RECESIÓN

Oscuro pronóstico del FMI para la economía argentina

En su Panorama Económico Mundial, el FMI anticipó que América Latina crecerá sólo un 0,8% el próximo año. Con respecto a la Argentina, "se prevé que la actividad económica se mantenga estancada en 2015 y 2016", asegura el informe.

 

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24El Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo sus previsiones de crecimiento mundial para 2015 y 2016 a causa de la desaceleración de China e importantes economías emergentes y pese a un leve repunte en las economías desarrolladas. En particular, para la Argentina el pronóstico no es alentador: "se prevé que la actividad económica se mantenga estancada en 2015 y 2016", asegura el informe.
 
“Para los mercados emergentes y los países en vías de desarrollo, nuestra predicción es que 2015 será el quinto año consecutivo de crecimiento declinante”, subrayó Alejandro Werner, director del Departamento del Hemisferio Occidental del organismo, en la introducción del informe, presentado este martes en Lima (Perú), que realiza esta semana la asamblea anual del organismo. 
 
"Las proyecciones de crecimiento para América Latina y el Caribe se han revisado aún más a la baja —al 0,5 por ciento en 2015— lo cual supone una desaceleración de la actividad por quinto año consecutivo", aseguró.
 
Según Werner "el crecimiento más débil de lo previsto en los Estados Unidos al comienzo del año ha empujado a la baja las perspectivas de crecimiento en la región, mientras que el persistente descenso de los precios de las materias primas ha debilitado aún más el entorno externo para la mayoría de los países de América del Sur", incluido Argentina.
 
El experto del FMI aseguró que mientras estos factores ocurren, al mismo tiempo, hay "cuestiones internos que se han sumado a las dificultades de carácter externo, contribuyendo a debilitar la confianza de las empresas y los consumidores y, por lo tanto, a reducir la demanda privada".
 
Además, explicó Werner, "la moderación de los precios de las materias primas y el alto nivel de apalancamiento de las empresas implican que la inversión probablemente seguirá siendo débil durante un período prolongado".
 
El reciente informe del FMI sostiene que estos factores, en conjunto, apuntan a que las perspectivas económicas en la región se enfriarán aún más. "Además de las proyecciones de crecimiento más bajo para este año, prevemos un repunte más débil en 2016", añadió Werner en un comunicado.
 
Para América del Sur, el panorama es oscuro. Venezuela (-10%), Brasil (-3%) y Ecuador (-0,6%) son los que muestran una peor evolución, tras un sustancial recorte respecto a la última predicción, pero también se ralentiza el crecimiento de los países integrantes de la Alianza del Pacífico (Chile, México, Colombia o Perú), con avances en el entorno del 2,5%.
 
Para Argentina prevé una mejora de apenas 0,4% pero una baja de 0,7% para 2016.  La clara evidencia es que, América Latina y el Caribe, productores de commodities por excelencia, será la única región que registre una contracción en su PIB este año, (-0,3%), frente al estimado de crecimiento de 0,5% que tenía el FMI en su informe anterior. Podría expandirse un 0,8% en 2016.
 
Entre los más perjudicados de Sudamérica estará Brasil, sacudido además por problemas políticos internos, donde la recesión será el doble de lo esperado (-3,0% en 2015). "En Argentina, en tanto, se prevé que la actividad económica se mantenga estancada en 2015 y 2016", sostiene el informe.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario