ELECCIONES EN USA 2016

“Enciérrenla, enciérrenla”: la Convención Republicana fue "La Purga"

Lo que realmente dejó preocupados a muchos estadounidenses de la Convención republicana fue el nivel de intensidad del odio que había en la retórica de muchos oradores así como del público presente, en contra de la virtual candidata del Partido Demócrata, Hillary Clinton. La Convención Demócrata comienza este lunes 25/07 y se extenderá hasta el jueves 28/07 en Filadelfia.

N. de la R.: The Purge o La Purga (2013) es una película estadounidense clase B, escrita y dirigida por James DeMonaco que, con un presupuesto de US$ 3 millones, recaudó US$ 89,3 millones. Por ese motivo hubo una 2da. película, The Purge: Anarchy o La Purga: Anarquía (2014), y ahora The Purge: Election Year o 12 horas para sobrevivir: El año de la elección, que lidera la recaudación en los cines argentinos en julio 2016. Trama: la senadora Charlie Roan es candidata a Presidente proponiendo erradicar "la noche de la expiación", 12 horas (19:00 a 7:00) en la que se permiten todos los crímenes imaginables en USA (desde robos hasta asesinatos), resultando la presa fácil la gente más pobre porque cuentan con menos recursos para defenderse. El partido gobernante, de extrema derecha, le declara la guerra a Roan.

 

1. "A los países que protegemos, a un costo masivo para nosotros, les pediremos que paguen su parte justa" (acerca de la Organización del Tratado del Atlántico Norte, OTAN. Donald Trump ya lo había anticipado al 'The New York Times', que si es Presidente solo defenderá a los países que "cumplan sus obligaciones con nosotros").

2. "Poner a USA primero", lema de campaña de Trump.

3. "Debemos suspender inmediatamente la inmigración de cualquier nación que haya sido puesta en peligro por el terrorismo hasta que tengamos mecanismos probados de escrutinio riguroso".

4. "Mi plan comenzará con seguridad en casa, lo que significa vecindarios seguros, fronteras seguras y protección del terrorismo. No puede haber prosperidad sin ley y orden" (...) "en la carrera por la Casa Blanca, yo soy el candidato de la ley y el orden" (slogan que ya utilizó  el republicano Richard Nixon en su campaña para la elección presidencial de 1968).

5. "Todos lo días me levanto con la determinación de servir a aquellos que me he encontrado por todo el país que han sido olvidados, ignorados y abandonados".

Donald Trump ha sido proclamado candidato del Partido Republicano para las elecciones presidenciales del martes 08/11/2016. La Convención Republicana, instancia en la que se nombra al elegido del partido, se celebró en Cleveland, Ohio, entre el lunes 18/07 y el jueves 21/07.

El desde no hace mucho republicano Trump se presentó como el futuro Presidente que devolverá la ley y el orden a USA, renunciará al intervencionismo militar y defenderá al ciudadano de a pie ante las élites, que identificó con su rival, la demócrata Hillary Rodham Clinton.

“El crimen y la violencia que hoy afligen a nuestra nación pronto terminarán. El 20 de enero de 2017 se restaurará la seguridad”, dijo Trump en alusión a la fecha en la que asumirá el cargo el sucesor de Barack Obama.

Es la hora del populismo a ambas orillas del Atlántico. Trump prometió defender a "los hombres y mujeres olvidadas de este país” y a “las personas que trabajan duro pero ya no tienen voz. Yo soy su voz”, repitió varias veces. “Nadie conoce el sistema mejor que yo, y es por eso que sólo yo puedo arreglarlo”.

“Este es el legado de Hillary Clinton: muerte, destrucción y debilidad”, afirmó. Y prometió: “Americanismo, no globalismo será nuestro credo”.

Hasta el momento, si bien las encuestas están mostrando resultados muy variados para noviembre, la mayoría predice una victoria de Hillary por entre 1 y 12 puntos porcentuales.

Si bien uno de los hechos más comentados de la Convención fue el discurso que la esposa de Trump, Melania, quien le “robó” conceptos y frases al discurso de la demócrata Michelle Obama en 2008, fue muy revelador el discurso que dio Ted Cruz, excontrincante de Trump en la interna republicana, quien no dio un respaldo oficial al candidato emergente.

Las palabras de Cruz fueron muy ambiguas (llamó a “votar con conciencia”), y se fue con el público abucheándolo. “Ted Cruz vino aquí a sentar las bases para su propia ambición presidencial (N. de la R.: precandidato para el 2020) – al igual que Paul Ryan, Scott Walker y Tom Cotton”, escribieron Caitlin Huey-Burns y James Arkin, del portal RealClearPolitics.

Su performance opacó la del nominado vicepresidencial Mike Pence, que viene del establishment del Partido Republicano, y representa una convocatoria al partido a alinearse detrás de su nominado.

“Los dos discursos fueron emblemáticos de una pelea que ha estado en marcha dentro del partido desde que Trump se convirtiera en el presunto abanderado: si seguir la línea del partido y apoyar la voluntad de los votantes de las primarias al ponerse detrás de un nominado controversial, o si enfrentar a Trump en un esfuerzo por preservar los valores tradicionales y conservadores del GOP (N. de la R.: se conoce al Partido Republicano también como Grand Old Party), más allá de cómo afecte esto la elección de este año.”

Un ejemplo de lo que resulta la propuesta de Trump: Charles Moran, delegado de California, “un republicano gay”, se declaró “absolutamente impresionado” por la promesa del candidato de proteger a la comunidad LGTB (lesbianas, gays, transexuales y bisexuales). “No me lo esperaba y es la primera vez que la comunidad LGTB ha sido nombrada de un modo positivo por un candidato en una convención republicana. Estoy tan feliz... ”.

Hillary, responsable del virus del Zika y Boko Haram, aliada de Lucifer

“Todas las convenciones tratan, hasta cierto punto, acerca de destruir al adversario”, dijo el comediante y presentador de televisión, Bill Maher, pero la de los republicanos en 2016 estuvo “fuera de todos los límites.”

Columnistas israelíes han escrito notas comparando las cosas que se han dicho en la Convención sobre Hillary con las que se decían sobre Isaac Rabin antes de su asesinato en 1994 (cuando él era 1er. Ministro) a manos de un fundamentalista de derecha, recordó uno de los panelistas del programa de Maher.

¿A qué tipo de comentarios se estaba refiriendo el panelista de Maher? A cuando, por ejemplo, Al Baldasaro -uno de los asesores de Trump en asuntos de los veteranos de guerra-, dijo que Hillary debería recibir un disparo por traidora.

Otros oradores hicieron responsable a Clinton por el virus del Zika y el grupo terrorista nigeriano Boko Haram, además de acusarla de estar involucrada con Lucifer, como si se trata de un juicio de la Inquisición y Hillary estuviese acusada de brujería (es parte de la historia nacional estadounidense la triste historia de los  juicios por brujería de Salem, en 1692).

La comentarista Joy-Ann Reid dijo en el programa de Maher que la Convención republicana tuvo un momento de “Quemen a la bruja”, con el público vociferando “Culpable, culpable, culpable”, y “Enciérrenla”.

El documentalista y escritor estadounidense Michael Moore, el creador de la película 'Farenheit 9/11', advirtió en el citado programa: “Esto puede haber sonado loco para nosotros, pero para millones de estadounidenses, esto fue música para sus oídos.”

Moore considera que gran parte de los medios de comunicación norteamericanos están dentro de una burbuja, riéndose de este “show de mierda”, pero “la verdad es que esto le hace el juego a una gran parte de la población que él (N. de la R.: Donald Trump) debe conquistar para ser Presidente”, dijo el documentalista que cree, y teme, que el candidato republicano será el próximo Presidente.

Culpo a Hillary por la muerte de mi hijo

El cántico que vociferaban los republicanos en la Convención: “Enciérrenla”, hizo referencia al escándalo de los correos electrónicos, que opacó la campaña de Hillary: cuando ella era secretaria de Estado, envió/procesó mails con información clasificada a través de sus cuentas de correo electrónico privada –que carecen del encriptado que tienen las cuentas de correo gubernamental-, por lo que podría haber sido 'filtrada' (interceptada) por enemigos de USA (poniendo en riesgo la llamada 'seguridad nacional').

El FBI recomendó a la Justicia recientemente que no formule una acusación en contra de Clinton, por lo que está virtualmente liberada, pero la mancha permanece. Otra de las justificaciones principales del odio republicano contra Hillary es el ataque al consulado estadounidense en Bengasi (Libia) en el año 2012 –cuando Hillary era secretaria de Estado-, en el que murieron 4 personas.

En la noche inicial de la Convención Republicana, la madre de una de las víctimas dio un emotivo discurso y culpó a Clinton por la muerte de su hijo. Hillary ya ha sido eximida de cualquier responsabilidad en aquel acontecimiento, tanto en una investigación interna como en otra impulsada por el Partido Republicano en el Congreso, pero el dolor de una madre es algo difícil de rebatir.

“La última vez que hablé con mi hijo la noche anterior a los ataques terroristas me dijo ‘Mamá, voy a morir’ –relató Patricia Smith, madre de Sean Smith, uno de los fallecidos en Bengasi, entre lágrimas en la Convención-. Me explicó que todas las fuerzas de seguridad habían sido retiradas de la embajada y cuando preguntó el motivo, nunca recibió una respuesta. (…) Yo culpo a Hillary Clinton personalmente por la muerte de mi hijo”, sentenció Smith.

“Enciérrenla, enciérrenla”, vociferaban los republicanos con pancartas de Hillary entre rejas, ignorando cualquier conclusión a la que hubiese llegado la Justicia con respecto a la responsabilidad o no de Hillary en el caso Bengasi y en el escándalo de los emails.

David Corn, del portal MotherJones, afirma que en ese momento la Convención del Partido Republicano (GOP, por Grand Old Party o sea Gran Viejo Partido) se tornó peligrosa: “Cuando se habla de meter en prisión –o matar- a un líder político, el evento está minando la gobernanza democrática”, escribió Corn.

En definitiva, cuando la Convención se convierte en una masa de delegados republicanos gritando que Hillary Clinton debería estar en prisión, se está haciendo lugar a la presunción de que ella no es una líder legítima y, por lo tanto, su elección no sería legítima.

“Los seguidores de Trump citan de manera rutinaria que Cinton ha cometido traición-no necesitan explicar cómo: Bengasi, los emails, la Fundación Clinton, lo que sea-y debe ser castigada por sus crímenes”, escribió Corn. La demonización de Hillary ha sido el principio organizador de la Convención.

Efectos de las convenciones

Por lo general, las convenciones suelen ser el momento en que las tendencias de intención de voto se consolidan, y la carrera entre julio y noviembre suele ser bastante estable. La Convención de cada partido es el momento de la campaña en que cada candidato tiene 1 semana de atención mediática casi ininterrumpida.

Pero en 2016, en una campaña llena de peculiaridades, es difícil calcular el efecto que tendrá la Convención Republicana que pasó y la Demócrata que empieza este lunes, advirtió David Byler, de RealClearPolitics.

El profesor de la Universidad George Washington, John Sides, dijo que las convenciones podrían permitirle a Trump ganarse a los que todavía son escépticos a su figura dentro del Partido Republicano, así como podrían habilitar a Hillary a convencer a los últimos demócratas dubitativos.

En ese caso, funcionarían para ambos candidatos pero teniendo en cuenta que Hillary venía ganando en las encuestas, esto dejaría a los resultados virtualmente iguales que antes de las convenciones.

O podría darse la situación de que ambos candidatos encuentren dificultades para crecer ya que la resistencia a cada uno de ellos dentro de sus respectivos partidos, esté más arraigada de lo que pensaban.

“El punto aquí es que estos no son los candidatos estándar, que gustan de una manera razonable, en una elección general normal; son muy conocidos y muy poco gustados, y es poco claro cómo eso jugará en las encuestas post-Convención”, escribió Byler.

Las convenciones son, en teoría, grandes reuniones cuyo objetivo principal es elegir oficialmente a los nominados presidencial y vicepresidencial, y escribir la plataforma política con la que competirán, explica Matthew Yglesias del portal Vox.

En la práctica, sin embargo, hace décadas que los nombres de los nominados presidenciales son elegidos previamente por los delegados seleccionados como resultado de las primaras estatales y los caucus, y los candidatos presidenciales eligen a sus compañeros de fórmula poco antes del evento, por lo general.

Hoy por hoy, se trata de shows montados para la televisión, en gran parte, y la inmensa atención mediática que se les presta, hace que las convenciones se conviertan en grandes actos de campaña. Los políticos quieren ir a dar un discurso, aprovechando la enorme difusión, los lobbystas y grupos de interés quieren ir porque allí están los políticos.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario