PARITARIAS

Garro hace muy bien los deberes en La Plata, pero los judiciales se endurecen con Vidal

Las paritarias están realmente difíciles tanto a lo largo como a lo ancho del país, pero si hay una provincia que sienta las bases, esa es Buenos Aires. Si bien el intendente platense, Julio Garro, logró acordar un 22% de aumento para sus empleados a partir de marzo/2016, los trabajadores judiciales nucleados en la Asociación Judiciales Bonaerense (AJB) contrarrestaron este logro al rechazar el pasado lunes 28/03 un 25,5% en 3 tramos, sumándole otro dolor de cabeza a la gobernadora María Eugenia Vidal.

En La Plata, su intendente Julio Garro logró acordar con 2 de los 3 sindicatos que representan a los empleados municipales. Se trata de un 22% en 3 tramos, que comenzará a regir desde marzo; es decir, retroactivo.

Si bien el miedo era que las paritarias municipales de la capital bonaerense quedaran atadas a las negociaciones provinciales (15% para el primer semestre, a ajustar durante el segundo para llegar a un 25%), el intendente platense, logró romper eso y evitar entuertos judiciales.

“Nuestro compromiso durante la campaña fue el de reivindicar el valor del empleo, comenzando por casa. Asumimos el desafío de mejorar las condiciones laborales de los trabajadores municipales y a 100 días de iniciada la gestión, logramos debatir en una mesa técnica y acordar una mejora salarial del 22%”, dijo Garro tras el encuentro paritario.

El acuerdo que engloba una suba del 22% -con un 15% de incremento en el salario básico y un 7% a modo de incentivo- para los trabajadores municipales incluyendo el compromiso de ambas partes para volver a discutir en cuatro meses las escalas salariales de los trabajadores.

Tanto el sindicato de municipales como UPCN avanzaron en dicho consenso, mientras que el acuerdo paritario no contempló a la Asociaciòn de Trabajadores del Estado (ATE).

Dicho acuerdo fue un alivio para la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, aunque sólo por un momento, ya que los empleados judiciales que están bajo su órbita decidieron rechazar el 25% propuesto.

Nucleados en la Asociación Judicial Bonaerense (AJB), los empleados no aceptaron la oferta de aumento salarial formulada por la Provincia para todo 2016 durante el pasado lunes 28/03, del 25,5% en tres tramos. El gremio, que reclama un 45% de suba, se sumará al paro de la CTA de este martes 29/03 y evalúa además nuevas medidas de fuerzas.

Durante la reunión paritaria en el ministerio de Economía, de la que participaron representantes de esa cartera, del ministerio de Trabajo y de la Suprema Corte, la Provincia ofreció un aumento en línea con la propuesta formulada a los estatales enmarcados en la ley 10.430. Propuso una recomposición del 5% retroactiva a enero, 10% a partir de marzo y 10,5% en julio.

Así lo explicó al diario de la ciudad de las diagonales, El Día, el secretario general de la AJB, Pablo Abramovich, quien ratificó el rechazo de ese porcentaje y la demanda de un 45% de aumento, que atienda a “los actuales niveles de inflación”.

Al mismo tiempo, indicó que durante la jornada de este martes los judiciales realizarán una medida de fuerza, en consonancia con el paro convocado por la CTA autónoma, y se movilizarán a la Casa de la Provincia en la Ciudad de Buenos Aires.

Pero, además, el dirigente gremial anticipó que serán convocadas para mañana asambleas en los 18 departamentos judiciales, a fin de evaluar futuros paros, de no haber una nueva convocatoria por parte del gobierno provincial.

Según trascendió de forma extraoficial, la admnistración de María Eugenia Vidal analiza reformular una oferta hacia fines de esta semana.

Pero, además del reclamo en términos de aumento salarial, muy distante de lo ofrecido, Abramovich remarcó que el gremio también tiene una serie de demandas que no fueron tratadas durante la reunión de ayer.

Y detalló que entre ellas se encuentra la de impulsar la ley de paritarias para ese sector, cuyo proyecto tiene estado parlamentario en la Legislatura y al que se le deberían realizar modificaciones para que funcione de forma independiente de la ley de autarquía del Poder Judicial, que perdió estado parlamentario en febrero pasado.

“Esa norma le daría un marco legal a nuestra negociación salarial, que hoy no lo tiene”, explicó el dirigente.

Entre otros reclamos, también figuran el de la sanción de una ley provincial que restituya el 3% de antigüedad para los empleados judiciales, una reivindicación que el sector viene alzando de manera histórica, agregó el medio.
 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario