APROBADO CON POLÉMICA

Prohíben circular en moto con acompañante por el microcentro

La Legislatura porteña aprobó una modificación al Código de Tránsito y Transporte que establece la prohibición de circular en moto con acompañante en determinadas zonas de la Ciudad, con el objetivo de evitar robos de los llamados 'motochorros'. Legisladores de la oposición se mostraron muy críticos con esta medida porque, aseguran, "constituye una estigmatización para los conductores de motovehículos" y "es una cortina de humo".

La Legislatura porteña aprobó este jueves (01/06) -por 43 votos positivos, 13 negativos y 1 abstención- una modificación al Código de Tránsito y Transporte que establece la prohibición de circular en moto con acompañante en determinadas zonas de la Ciudad. La prohibición regirá en el área delimitada por la avenida Córdoba, Carlos Pellegrini, Rivadavia y L. N. Alem, de lunes a viernes, entre las 10 y las 16.

La norma aclara que en las calles donde esté permitido, será obligatorio para los acompañantes llevar un chaleco reflectante con la patente impresa.

"Esta ley representa un paso más dentro de una política de seguridad integral", aseguró el jefe del bloque PRO, Francisco Quintana. "Muchos motociclistas son víctimas del robo de sus motos, que luego son usadas para cometer otro delito. Con esta medida buscamos cuidar a todos los vecinos", destacó.

"No podemos reducir el debate al uso de un chaleco o a la posibilidad de circular por determinadas zonas, porque esta medida se enmarca en un plan de seguridad estratégico más amplio", agregó Quintana.

Los legisladores también sancionaron la creación de un Régimen Aplicable a Motovehículos Retenidos, que determinará el destino de aquellas unidades secuestradas que, tras no ser retirados a los 60 días desde la fecha de notificación, sean considerados abandonados y puestos a disposición de la Ciudad.

El proyecto obtuvo muchas críticas dentro del recinto. La diputada del Frente para la Victoria, Paula Penacca, expresó que "este tipo de iniciativas constituyen una estigmatización para los conductores de motovehículos. Es cierto que hay un pedido por parte de la ciudadanía de resolver esta problemática pero eso se debe al mal funcionamiento de la Policía de la Ciudad. En virtud de la campaña electoral, el oficialismo va a desoír los cuestionamientos que recibió este proyecto y saldrán a hablar mañana de motochorros".

Por su parte el legislador de Bien Común Gustavo Vera aseguró que "es una cortina de humo, no hay ninguna estadística sería que aporte a este tipo de normativas. Nos vienen a hablar de seguridad ciudadana cuando ni siquiera tienen reglamentada la Ley de Seguridad que nosotros votamos, y quieren ponerle chalecos refractarios a la gente que maneja las motocicletas".

Además indicó que "esto es un circo y un mamarracho, tienen dos jefes de la Policía de la Ciudad envueltos en causas judiciales y quieren violar los derechos de nuestros ciudadanos".

El diputado de Suma+ Marcelo Guouman expresó, en tanto: "Llamativamente este proyecto que convertiremos en ley es casi idéntico a uno sancionado hace siete años. ¿Cuántas leyes tenemos que sancionar para que se cumplan? Nuestra Ciudad cuenta con muchas leyes, pero sus controles son demasiado blandos. No es algo que nosotros como legisladores podemos mejorar. Es algo que tiene que llevar adelante el Poder Ejecutivo, y creemos que en ese sentido deja bastante que desear. Los delitos en moto se combaten con un verdadero control del Ejecutivo".

"Contar con chalecos y cascos fáciles de identificar y no andar con acompañantes en algunas zonas puede ser otra herramienta para mejorar la seguridad de la Ciudad. Pero como espacio político planteamos que contar con herramientas sin el control efectivo es insuficiente", dijo el legislador radical.

La legisladora del FIT Laura Marrone afirmó que "esta ley no resuelve el tema de la inseguridad, sino que por el contrario, somete a una situación de vulnerabilidad a los usuarios de moto vehículos. Están pretendiendo hacer un discurso estigmatizante hacia los motoqueros, se les están vulnerando sus derechos humanos".

Finalmente, la titular del Bloque Peronista, María Rosa Muiños, dijo que "no estamos de acuerdo con que las personas tengan que estar identificadas con el número de la patente dado que no son un objeto, por lo que no sería pertinente que ocurra esto".

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario