RECHAZAN PEDIDO DE ACREEDORES

Griesa da otra oportunidad: Buitres no acceden al dinero en el BoNY Mellon

El discurso K afirma que el juez estadounidense Thomas Griesa es un personaje malvado. Sin embargo, Griesa no deja de ayudar a los incorregibles K... Pareciera que él también apuesta a un bendito acuerdo entre las partes en enero 2015, luego del vencimiento de la famosa cláusula RUFO que escribieron Néstor Kirchner y Roberto Lavagna.

NUEVA YORK (Reuters) - Un juez estadounidense rechazó el lunes 27/10 exigir a Bank of New York Mellon Corp que entregue a los tenedores de bonos argentinos en default alguna parte de los US$539 millones que el país depositó para pagar a sus acreedores que participaron en reestructuraciones previas de deuda soberana.
 
El juez de distrito Thomas Griesa en Nueva York dijo que ya que los fondos están fuera de Estados Unidos en las cuentas de BNY Mellon en el Banco Central de Argentina, la entrega de fondos no estaría autorizada bajo la Ley de Inmunidad de Soberanía Extranjera (FSIA, por su sigla en inglés).
 
"Al tratar con lo que puede ser objeto de traspaso, la FSIA simplemente no menciona bienes situados fuera de Estados Unidos", escribió Griesa.
 
La moción fue presentada en gran parte por varios ciudadanos italianos que han comprado bonos de Argentina. Representantes del banco, Argentina y los bonistas que buscan el traspaso no respondieron a las solicitudes de comentarios.
 
La decisión viene una semana después de que un tribunal estadounidense desestimó la apelación de Argentina a un fallo que ordenó a BNY Mellon retener los 539 millones de dólares que el país depositó en junio para cumplir con pagos previstos a sus tenedores de deuda reestructurados.
 
Argentina cayó técnicamente en un incumplimiento de deuda en julio, después de negarse a acatar órdenes judiciales para pagar US$1.330 millones más intereses a fondos que no se acogieron a la reestructuración posterior al default del 2002.
 
Los fondos de cobertura liderados por NML y Aurelius Capital Management no concurrieron a los canjes de deuda que Argentina convocó en el 2005 y el 2010, que terminaron con el intercambio de cerca de un 92% de los bonos incumplidos.
 
Los inversores que sí intercambiaron sus bonos recibieron menos de US$0,30 por cada dólar de sus tenencias de deuda.
 
El más reciente default del país llegó después de que la Corte Suprema de Estados Unidos declinó escuchar la apelación de Argentina a un fallo que le ordenaba pagar a los tenedores de bonos no reestructurados al mismo tiempo en que efectuara los pagos a los bonistas que sí participaron en los canjes.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario