DEBATES EN C5N

Por Caputo, Navarro a la izquierda de De Sousa

Fabián de Sousa se negó a difundir el programa del periodista K Roberto Navarro, quien iba frontal contra Nicolás Caputo, el empresario amigo de Mauricio Macri, en represalia por lo que entiende es un acoso de la Administración Macri al multimedios Indalo Media. Navarro se quejó por un tema que, sin embargo, Macri abordó con Jorge Fontevecchia, durante la entrevista que publicó el bisemanario Perfil.

El periodista Roberto Navarro se declaró censurado por C5N, canal que decidió no transmitir, en el programa dominical "Economía Política", un informe titulado "El socio del Presidente".

En ese reporte prometía mostrar la relación supuestamente comercial del presidente Mauricio Macri con su socio/amigo/confidente Nicolás Caputo.

Navarro escribió, en su cuenta en la red social Twitter que Indalo Media le prohibió pasar el informe, por lo que su producción decidió no transmitir el programa entero.

"No juzgo la decisión editorial del canal. Es claro el acoso que está sufriendo el medio y sus consecuencias para la empresa y sus empleados: mis compañeros", expresó Navarro en un comunicado.

#Navarro devino en Trend Topic en la red Twitter, y decenas de personas se juntaron en la puerta del canal C5N en el barrio de Palermo para mostrar su apoyo a Navarro.

Aquí algunos tuits interesantes sobre el episodio:

-------------------------------

 

--------------------------------

Cuando Canal 13 (Grupo Clarín) decidió realizar el programa especial de Jorge Lanata y se supo que embestiría contra Cristóbal López y Fabián de Sousa, entre otros, a quienes conoce Lanata (durante sus grandes días del programa dominical, Lanata nunca atacó a quienes eran los directivos de Grupo Indalo al punto tal que los de Lázaro Báez acusaban, off the record, a Lanata de obtener información de los de Indalo), C5N llegó a debatir partir la pantalla y dar de un lado el programa de Lanata y del otro responderle en vivo.

Sin embargo, más tarde todo se fue calmando, y el propio De Sousa decidió salir de Ciudad de Buenos Aires para superar la presión de los más jacobinos de su propio grupo (por ejemplo, Navarro), quienes insistían en contraatacar a Macri.

Lo interesante es que Macri habló de estos temas con Jorge Fontevecchia durante la entrevista que publicó el bisemanario Perfil:

"(...) —Si desde enero ya tenían la información sobre Cristóbal López, ¿por qué demoraron hasta ahora para denunciarlo?

—Yo no la tenía. Me cuenta la AFIP que la tenían ellos, que estaban investigando. Yo le creo a Alberto (Abad, titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos) porque es un gran colaborador, pero también hay tiempos, hay lentitudes. Hay que entender una cosa: no son cien días de una continuidad normal. Son cien días de recibir un Estado en situación de colapso absoluto. O sea, aquellos que predicaban a favor del Estado durante más de una década lo destruyeron, lo canibalizaron. No funcionan los sistemas de información, no encontramos los papeles. Sí encontramos muchas máquinas trituradoras de papeles.

—¿Cuándo te reuniste con Cristóbal López por última vez?

—La única vez, te diría, que me reuní con Cristóbal López fue el domingo de la segunda vuelta, o de la primera vuelta, ya estoy mareado… Pero era el domingo de un día que votábamos.

—¿Cómo fue esa reunión?

—El me pidió verme. Veníamos de un conflicto sistemático con sus medios, muy agresivos. Me dijo que quería contarme que era un empresario de trayectoria, me contó un poco su trayectoria en Santa Cruz, en el Sur en general, con el petróleo, y que él quería seguir trabajando. Yo le dije que yo no tenía ni prejuicios ni simpatía por él y su grupo, que iba a ser uno más y que iba a gozar de las mismas posibilidades que todos los demás, pero que iba a tener que cumplir la ley como cualquier otro, y él me dijo: “Bueno, está claro cuáles son las reglas”. Estuvimos cuarenta minutos, punto.

—En el reportaje que te hice antes de ser electo jefe de Gobierno de la Ciudad, el 4 de marzo de 2007, sobre la venta de las empresas del grupo Macri Iecsa y Creaurban a tu primo Calcaterra, me dijiste: “Tiene que ver con no tener más negocios con el Estado que conflictúen mi carrera”. Ahora Cristóbal López argumenta que Calcaterra apeló al mismo sistema para posponer pagos a la AFIP. ¿El hecho de que tu primo sea el continuador de la empresa del Grupo Macri y no simplemente un primo cuya carrera empresarial no tenga nada que ver con la tuya no te confictúa?

—A mí no, pero, claramente, al periodismo le gusta poner un acento en eso. Vos tenés primos cercanos y primos lejanos, y él es un primo al cual yo quiero mucho y con quien tengo relación, pero él tiene su actividad personal. Y a partir de la persecución que hizo el kirchnerismo con mi padre, mi padre decidió venderle toda esa parte a él, y él ha gestionado eso, con mejores y peores momentos, según su capacidad de convivir con el kirchnerismo en estos ya casi diez años. La verdad es que yo no me siento para nada conflictuado, tengo muy claro que lo que voy a organizar son licitaciones transparentes. Habrá, si Dios quiere y tenemos la energía y la fuerza, miles de licitaciones en la Argentina que viene porque hacen falta hacer miles de obras para conectar este país, para generar viviendas, cloacas, agua corriente. Entonces él participará como decenas de empresas que conozco. Las conozco a todas. Yo fui integrante de la Cámara Argentina de la Construcción muchos años, conduje esas mismas empresas hace veinte años. Para mí todo va a ser decir: “Señores, trabajen, ojalá les vaya a bien, si les va bien a ustedes es que construyeron bien, que al país le fue bien, compitan, pongan precios con los cuales puedan cumplir sus contratos, si no, se van a fundir”. Y además espero instrumentar algo que es revolucionario, que le sirvió a Chile, a España, a millones de países, que se llama PPP, que es que el que construye, financia y entrega la obra cobra después de que la entregó. Entonces se acaban los certificados de obras, se acaban las renegociaciones de contrato… ¿Vos me vas a entregar una ruta? Bueno, cuando la termines y el auto pueda circular, yo te la pago. ¿Vos me vas a dar un hospital? Cuando el hospital funcione y entren los primeros pacientes, yo te lo pago. ¿Vos me dijiste que vale eso? Bueno, hacelo, yo te voy a pagar eso cuando termines. Ya no hay más modificaciones de proyecto, no hay más negociaciones porque eso encarajina, sobre todo mientras todavía haya inflación. Entonces esto es un infierno. Si logramos eso, yo voy a estar muy tranquilo, y también quiero aclarar que todos tienen que tener los mismos derechos ante a la ley.

—Hablando de licitaciones: mientras fuiste jefe de Gobierno de la Ciudad, argumentabas que tu amigo Nicolás Caputo no se presentaba en ninguna licitación con la Ciudad. Ahora ganó dos seguidas: ¿esa autolimitación cambió a partir de que asumió Rodríguez Larreta?

—No. Averigüé, y solamente renovó lo que tenía, que son los contratos de mantenimiento.

—Pero vos marcabas que Caputo no tenía ninguna licitación con la Ciudad.

—Exactamente. Yo le pedí que no participe activamente porque era un ámbito más chico. El tiene actividades que son tanto más importantes…

—¿Antes podía ganar licitaciones en el resto del país, pero ahora que sos presidente no le quedaría dónde?

—Hay un único país. ¿Se tiene que ir de la Argentina? (...)".

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario