REPUBLICANO

Trump habla de su (radical) política exterior y sigue como favorito

"Nos han faltado el respeto, hemos sido burlados y estafados durante muchos años por gente más inteligente, más astuta, más dura", dijo Trump sobre lapolítica exterior de USA de los últimos años."Estados Unidos primero significa, antes que nada, ya no ser estafados. Vamos a ser amistosos con todo el mundo, pero no vamos a dejar que nadie se aproveche de nosotros".

El precandidato republicano describió las principales líneas de su política exterior, resumida en su consigna de "primero Estados Unidos", en una larga entrevista publicada este sábado por el New York Times.

La entrevista, desarrollada vía telefónica, fue la más detallada sobre la política extranjera que pretende desarrollar el controvertido magnate, favorito para alzarse con la candidatura republicana a los comicios presidenciales de noviembre próximo en Estados Unidos.

Trump precisó sus puntos de vista sobre cuestiones que van desde la seguridad en Asia oriental hasta Siria, pasando por el grupo Estado islámico (ISIS) y las relaciones con aliados como Arabia Saudita, Corea del Sur o Japón.

El magnate negó ser "aislacionista", pero describió a USA como una nación deudora que contribuye de manera desproporcionada con alianzas internacionales como la OTAN y la ONU.

Desequilibrios similares existen en los vínculos que Washington mantiene con aliados como Japón, Corea del sur y Arabia Saudita, estimó. "Nos han faltado el respeto, hemos sido burlados y estafados durante muchos años por gente más inteligente, más astuta, más dura", le dijo al Times.

"Estados Unidos primero significa, antes que nada, ya no ser estafados. Vamos a ser amistosos con todo el mundo, pero no vamos a dejar que nadie se aproveche de nosotros".

Preguntado acerca de si Japón debe poder disponer de armas nucleares para protegerse de Corea del Norte, Trump sugirió que sería una situación aceptable.

El magnate dijo igualmente que retiraría las tropas estadounidenses de Japón y Corea del Sur a menos que los dos países asiáticos aumentaran significativamente sus contribuciones a Washington por su asistencia militar.

"No podemos permitirnos perder grandes cantidades de dinero, miles de millones de dólares en todo esto", sostuvo.

Calificó a su vez como "una locura y una estupidez" la táctica del presidente Barack Obama de buscar la salida del sirio Bashar al-Asad mientras combate simultáneamente al grupo Estado Islámico.

"No estoy diciendo que Asad sea un buen hombre, porque no lo es, pero nuestro mayor problema no es Asad sino el ISIS", el acrónimo árabe para el EI, agregó.

Señaló además que atacaría al ISIS cortándole sus canales clandestinos de financiación, que provienen de la venta de petróleo.

Trump, quien ha pedido en repetidas ocasiones a los aliados estadounidenses en Medio Oriente que contribuyan militarmente en la lucha contar el EI, declaró que "probablemente" dejaría de comprar petróleo a países como Arabia Saudita a menos que actuaran en ese sentido o reembolsaran a USA por involucrarse en la guerra contra los yihadistas.

El candidato republicano aseguró haber concebido lo esencial de su política exterior a partir de la información que leyó en varios periódicos, incluyendo el New York Times, que publicó una transcripción completa de la entrevista.

Contra la OTAN

Trump reforzó el domingo sus críticas a la OTAN, una piedra angular de la política exterior de Washington por décadas, y llamó a una reorganización de la alianza días antes de una cita de líderes mundiales en Washington.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, será el anfitrión de la Cumbre de Seguridad Nuclear el jueves y el viernes, a la que asistirán 56 delegaciones. Si bien la prevención del terrorismo nuclear encabezará las discusiones, las opiniones de Trump podrían ser un tema en las reuniones privadas.

En otro alejamiento de la política histórica de su país, Trump dijo en una entrevista publicada el domingo por el New York Times que, de ser elegido, consideraría dejar que Japón y Corea del Sur construyan sus propias armas nucleares, en lugar de depender de USA para su protección frente a Corea del Norte y China.

El multimillonario, favorito para ganar la nominación de su partido para las elecciones del 8 de noviembre, también dijo que podría poner fin a las compras de petróleo de Arabia Saudita y otros aliados árabes de Estados Unidos a menos que comprometan el envío de tropas en terreno para luchar contra Estado Islámico o paguen a Washington para que lo haga.

"La OTAN es obsoleta", dijo Trump en el programa de la cadena ABC "This Week", conducido por George Stephanopoulos.

La Organización del Tratado del Atlántico Norte fue creada en una época diferente, dijo Trump, cuando la principal amenaza para Occidente era la Unión Soviética. No está bien adaptada a la lucha contra el terrorismo y cuesta demasiado a USA, añadió.

"Deberíamos reajustar a la OTAN (...) puede ser recortada y puede ser, uh, puede ser reconfigurada y se le puede llamar OTAN, pero va a cambiar", declaró.

El 21 de marzo, Trump dijo que Estados Unidos debería reducir su apoyo financiero para la OTAN, que fue formada en 1949 tras la Segunda Guerra Mundial y se convirtió en un baluarte contra el expansionismo soviético.

Favorito

Trump se afianza como favorito en la contienda republicana de cara a las elecciones primarias que se llevarán a cabo en el estado de California el próximo 7 de junio, según los hallazgos de una nueva encuesta publicada por el periódico “The Los Angeles Times” y gestionada en colaboración con la Universidad del Sur de California (USC).

El reciente sondeo contó con la participación de 1,503 votantes registrados en el estado de California y se llevó a cabo entre el 16 y 23 de marzo. En septiembre de 2015 USC y el LA Times habían realizado una encuesta similar y desde ese entonces las nuevas cifras indican que Trump ha logrado aumentar su apoyo de 24% a 37% entre los votantes californianos del partido conservador.

La encuesta también reveló que Ted Cruz ahora cuenta con un 30% de los votos republicanos. En septiembre el senador Cruz no estaba entre los líderes de la contienda conservadora. Por su parte, John Kasich mantiene 12% de los votos californianos.

Pese a las polémicas que rodean a Trump y la división entre el partido conservador en torno a la popularidad del magnate de bienes y raíces, el candidato cuenta con una cómoda ventaja entre los votantes republicanos en la mayoría de los distritos de California.

Las únicas excepciones al dominio de Trump se pronuncian en la regiones del Valle Central, donde los encuestados favorecen a Ted Cruz y en el condado de Los Ángeles donde Trump y Cruz están prácticamente empatados.

Además el nuevo sondeo indica que entre los conservadores Trump recibe el apoyo de los votantes sin importar las distinciones en niveles de educación, ingresos y las diferencias de género.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario