NOVEDOSA TENDENCIA SEXUAL

El Código Civil brasilero acepta el poliamor

El vínculo entre Leandro, Yasmin y Thaís y la unión poliafectiva de 3 mujeres, realizada el fin de año pasado por primera vez en Brasil, "solo fueron posibles por una brecha en el Código Civil que simplemente no especifica si otros modelos de relaciones no constituyen una unión estable", explicó la abogada Fernanda Leito.

Poliamor es un neologismo que significa tener más de una relación íntima, amorosa, sexual y duradera de manera simultánea con varias personas, con el pleno consentimiento y conocimiento de todos los amores involucrados. El individuo que se considera a sí mismo emocionalmente capaz de tales relaciones se define a sí mismo como poliamoroso, a veces abreviado como "poli".

La palabra "poliamor" fue utilizada por primera vez con este sentido en 1990 por la activista Morning Glory Zell, quien publicó en la revista Green Egg un artículo titulado "A bouquet of lovers": una relación íntima, amorosa, sexual y duradera de manera simultánea con varias personas, con el pleno consentimiento y conocimiento de todos los amores involucrados.

Con frecuencia se describe como "no-monogamia consensual, ética, y responsable." La palabra se usa a veces en un sentido más amplio para referirse a relaciones sexuales o románticas que no son sexualmente exclusivas, aunque existen desacuerdos acerca de qué tan ampliamente se aplica el término. Siendo el término poliamor usado de forma general para describir varias formas de relaciones múltiples ya que las prácticas poliamorosas son diversas, reflejando las elecciones y filosofías de los individuos involucrados.

Esas relaciones amorosas estables vienen ganando terreno poco a poco en Brasil y haciéndose un hueco entre las leyes del país.

Pero los registros legales de "poliafectividad" siguen generando controversia; por ejemplo, el concretado ante escribano público el 01/04 en Río de Janeiro por 2 mujeres y 1 hombre.

Los protagonistas fueron Leandro Sampaio (33 años), Thais Souza (21) y Yasmin Nepomuceno (21), quienes formalizaron su unión estable mediante una escritura registrada por la notaria Fernanda Leito tras 2 años y medio de relación, aunque también han revolucionado las redes casos de uniones entre 3 mujeres y 2 hombres o entre 3 mujeres, entre otros.

Desde entonces el trío ha sido objeto de diferentes reportajes que describen el tipo de relación existente entre los tres y detalles sobre la forma como comparten la vida y duermen en la misma cama.

Los seguidores del amor libre se movilizan a través de las redes para dar a conocer y promover este tipo de relaciones, una iniciativa incluso global que se puede observar al introducir la palabra poliamor en plataformas como Facebook, Twitter o Instagram.

Los protagonistas de este último episodio en la revolución sexual brasileña se presentaron ante Leito con la intención de "volver pública su relación; establecer derechos matrimoniales y poder pleitear en el futuro una declaración del impuesto de renta conjunta, habilitar la creación de un plano de salud familiar" e incluso la posibilidad de tener hijos juntos en el futuro, explicó la notaria.

El vínculo entre Leandro, Yasmin y Thaís y la unión poliafectiva de 3 mujeres, realizada hacia fines de 2015 por primera vez en Brasil, "solo fueron posibles por una brecha en el Código Civil que simplemente no especifica si otros modelos de relaciones no constituyen una unión estable", reconoció Leito.

Es la diferencia entre los matrimonios poligámicos y las relaciones estables, diferenciados principalmente por la existencia o ausencia de núcleos familiares.

Según ella explica, mientras en la poligamia se hace referencia a alguien que tiene varios esposos del sexo opuesto, principalmente hombres con diferentes mujeres, las relaciones poliafectivas consisten en "relaciones no abiertas pero sí formadas por varias personas" en las que todos tienen la misma importancia.

Para Leito, el futuro de esta clase de uniones está destinado a la simplificación, tal y como pasó con las inicialmente llamadas "relaciones estables de homosexuales", que quedaron resumidas en simples "relaciones estables".

"Desde mayo de 2011 el Supremo Tribunal Federal reconoció la unión entre personas del mismo sexo como entidad familiar y determinó que abandonáremos esa terminología homoafectiva. Hoy en día en un matrimonio homoafectivo, o sea, de personas del mismo sexo, solo colocamos unión estable y creo que va a pasar lo mismo cuando hablemos de esa unión estable poliafectiva", relató.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario