SIRIA

Rusia dice que podría haber matado al líder de ISIS: aquí empiezan las preguntas

El ejército ruso cree que en un bombardeo en mayo en Rakka, podría haber dado con Abu Bakr Al Bagdadi, pero aquí surgen las preguntas: ¿Por qué eligió Rusia comunicarlo 2 semanas después del hecho? La muerte de Al Bagdadi, de confirmarse, ¿representaría el fin de ISIS? Y la incógnita más acuciante de todas: una vez que ISIS sea derrotado, ¿qué pasará al día siguiente en la ciudad que es vista como un premio por los múltiples partidos involucrados en el conflicto sirio?

El ministerio de Defensa ruso informó este viernes que un bombardeo en la ciudad siria de Rakka a finales de mayo pasado, donde se celebraba una reunión de altos mandos del Estado Islámico, podría haber matado al líder del grupo, el auto-proclamado califa, Abu Bakr Al Bagdadi, de quien no se sabía nada desde noviembre. El ejército ruso dijo que estaba intentando verificar si efectivamente Al Bagdadi había muerto. Estados Unidos dijo que tampoco podía confirmar la muerte.

A través de un comunicado, el ejército ruso dijo que los aviones Sukhoi levaron a cabo un ataque durante 10 minutos el 28/5 en un sitio cercano a Rakka -la capital de facto del Estado Islámico-, donde se habían reunido los líderes de ISIS para diseñar un plan de escape para los militantes de ese enclave, explica AFP. "Altos comandantes de los grupos militares del llamado consejo militar de ISIS, 30 comandantes sobre el terreno de mediano rango que les proveían seguridad, fueron eliminados", decía el comunicado. "Según información que está siendo chequeada a través de varios canales, el líder de ISIS, Ibrahim Abu Bakr Al Bagdado, también estaba presente en la reunión y fue eliminado por el ataque", proseguía el comunicado.

En el pasado, ha habido rumores sobre la muerte de Bagdadi una buena cantidad de veces. Se le ha puesto el sobrenombre del "fantasma" porque nunca se sabe con exactitud su paradero. En marzo, revela AFP, el secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, había dicho que la muerte de Bagdadi era inminente dado que "casi todos" sus delegados habían muerto. Recordemos que en noviembre del año pasado, las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF, según sus siglas en inglés), una alianza kurda apoyada por Estados Unidos, lanzó una gran ofensiva llamada 'Ira del Éufrates' para tomar Rakka. Por el lado de Rusia, este país interviene desde septiembre de 2015 en el conflicto sirio en favor del régimen de Bashar Al Assad.

Aquí termina lo que sabemos y empiezan las preguntas:

> ¿Por qué Rusia eligió comunicar esto ahora, 2 semanas después del bombardeo que podría haber matado a Al Bagdadi? "El comunicado no ofreció explicación sobre la demora de 2 semanas en la publicidad del ataque aéreo", escribió Andrew E. Kramer del diario The New York Times. "Tampoco quedó claro si el Ejército ruso sabía de antemano que Bagdadi estaba en la reunión o se enteró de esto después del ataque." Recordemos que cuando el Kremlin ingresó en el conflicto sirio, dijo que lo hacía para luchar contra el Estado Islámico, para que no avanzara en Siria, sitio que no queda muy lejos de regiones convulsionadas -de mayoría musulmana- en el sur de Rusia. Pero la administración de Barack Obama dijo que el patrón de ataques aéreos mostraba que la verdadera intención de Rusia era sostener al Gobierno de Bashar Al Assad (aliado ruso), que enfrentaba un amplio espectro de grupos además del ISIS. Si se confirma la muerte de Al Bagdadi, explica el NYT, esto "ayudaría a reforzar la justificación inicial de Rusia para su intervención - que su objetivo desde siempre fue luchar contra el terrorismo", escribió Kramer.

> Si efectivamente Al Bagdadi, está muerto, ¿quiere decir eso el fin del Estado Islámico? El propio ministro de Exteriores ruso, Sergey V. Lavrov, prefirió ser cauto al respecto. "Los ejemplos de las acciones para destruir o 'decapitar' (N de la R: se refiere a eliminar a la cabeza de) un grupo terrorista, siempre han sido presentados con gran entusiasmo. Sin embargo, la historia muestra que la capacidad de combate de estas estructuras fue restaurada", dijo Lavrov en una conferencia de prensa en Moscú tras conocerse la noticia.

> Y si es así, ¿que vendrá después? Recordemos que la ciudad es considerada un "premio" por los múltiples partidos en el conflicto sirio, incluidos el Gobierno sirio, Rusia, Turquía, y la coalición liderada por Estados Unidos que bombardea a ISIS desde 2014, explica el portal australiano News. Por lo que, aún si el Estado Islámico fuese derrotado, el fututo de Rakka permanecerá incierto. Según Zvi Mazel del portal The Jerusalem Post, con la esperada caída de la ciudad de Rakka, podrían surgir serios enfrentamientos para Estados Unidos y los grupos que apoya, no sólo con Rusia sino también con Irán y Turquía, al tiempo que "todas las partes querrán establecer su presencia en el terreno en vistas a la negociación que vendrá." "Ankara está empeñada en prevenir, a cualquier costo, áreas kurdas autónomas en la frontera contigua a su propia zona kurda. Washington ha enviado últimamente 400 tropas de élite para ayudar a las Fuerzas Democráticas Sirias (una milicia principlamente kurda apoyada por Estados Unidos) a preparar la conquista de Rakka y continuar armándolos con maquinaria pesada. Los turcos amenazan con atacarlos si tocan a sus propias tropas o a las milicias sirias que ellos apoyan", escribió Mazel el 4/6. "Rusia y USA han conseguido hasta ahora no entrar en conflicto abierto, pero se está tejiendo una contienda. (Donald) Trump quiere que Irán se vaya de Siria y que Assad salga del poder, y el mundo sunnita lo apoya. ¿Bajará un cambio Rusia, o exigirá un precio a cambio? ¿Relacionado con las sanciones, Crimea y Ucrania, por ejemplo? Trump tendrá que caminar con mucho cuidado para evitar un enfrentamiento militar", plateó The Jerusalem Post.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario