ATAQUE, CONTRAATAQUE Y PROMESA

Todo indica que Siria se pondrá muy 'caliente'

Hayat Tahrir al-Sham, antigua filial de Al Qaeda en Siria, ha derribado este sábado 03/02 un avión militar ruso que sobrevolaba la provincia de Idlib, en el noroeste de Siria, y ha matado al piloto. La aeronave ha sido abatida sobre el pueblo de Khan al-Subl, un municipio cercano a la ciudad de Saraqeb. "Las facciones rebeldes derribaron un Sukhoi 25 [un avión monoplaza, bimotor, creada por la Unión Soviética en 1975]. El piloto ruso ha bajado en un paracaídas antes de ser capturado [y después perder la vida]", ha informado Rami Abdel Rahman, jefe del Observatorio Sirio de los Derechos Humanos, una ONG con sede en Reino Unido que ha servido como fuente de información desde el comienzo de la guerra civil siria, en 2011.

El Ministerio de Defensa de Rusia ha publicado un video de 26 segundos que muestra el momento del ataque ruso contra los terroristas en Idlib, en el noroeste de Siria, en respuesta al derribo de un avión Su-25.

"Por la zona, controlada por el grupo terrorista Frente al Nusra en la provincia de Idlib, de donde fue lanzado el misil de un sistema portátil antiaéreo contra el avión ruso Su-25, fue efectuado un ataque múltiple con armas de alta precisión", han declarado desde el Ministerio ruso.

En el contraataque, más de 30 terroristas han sido abatidos.

Este 03/02, un avión ruso Su-25 se estrelló mientras sobrevolaba la zona de distensión de Idlib. El piloto se eyectó del aparato en un área controlada por los militantes del Frente al Nusra y murió en un enfrentamiento con los terroristas.

Según el jefe del Comité de Defensa de la Duma Estatal, Vladímir Shamánov, los terroristas podrían haber derribado el avión ruso "con el objetivo de provocar". Shamánov agregó que en Idlib "hay más de un millar de instructores estadounidenses".

El coordinador del grupo de amistad entre el Parlamento sirio y la Duma Estatal rusa, Dmitri Sablin, informó, citando a sus fuentes, que el sistema portátil antiaéreo que derribó el Su-25 "fue llevado a Siria desde un país vecino".

"Los países de los cuales provienen las armas que son empleadas contra los militares rusos deben entender que esa acción no quedará impune", aseguró.

Los sirios detractores de Asad consideran a Rusia como una fuerza invasora a la que culpan por las muertes de miles de civiles desde que Moscú intervino en la guerra para ayudar al Gobierno de Damasco en 2015.

"El piloto ha muerto mientras combatía a los rebeldes islamistas que habían derribado su avión y lo estaban llevando cautivo", ha dicho Rahman.

La aeronave ha sido derribada en una zona en la que hay grupos de oposición al régimen de Bachar el Asad de línea dura, además de Hayat Tahrir al-Sham (HTS), que se ha atribuido el ataque en un comunicado publicado a última hora de esta tarde.

El Ministerio de Defensa ruso ha informado al diario Novaya Gazeta de que el piloto era Roman Fillipov, antiguo militar de la Fuerza Aérea Ucrania y desde hace tres años militar al servicio del Kremlin.

Las tropas sirias lanzaron una ofensiva contra Idlib a fines de diciembre, con el respaldo de aviones de guerra rusos. "Hubo docenas de ataques aéreos rusos en la zona en las últimas 24 horas. Este avión también estaba llevando a cabo operaciones en la zona", ha dicho Abdel Rahman.

Las facciones de la oposición han disparado contra aviones del régimen sirio en el pasado, pero es muy poco frecuente que abatan aviones de guerra rusos. En agosto de 2016, un helicóptero militar ruso fue derribado sobre Siria y las 5 personas a bordo fueron asesinadas.

Moscú, que apoya al régimen de Bachar el Asad, comenzó a realizar ataques aéreos en Siria en septiembre de 2015. Y 2 meses después, Turquía derribó un avión de combate ruso, lo que provocó la peor crisis en las relaciones entre ambos países desde el final de la Guerra Fría.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario