POLÉMICA EN LA LEGISLATURA PORTEÑA

Carrió arremete contra un acuerdo entre el PRO y el FPV

Se trata del proyecto de ley que se aprobó dentro de un paquete a libro cerrado en la Legislatura porteña durante la sesión del pasado 3/12/2015 en la que ponen todos los edificios de la Ciudad de Buenos Aires en manos de encargados, porque privatiza la propiedad horizontal y la pone en manos del gremio de porteros (SUTERyH, liderado por el presidente del Partido Justicialista porteño y diputado del Parlasur, Victor Santa María)", según lo denunció la Liga del Consorsista, a través de su secretaria general, Victoria Loisi. Ahora, ante la negativa por parte de la sociedad en su conjunto y la campaña organizada desde Change.org, la Coalición Cívica-ARI (partido liderado por Elisa Carrió), junto con el Socialismo y Bien Común enviaron otro proyecto para derogar esta normativa que aún no entró en vigencia.

"En diciembre se aprobó en la Legislatura porteña sin discusión ni tratamiento una ley impulsada por el Frente Para la Victoria, que pone todos los edificios en mano de encargados, porque privatiza la propiedad horizontal y la pone en manos del gremio de porteros (SUTERyH). Para que se entienda, y porqué tiene relación con las expensas: todo lo que pase en el consorcio -cuánto va a cobrar el administrador, cómo van a ser las expensas, cuándo una decisión asamblearia va a cumplirse o no- , va a estar determinado por este gremio de encargados, porque se creó un organismo donde este gremio tiene mayoría", denunció ante los medios en el mes de febrero la titular de la Liga del Consorsista, Victoria Loisi, en referencia al proyecto de ley que se aprobó junto con un paquete a libro cerrado el pasado 3/12/2015, y que contó con el apoyo del PRO, la UCR y el Frente para la Victoria, principalmente.

Sucede que la ley dispone que el Consejo sea conducido por una Comisión Directiva de 11 miembros, de los cuales tres serán puestos por el Sindicato Unico de Trabajadores de Edificios de Renta y Horizontal (SUTERH), que dirige Víctor Santa María, también presidente del PJ porteño. En cambio, los consorcistas y el propio Gobierno porteño tendrán un solo representante cada uno.

"El administrador va a poder incumplir con las órdenes asamblearias si no son legales", agregó Loisi, indignada.

Se trata de una nueva pelea entre el macrismo y Elisa Carrió que nuevamente dará mucho qué hablar.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario