GUERRA EN LA JUSTICIA FEDERAL

Y esto es sólo el comienzo: Carrió y Angelici van por la cabeza de Gils Carbó

"Angelici, no maneje la Justicia Federal porque voy a ir por usted", disparó la diputada de la Coalición Cívica-ARI, Elisa Carrió, en Animales Sueltos (América TV). Y la bomba explotó. "Le pido a Angelici que no mantenga a [Román] Di Santo como jefe de la [Policía] Federal porque ensució la causa de Nisman", agregó en el estudio el pasado martes 8/03. Di Santo es hoy (13/03) ex jefe. Pero los pasillos de los palacios de Justicia saben muy bien que en realidad la guerra seguirá, pues la medalla es la Procuraduría General de la Nación, esa que hoy ocupa la militante K, Alejandra Gils Carbó.

El periodista Eduardo Van der Kooy intentó ser más explícito y claro con respecto a esta guerra desatada en Cambiemos:

"Carrió está convencida de misiones discretas en la Justicia de personeros de Macri tendientes a evitar una marea de acciones contra la ex presidenta [Cristina Fernández]. De hecho, el ingeniero no está de acuerdo con la citación de Bonadio. La diputada dice lo que otros callan por prudencia. El ministro Germán Garavano percibiría límites en su administración.

El hombre apuntado, en ambos casos, es Daniel Angelici. Abogado, presidente de Boca y del círculo chico de Macri. El dirigente hizo su defensa –”nunca nadie me vio reunido con un juez”, explicó– pero el mundo judicial conoce que uno de sus objetivos sería cubrir la Procuraduría General de la Nación, el día que Alejandra Gils Carbó se vaya. Posee como candidato a un fiscal que tuvo un papel activo luego de la muerte de Alberto Nisman".

"Carrió presume, en cambio, que el objetivo de Angelici podría consistir en aletargar las causas sobre corrupción, en especial la de Hotesur, que amenazan a la ex presidenta", continuó Van der Kooy.

Carrió fue citada para declarar como testigo por los dichos contra el xeneize.

"Voy a seguir luchando aunque Angelici no quiera, interviene en la Justicia con el consentimiento del Presidente", aclaró luego de acusarlo en uno de los programas más visto de la noche argentina, Animales Sueltos.

El fiscal federal Federico Delgado pidió el pasado viernes 11/03 al juez Sebastián Casanello que cite a la legisladora como testigo para que “aporte todo dato que posea” sobre sus revelaciones.

La guerra está declarada... Y los balazos van a herir mucho a la institucionalidad y gobernabilidad de Mauricio Macri. Sin dudas, son tiempos intensos. Los personajes también.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario