REQUIEM PARA VACA MUERTA

La 'maldición de Weaver' y el requiem para Vaca Muerta ¿y Hualong?

Antes de pasar a la estupidez de seguir construyendo torres sin garantizar un adecuado servicio de cloacas, agua potable y energía eléctricas (¡ah la distribución... !), se puede pasar por la 'maldición de Weaver': el geólogo Charles Edwin Weaver fue quien descubrió, hace casi 90 años, lmientras realizaba estudios de campo para Standard Oil of California (actual Chevron) el potencial de la sierra de la Vaca Muerta, en especial lo que él llamó Formación Vaca Muerta, que en 2011 confirmó Yacimientos Petrolíferos Fiscales. Desde entonces y durante varios años se especuló y se fabuló sobre lo que Vaca Muerta le permitiría a la Argentina. Pero el derrumbe del petróleo arrasa con el 'fracking', la única técnica que permitiría extraer hidrocarburos de esa roca. Queda el gas, que es mucho pero no es lo mismo. Todo indica que el sueño de Weaver no se cumplirá, al menor por largo tiempo. Quizá tendrá la suerte de las centrales atómicas chinas....

El acuerdo en ciernes con los fondos buitres implica un giro copernicano de la política energética argentina que, de apoyarse en los convenios nucleares con Rusia y China para comprarles reactores, los coloca como una alternativa más frente a la apertura hacia inversiones norteamericanas en fuentes renovables, como la eólica y la solar, las que a su vez desplazaron de plano a la que hace algo más de 2 años fuera la vedette del que se consideraba el mayor salto petrolero nacional: la explotación de Vaca Muerta.

La Cumbre Mundial de Seguridad Nuclear que se acaba de celebrar en Washington DC pasó en limpio la agenda energética real del gobierno de Mauricio Macri, cuyo esbozo había surgido de la visita de Obama a la Argentina y del encuentro del ministro del ramo, Juan José Aranguren, con la cúpula de China National Nuclear Corp (CNNC).

Así se gestó la foto nuclear de Mauricio Macri con Xi Jinpin, ambos sonrientes. Las cumbres presidenciales son un tiempo escaso para solucionar diferencias, pero sirven para abrir canales, y la bilateral de los dos mandatarios colocó sobre la mesa bilateral el incierto futuro de los reactores que Argentina se comprometió a comprarle a China en 2015, en el marco de un plan del dragón para exportar equipos atómicos por US$ 15.000 millones.

Un contexto como el actual, de frenos de obras, preocupación de contratistas, despidos, fricciones sindicales, y una nueva conducción en Nucleoléctrica Argentina (NASA), da margen para que estos acuerdos atómicos de los chinos con el anterior gobierno de Cristina Kirchner sean revisados y vueltos a conversar de acá a octubre, ya que tanto Atucha III como Atucha IV no tienen los contratos comerciales firmados con Beijing, ni tampoco está firme el trato financiero. En tanto, en las represas santacruceñas hay un contrato y proyecto definido.

Aranguren sostuvo que “los temas importantes son las energías renovables, ahorro y eficiencia energética, hidrocarburos no convencionales y energía nuclear”, sin olvidar a Vaca Muerta, aunque el shale y el tight en la reciente agenda de Barack Obama en Buenos Aires, lucieron en segundo plano. “Vaca Muerta  produce 45.000 bpd y requiere seguir siendo eficientes en reducción de costos y mejora de productividad”, señaló el ex ministro Shell.

Si Argentina aceptó la propuesta de China y de Rusia de financiar y ejecutar obras energéticas, entre 2014 y 2015, por causa de no poder acceder a los mercados occidentales de crédito, el acuerdo con los fondos buitre cambia las posiciones de fuerza y el escenario de las negociaciones. A los chinos les preocupa que no se caiga la provisión de 2 reactores Hualong 1, una operación por US$ 2.000 millones, comprometida por Axel Kicillof y Julio de Vido en octubre 2014, según publica EnerNews/Mining Press.

Pero el giro hacia Estados Unidos ha sido tan ostensible que Aranguren firmará con el subsecretario de Energía, Daniel Poneman, un nuevo memorando de entendimiento, como update de los que había firmado Julio de Vido en 2010 y 2014, que no se tradujeron en negocios.

El otro gran beneficiario de los negocios nucleares con Argentina había sido Rusia, hoy ausente en la Cumbre de Washington, como consecuencia en la remake de la Guerra Fría que devino tras su incursión en Rosaton, conforme se recordó esta semana en un foro de Montevideo, en el sentido que los rusos tienen 52 reactores de investigación (USA suma 40 reactores y Francia y Alemania tienen 10 reactores de investigación cada uno).

EnerNews informó oportunamente que los 2 Haulong 1, que las nucleares asiáticas deben proveer a la argentina NASA, eran al momento de la rúbrica mencionada sólo prototipos. Los primeros en concretarse, por las 2 empresas chinas que ahora aliaron, tienen como destino el mercado doméstico: hace pocos días, las estatales China General Nuclear (CGN) y China National Nuclear Corp (CNNC) anunciaron su sinergia para avanzar en el desarrollo del Haulong 1.

CGN proyecta utilizar el Hualong como 5to. y 6to.reactores de la central en Fujian Ning, mientras que CNNC usará este modelo en los 2 primeros reactores de su central en Zhejiang, según el South China Morning Post. CGN y CNNC han diseñado juntos el Hualong 1.

La historia de los Hualong

La construcción de los 2 primeros Hualong se inició en mayo y diciembre de 2015 en Fuqing, mientras se prepara un reactor de Hualong en Fangchenggang para operarlo en 2020. 

El Hualong 1 fue desarrollado aprovechando tecnologías de empresas extranjeras. CGN ha mejorado la tecnología de la francesa Areva 3G, mientras que CNNC ha realizado mejoras en la tecnología 3G de Westinghouse.

Ambos han reivindicado los derechos de propiedad intelectual sobre las mejoras. CGN y CNNCh ambos llegaron con sus propias versiones de los productos 3G a finales de 2011, pero la Administración Nacional de Energía, que regula el sector, les ordenó fusionar sus diseños en el Hualong 1, para reunir recursos y evitar la competencia directa en mercados externos como Argentina y Pakistán.

El costo de la construcción de Hualong 1 alcanza  de US$ 2.500.000 / MW de potencia instalada y según el vicepresidente de CGN, Zheng Dongshan "es competitivo en el mercado global de reactores 3G”.

CNG y CNNCh se lanzaron a la exportación con un reparto de mercados. CGN quiere colocar el Hualong Uno en Gran Bretaña, Tailandia y Kenia, mientras que CNNC se quedó con los mercados de Pakistán y Argentina.

La regulación británica ha presentado reparos en cuanto a los estándares de seguridad de la tecnología que oferta China.

En el mercado doméstico, mientras tanto, CGN avanza en 8 conjuntos de combustible de plomo de su propio diseño en la unidad 1 de la Fase II del Ling Ao NPP (Ling Ao 3) en Guangdong. Los 4 STEP-12 conjuntos de combustible y cuatro conjuntos de tubos de aleación de circonio CZ se cargaron en el reactor el 14/02, dijo la empresa.

Los equipos están siendo sometidos a irradiación para validar su rendimiento.

“La carga de los conjuntos es un gran avance para la CGN en la tecnología nuclear autosuficiencia”, según la compañía. Ling Ao 3 es una tecnología para el reactor de agua chino CPR-1000  que comenzó su operación comercial en septiembre de 2010.

Según recuerda el Financial Times, la saliente administración de NASA, que encabezaba el kirchnerista José Luis Antúnez, la cooperación chino-argentina aspiraba terminar de perfilar reactores for export entre los dos países.

Cuando comenzaron a hablar, en 2013, la energía nuclear argentina sólo representaba el 4,4% de la generación de electricidad, en momentos en que el déficit de hidrocarburos disparó la factura de compras de GNL y gas boliviano para solventar el parque térmico. "La construcción de dos nuevas plantas de energía nuclear asegurará nuestro suministro de energía en el futuro", dijo entonces Kicillof.

El freno a las obras generó una primera reacción de UOCRA y de las constructoras cuyos contratos terminaron con el último día de marzo.

Desde el MEM de Aranguren hay dos explicaciones:

> no hay fondos para seguir y 

hay que revisar lo acordado con los chinos. 

La sospecha de sobrecostos es el gran tema, mientras que el anterior titular de la cartera vocifera que se está destruyendo el Plan Nuclear que tanto le costó construir.

Para China, el acuerdo con Argentina emergió como la gran vidriera de tecnología de alta tecnología, de cara a América Latina y otros países del 3r. Mundo. China no ha detenido su apetito nuclear, aún después del frenazo del sector después del accidente de la japonesa Fukushima: hoy 1 de cada 3 plantas nucleares que se están construyendo se encuentran en China.

Las empresas chinas desmienten que este desarrollo tenga que ver con mano de obra barata y la fabricación de gama baja, en respuesta a críticas como las del Reino Unido, el mercado que le abriría las puertas de Europa, donde otras empresas decidieron desinvertir en sus activos nucleares para no estropear su capital bursátil, concluye el informe de EnerNews.

Mucha torre faltan cloacas y distribución eléctrica

Los espacios, sobre todo los verdes, de la Ciudad de Buenos Aires se achican cada vez más a medida que el Google Map aleja su foco y se divisan en perspectiva proyectos inmobiliarios que los siguen ocupando.

Alejandro Gawianski marcó 1.500 m2 en la city porteña para expandir HIT, la marca de hoteles de innovación tecnológica, a fin de alojar unos 300 profesionales tras un acuerdo con Accenture, quien le tercerizará su facilities para flexibilizarle el crecimiento. Lo anuncia Il Ristretto, la carta de Claudio Destéfano, quien a su vez da la alarma de que en el predio donde estaban los alemanes de Boheringer Ingelheim, en la avenida del Libertador, Núñez, frente al McDonald’s, el Cenard y de coté al Tiro Federal. Ahí se proyectaron 60.000 m2de Raghsa, o 100.0000 si se toman con cocheras.

Esto siempre y cuando el registro tenga mejor suerte que el 82 % de los arquitectos encuestados por el Consejo Profesional de Arquitectura de CABA, que se quejan de dificultades para que les aprueben los planos. Complicadísimo imaginar cómo podría ser que ese 18% selecto consigue mejor trato....

En las oficinas del Grupo Consultatio, los bocetos van y vienen para conformar al jefe Eduardo Costantini, quien en esta nueva etapa libre de cepos quiere invertir US$ 500 millones en el desarrollo inmobiliario residencial en la capital federal. No Puerto Madero.

Desarrollador de Nordelta y propietario del Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (Malba), él está convencido de que el mercado inmobiliario será uno de los buenos sectores para invertir.

"De hecho, ya este año hubo un fuerte rebote en las ventas, luego de tres años de violentas bajas. Por lo menos, para nosotros, en Nordelta y Puertos fue así; porque la gente ya empezó a anticipar un cambio", comentó.

Pero Buenos Aires ya no da abasto con el espacio, ni siquiera con el verde. La Organización Mundial de la Salud (O.M.S.) recomienda de 10 a 15 y CABA apenas llega a 4,7 m2 por persona y el número va en aumento.

La inequidad queda expuesta en su más cruda expresión: la construcción de propiedades horizontales lujosas en los últimos 6 años representó el 48% del mercado inmobiliario.

Según el censo de 2010, la cantidad de habitantes en la Capital Federal asciende a los 2.891.082, es decir un 4,1% más que en 2001. Y sin embargo, en los últimos 10 años la superficie edificada de la Ciudad aumentó proporcionalmente el doble: 8,1%, pasando de 220.316.840 m2 a 238.045.983 m2.

La zona centro y norte de la ciudad recibe casi el 75% de las inversiones inmobiliarias y provoca una concentración poblacional perjudicial para el ambiente y la calidad de vida de los ciudadanos.

Toribio Achaval afirma que "está lleno de lugares interesantes donde vender y, la verdad, mucha gente necesita del servicio inmobiliario”. Caballito no es un lugar Premium, por ejemplo, pero constituye una de las zonas más calientes de compraventa de la Capital Federal.

La clave para pasarlos a valor, dice, está en la accesibilidad. Y ese es un rol que el Estado puede cumplir y que va más allá de los créditos hipotecarios. "El corredor verde Donado-Holmberg, por ejemplo, está creciendo muchísimo y eso tiene que ver con la llegada del subte. Todas las zonas aledañas al Metrobús también han crecido, se revalorizó mucho la zona de Microcentro y Constitución, lo que se conoce como 9 de Julio Sur. El soterramiento que conecta a Coghlan también ayudó a esa zona."

Bruno Yacono Alarcón, corresponsal de Frente de Noticias en la Ciudad de Buenos Aires, escribe que los servicios, como las cloacas y la electricidad, están a full. Durante este año, Núñez, Caballito, Lugano, Almagro, Monte Castro, Villa Urquiza y Flores fueron las zonas más afectadas por los cortes, inundaciones y malos olores. Paradójicamente en cuatro de estos barrios se registró el mayor foco de construcción en los últimos seis años. Un detalle no menor es que hoy en día la compra de un departamento en un edificio de no más de cinco años de antigüedad incluye, en su gran mayoría, sistemas de aire acondicionado frío/calor y en los más modernos las cocinas presentan hornallas eléctricas.

La construcción de propiedades horizontales en zonas como Belgrano, Núñez, Saavedra y Colegiales ha provocado verdaderos desastres en los últimos tiempos. Cientos de denuncias se reciben permanentemente por las falencias en el sistema cloacal de estos barrios. “Los arroyos en Buenos Aires molestaban porque tenían que urbanizar la zona. En Roma, París, Eslovenia, la urbanización se hace sobre los arroyos y ríos, en cambio acá se tapó todo”, explicó.

“Un barrio en el sur cuenta con el doble de superficie que Caballito, que en 200 manzanas tiene 210.000 personas”, y agrega “en Puerto Madero desde el dique 1 hasta el 3, hay una cantidad de torres que es digno de una ciudad como Nueva York”.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario