familia de la periodista y legisladora porteña Débora Pérez Volpin, salió al cruce de una versión atribuida al Sanatorio de la Trinidad a la que calificó como "un acto de una enorme irresponsabilidad" y considero que "busca generar incertidumbre y se inculpa".

El viernes 09/02 por la noche surgió una versión atribuida a fuentes del Sanatorio de La Trinidad que señalaron que Pérez Volpin, fallecida el martes pasado, llegó al centro de salud con "un cuadro de hepatitis importante, líquido en la cavidad abdominal y alrededor del hígado", entre otras afecciones.

Pirota señaló que e"fue un acto de una enorme irresponsabilidad haber difundido esa versión" porque "los profesionales de la salud no pueden hablar de la historia clínica de un paciente con nadie sin la debida autorización".

"Resulta sorprendente lo revelado por el centro de salud atento que ello formaría parte de un secreto profesional que la clínica tiene el deber de compartir solo con su paciente y, en todo caso, con un requerimiento de la autoridad judicial", señaló Pirota en declaraciones a un matutino porteño.

El letrado evaluó que la versión "no solo busca generar incertidumbre, sino que los inculpa" a los responsables del sanatorio y agregó: "Aún cuando todo ese cuadro fuera cierto, no exculpa de ninguna manera a la clínica".

El abogado sostuvo que la familia de Pérez Volpin está "enormemente sorprendida" por la difusión de esa versión porque "nada de ello les había sido debidamente informado por los profesionales que intervinieron (en la endoscopia durante la cual falleció la legisladora) ni por las autoridades del sanatorio".

Por otra parte, el abogado de la familia de la periodista se refirió a la inexistencia de imágenes de la endoscopia y sostuvo que "es falso que nunca se registren imágenes" de ese tipo de procedimientos.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario