CORTE SUPREMA

Renunció Zaffaroni y empieza la danza de nombres para reemplazarlo

Eugenio Zaffaroni presentó esta mañana (31/10) su renuncia al cargo de ministro de la Corte Suprema de Justiciad de la Nación, tal y como había anunciado desde hace mucho tiempo. En los hechos, la dimisión tendrá efecto a partir del 31 de diciembre próximo y luego el Poder Ejecutivo podrá en marcha el mecanismo institucional para proponer un reemplazo que deberá aprobar el Senado con una mayoría especial de 2/3 que el oficialismo hoy no tiene, lo que obliga al kirchnerismo a consensuar con las fuerzas opositoras. La partida de Zaffaroni dejará en 2015 al máximo tribunal con 4 miembros, tras los recientes fallecimientos de Carmen Argibay y Enrique Petracchi. Los K ya tienen pensados 3 nombres.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- Una formalidad la renuncia presentada este viernes (31/10) por el juez Eugenio Zaffaroni a la presidente Cristina Fernández. Se hará efectiva el 31/12, con lo cual ya no será miembro de la Corte Suprema en 2015 y el máximo tribunal quedará con 4 miembros debido a los recientes fallecimientos de Carmen Argibay y Enrique Petracchi.

"Motivan esta dimisión ineludibles razones normativas y, más lejanamente, éticas y de convicción personal", argumentó el magistrado en un escrito de tres páginas dirigido a la primera mandataria donde alude a su edad (75 años) como límite constitucional para seguir ocupando el cargo.

"Pesa en mi decisión la idea de que la vitalicidad de los funcionarios de la Constitución, si bien excepcional, siempre es más adecuada a los sistemas monárquicos y, por ende, menos compatible con los principios republicanos", justificó.

A partir de su salida del cuerpo, Zaffaroni dice que ahora se dedicará de lleno a la labor docente con el objetivo de "formar a muchos hombres y mujeres jóvenes" para que puedan continuar " reflexionando y actuando el derecho mucho más y mejor" en pos de reducir "los niveles de desigualdad y violencia".

No puedo ocultarle que, en los últimos meses, experimento la sensación de que mi tarea en este Poder está agotada, junto con la urgencia en volver a la actividad académica, tanto en el país como en la Patria Grande”, señaló Zaffaroni en el escrito.

Además, en el texto de su renuncia al cargo a partir del 31 de diciembre próximo -tal como lo había anticipado públicamente en distintas oportunidades- , el ministro expresó a la mandataria, “ por el bien de todos los habitantes de nuestra Patria ”, sus “ fervientes votos por la exitosa culminación de su mandato constitucional, como también por su felicidad y ventura personal, y la de todos los suyos ”.

“Estimo que la justicia -y el derecho en general- no profundizarán su democratización sin un cambio cultural que, ante todo, debe provenir de sus propias fuentes de producción académica ”, postuló Zaffaroni, quien, para finalizar la carta, le expresó a la mandataria su “más selecta consideración y estima”, y el saludo protocolar “b.s.m”, que significa que besa su mano.

Con la salida de Zaffaroni, la ley exige que su composición sea de 5 integrantes. Por lo que el Poder Ejecutivo podrá proponer a un candidato que luego deberá ser aprobado por los 2 tercios del Senado.

El oficialismo no cuenta con esa proporción de votos a favor, por lo cual necesitaría proponer a un candidato que reúna consenso entre todas las fuerzas políticas. Ya advirtió el senador radical Ernesto Sanz que su fuerza no va a darle el visto bueno a un candidato que represente "un copamiento de la justicia" por parte del Gobierno. 

El senador del FpV Aníbal Fernández dijo que "hay 2 o 3 nombres que reúnen las condiciones" para el consenso.

Unos de los nombres obvios es el de Carlos León Arlanián, quien fue miembro del tribunal que juzgó a las Juntas Militares a mediados de los 80. Arslanián también desempeñó cargos en distintos gobiernos peronistas.

Todo lo contrario sería la preferida de la Casa Rosada, la procuradora general Alejandra Gils Carbó, que si bien consiguió un amplio acompañamiento en el Senado para su designación en el cargo su giro hacia una postura mucho más militante la deja hoy sin la posibilidad de obtener un apoyo opositor para ir a la Corte.

Ricardo Gil Lavedra mantiene excelente relación por sus nexos académicos con el ministro Zaffaroni, a pesar de que defendió al fiscal Campagnoli, lo que no cae bien el kirchnerismo.

Resuenan otros nombres como el presidente de la Cámara Penal Económica, Marcos Grabivker o el juez de la Cámara Nacional electoral Alberto Dalla Via.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario